Aleteia logoAleteia logoAleteia
miércoles 28 septiembre |
San Wenceslao
Aleteia logo
Espiritualidad
separateurCreated with Sketch.

Al convento a los 22 años: «Lo dejé todo por TODO»

COLOMBIA

diocesisdecartagena.org

Redacción de Aleteia - publicado el 12/09/22

El extraordinario camino a la felicidad de la joven Mamen, nueva monja clarisa

Mamen es una joven de 22 años con una historia inspiradora. El pasado 28 de agosto ingresó en el convento de Santa Verónica de las clarisas de Algezares (Murcia, España).

Nacida en Cartagena, su nombre completo es María del Carmen Cegarra Fernández. Es la segunda de 14 hermanos, de una familia del Camino Neocatecumenal.

Seguro que la experiencia en su familia -enviada en misión por el papa Benedicto XVI, hace 17 años- ha influido en su vocación.

Mamen estudió Enfermería, pero la llamada a la vida contemplativa ha sido muy potente. «Lo dejé todo por TODO«, resume llena de felicidad, en su testimonio publicado por la diócesis de Cartagena.

Un proceso espiritual

COLOMBIA

En septiembre de 2021 participó en un encuentro para chicas en un convento de monjas que resultó crucial en su camino de vida:

«Mi hermana no pudo ir, se quedó con muchas ganas, y así decidí ir yo por ella. Cogí un avión de viernes a domingo y, en ese encuentro, Dios empezó a cambiar mi vida sin darme ni cuenta. Sentí una tranquilidad y una alegría esos días….

Lo que más me sorprendió fue la felicidad de las hermanas, y cómo nos cuidaban y servían sin quejarse y sin perder la sonrisa.

Desde entonces mi cabeza estaba más allí que en mi propia casa«.

Mamen repitió la experiencia en los meses siguientes y fue conociendo a las hermanas y experimentando su alegría «inexplicable».

«Desde entonces mi vida consiste en dejarme llevar«, explica, confesando que hasta entonces siempre intentaba controlarlo todo.

«Nunca me planteé una vocación que no fuera el matrimonio»

Dos meses después, en diciembre de 2021, dejó su trabajo y se dedicó a viajar y a ayudar a su madre en casa. Fue un tiempo de madurez y de cambio.

«En aquel entonces yo estaba saliendo con un chico y estaba al 100 % segura de que quería casarme con él y quería formar una familia grande y cristiana -recuerda-. Nunca me planteé una vocación que no fuera el matrimonio».

Sin embargo, no fue un camino liso. Mamen buscaba la felicidad en muchos lugares: «en mi comunidad, en el dinero, viajando, en los afectos de aquellos que me rodeaban,… y me olvidé un poco de Dios y empecé a vivir mi vida según mis apetencias«.

Dios todo lo cambió

Pero en mayo de 2022 pasó unos días en el convento y todo se aclaró:

«Él todo lo cambió. Le pude poner nombre a lo que mi corazón tanto ansiaba.

Me di cuenta de que el Señor ya me llamó antes y no quise responder por miedo. Hoy me pregunto: ¿A qué tenía miedo, a ser feliz?«.

«Al segundo día de experiencia les dije a las hermanas: «Estoy haciendo la experiencia por protocolo, sé y tengo la certeza de que Dios me quiere aquí y me quiere así.

Palpé con mis propias manos y vi con mis propios ojos el amor tan grande que Dios me tenía a través de las hermanas.

Sentía una paz que no había sentido jamás y volví a recuperar esa felicidad que hace mucho tiempo perdí. ¿Cómo no responder a un amor tan grande?».

Mamen pidió la entrada al convento. Y en verano, el 28 de agosto, fiesta de san Agustín, celebró su ingreso.

COLOMBIA

Y ahora «soy la mujer más feliz, afortunada y privilegiada del mundo». Comprendió que «el Señor nos quiere felices y yo aquí soy feliz».

COLOMBIA

Y hoy reza con gratitud: «Señor qué grande eres y qué bien hecha esta mi historia. ¡Qué regalo ser elegida!».

Tags:
conventoDeClausurafelicidadjovenesreligiosasvocacion
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...





Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.