Aleteia logoAleteia logoAleteia
sábado 26 noviembre |
San Juan Berchmans
Aleteia logo
Espiritualidad
separateurCreated with Sketch.

Cuando san Josemaría recibió un signo de la Virgen María

Nuestra aSeñora del Rosario en Pallerols

Associació d'amics del Camí de Pallerols de Rialb a Andorra

Patricia Navas - publicado el 24/11/22

En un difícil momento de crisis interior y en medio de la persecución religiosa del siglo XX en España, el fundador del Opus Dei pidió una respuesta y encontró una sencilla flor de madera que lo cambió todo

Era el año 1937. España vivía una sangrienta y absurda guerra civil con una furiosa persecución religiosa.

El joven sacerdote Josemaría Escrivá de Balaguer había decidido emprender un duro camino de evasión al país vecino, Andorra, atravesando de noche caminos de montaña en el frío mes de noviembre.

Noche oscura en Pallerols

El día 21 llegó con un pequeño grupo que lo acompañaba al pintoresco pueblecito de Pallerols de Rialb.

Pallerols.jpg
Pallerols de Rialb, en la provincia española de Lérida, y su entorno

Allí pudo refugiarse en la casa del cura y pasar la noche sobre la paja en un pequeño espacio abovedado de piedra.

«El horno» de Pallerols
Habitación conocida como «el horno», donde la expedición de Josemaría pasó la noche del 21 al 22 de noviembre de 1937

Pero el agobio no le dejaba dormir: dudaba si huir de España en aquel momento tan difícil era lo que Dios quería, a pesar de pensar que le ayudaría a expandir el Opus Dei.

Una respuesta sencilla

Por eso pidió al cielo una señal que le confirmara que estaba haciendo lo correcto. Bajó a la iglesia y buscó algo que respondiera a su petición. Entonces encontró en el suelo una pequeña rosa de madera dorada.

Rosa dorada
La rosa dorada de madera que devolvió la paz a san Josemaría

Ese objeto tan sencillo -probablemente una parte desprendida de un retablo- lo cambió todo.

Porque el sacerdote lo interpretó como una confirmación de la Virgen de que debía seguir adelante y recuperó la paz. Él mismo describió así su experiencia unos años más tarde:

«Entonces, con moción interior que coaccionaba mi voluntad, le dije al Señor: “si estás contento de mí, haz que encuentre algo”, y pensé en una flor o adorno de madera de los desaparecidos retablos. Volví a la iglesia (estaba en la sacristía), miré por los mismos sitios donde había mirado antes. . . , y encontré en seguida una rosa de madera estofada. Me puse muy contento y bendije a Dios, que me dio aquel consuelo, cuando estaba lleno de preocupación por si estaría o no Jesús contento de mí».

Apuntes n.1440, del 22-XII-1937
23923439897_a0beca1451_c-1.jpg
Nuestra Señora del Rosario en la iglesia de Pallerols

«Cuando estaba comido de preocupaciones, ante el dilema de si debía pasar, o no, durante la guerra civil española, de un lado a otro, en medio de aquella persecución, huyendo de los comunistas, viene otra prueba externa: esa rosa de madera. Cosas así: Dios me trata como a un niño desgraciado al que hay que dar pruebas tangibles, pero de modo ordinario».

Meditación del 14-II-64

La confianza en que Dios lo amaba acompañó a Josemaría hasta su muerte y hoy esa rosa encontrada en Pallerols se expone junto a su tumba en Roma.

Agradecimiento y fidelidad

Cada año, los hijos espirituales de este santo conmemoran el feliz hallazgo con una solemne misa en la iglesia de Pallerols.

Misa en Pallerols

Antes sacan a la calle en una procesión la talla de la Virgen que lleva en su mano una réplica de esa sencilla flor que dio ánimos a san Josemaría en un momento muy difícil.

38110535964_a795364d79_c.jpg
Procesión de la imagen de Nuestra Señora del Rosario en Pallerols

Además grupos de distintos países del mundo recorren una y otra vez el Camino de Pallerols a Andorra reviviendo un hito histórico para el Opus Dei.

Tags:
guerra civil españolaopus deirespuestasvirgen maria
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...





Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.