Aleteia logoAleteia logoAleteia
viernes 09 diciembre |
La Inmaculada Concepción
Aleteia logo
Espiritualidad
separateurCreated with Sketch.

Las extrañas sensaciones de los pastores de Fátima tras las apariciones del ángel

ad359-32bpastorinhos2bna2bcova2bda2biria

Reprodução

Gelsomino del Guercio - publicado el 03/10/22

Testimonios conmovedores: "El poder de la presencia de Dios fue tan intenso que nos absorbió y casi nos aniquiló por completo"

Al ver al ángel, los pastorcitos de Fátima empezaron a experimentar sensaciones que nunca habían tenido: una sensación de aniquilamiento, de contemplación, de éxtasis, que los transportaba a una dimensión no terrenal. Este estado de ánimo fue analizado por Madalena Fontoura en el libro I pastorelli di Fatima (Ediciones Ares, en italiano. Aún no publicado en español).

Madalena Fontoura, psicóloga y escritora portuguesa, lleva desde los años 80 analizando la personalidad de los pastorcitos de Fátima.

Era el año 1917. Las tres apariciones del ángel a los pastorcitos ocurrieron antes que las de la Virgen. Era como prepararlos para el «impacto» con la Virgen.

«Ya no puedo hablar»

Con respecto a las apariciones del Ángel, la pastorcita Jacinta confesó:

«No sé lo que siento. Ya no puedo hablar; ni para cantar ni para tocar, no tengo fuerzas para hacer nada».

«Yo tampoco», añadió Francisco, «pero ¿qué importa? El ángel es más hermoso que todo esto. Pensemos en él».

«Colapso físico»

Unos años más tarde, cuando la tercera pastora, Lucía, recordó y anotó todo lo sucedido, describió el efecto que les produjo la aparición del Ángel:

«La fuerza de la presencia de Dios fue tan intensa que nos absorbió y nos aniquiló casi por completo.

Incluso parecía privarnos del uso de los sentidos corporales durante un gran período de tiempo.

En aquellos días, realizábamos acciones materiales llevadas por este ser sobrenatural que nos empujaba hacia ellas.

Era grande la paz y la alegría que sentíamos, pero sólo interiormente: el alma estaba completamente concentrada en Dios. Incluso era grande el abatimiento físico que nos postraba«.

El cambio lento

Lentamente comenzó el cambio. El cielo se apoderó de la energía exuberante y la alegría sonora tan propias del temperamento y la edad de Jacinta. Lo atesoraría más tarde para una misión que ella desconocía en ese momento.

Por ahora, se trataba de crecer más rápido, con apenas seis años, no a la fuerza, sino en virtud de una gran y profunda atracción que aún no lograba explicar.

Contemplación de Francisco

El cielo empezaba a atraer hacia sí la contemplación de Francisco: quería saberlo todo, no por mera curiosidad, sino para conocerlo mejor, para saborearlo más a fondo. Si primero se entretuviera, se entretendría con Dios de ahora en adelante.

ChildrensofFatima-1
Lucía, Francisco, Jacinta

El dócil espíritu de observación

Después de las apariciones del ángel, Lucía tocó el espíritu dócil de observación y la conciencia que la harían una misionera del siglo XX: acogió, respondió, evaluó, reconoció, testificó e indicó el camino. Al principio sólo a sus primas, después a la Iglesia y al mundo.

Amor por el sacrificio

Con las apariciones del ángel, los Pastorcitos de Fátima descubrieron el amor al sacrificio: es decir, descubrieron más profundamente el amor de Dios por ellos y sintieron el deseo de responder a las peticiones de oración y sacrificio transmitidas por el Ángel. Comenzaron a ofrecer a Dios todo lo que les costaba esfuerzo.

En el suelo durante horas

Se postraron en el suelo durante horas, repitiendo la oración que el Ángel les había enseñado.

Francisco no tuvo dificultad para orar. Pero, a diferencia de sus primos, no podía permanecer postrado con la cabeza en el suelo y rezar durante muchas horas. Los acompañaba humildemente de rodillas o sentado.

Tags:
fatimapazsacrificiosentimientosvirgen maria
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...





Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.