Aleteia logoAleteia logoAleteia
lunes 08 agosto |
Santo Domingo de Guzmán
Aleteia logo
Estilo de vida
separateurCreated with Sketch.

Las 8 claves para que un matrimonio funcione en los primeros años

Este artículo está reservado a los miembros de Aleteia Family
shutterstock_2180335267.jpg

Art_Photo - Shutterstock

Los primeros años de matrimonio son una etapa llena de novedades que hay que saber encauzar.

Mercedes Honrubia García de la Noceda - publicado el 21/07/22

El papa Francisco está especialmente interesado en prestar ayuda a las parejas que se casan por la Iglesia, no solo con los cursos de preparación sino en la primera etapa de su vida en común. Mercedes Honrubia, directora del Instituto Coincidir, avanza las claves de esta ayuda

Las  últimas  encuestas sobre bodas nos hablan de cómo han disminuido el número de celebraciones canónicas. Por este motivo, el Papa Francisco consciente de esta realidad ha publicado un documento muy concreto de acompañamiento en la preparación y en la vida del matrimonio como un itinerario a seguir.

Si  hace unos días hablábamos de los preparativos de la boda, en esta época en la que el buen tiempo invita a celebrar, hoy vamos a adentrarnos en el acompañamiento que propone el Papa durante los primeros años, precisamente como una forma de prevención de rupturas y como una manera de incentivar el matrimonio  canónico. El documento nos habla de «mistagogía matrimonial» (es decir, nos introduce en el misterio del matrimonio y sus consecuencias en la vida de los esposos) (apartado 77).

Para ello, vamos a centrarnos en un punto muy concreto del documento, el número 78 .

En este apartado, el documento hace referencia a una ayuda muy concreta para vivir la relación interpersonal con serenidad en los primeros años del matrimonio, algo de lo que desde hace años somos testigos de primera mano en el Instituto Coincidir.

El Papa Francisco nos propone unas pautas para que en esos primeros años, el matrimonio se consolide, asiente sus raíces y crezca, dando fruto.

Para ello es necesario :

Las claves

1.- Aceptar la diversidad del otro. Es esa diferencia de hombre y mujer, con lo que ello implica, donde nos complementamos y nos hacemos uno. La otra persona es distinta, no podemos pretender que diga o haga las cosas como yo las haría. Para ello el respeto es clave.

2.- No tener expectativas irreales en la vida común y considerarla como un camino de crecimiento. Para ello es muy importante trabajar y adquirir herramientas para una buena comunicación, en la que podamos compartir esos anhelos y expectativas sobre lo que queremos que sea nuestra vida matrimonial. Es en ese compartir, precisamente aceptando la diferencia de cada uno, donde conseguiremos ir creciendo como personas y como matrimonio, dado que el matrimonio una vez que nos damos el “si quiero” está en permanente construcción, es un día a día.

3.- Gestionar los conflictos que irremediablemente pueden surgir. Es precisamente en esa diferencia y en esa gestión de expectativas cuando los conflictos surgen. El ser conscientes de ello y aceptar la realidad que tenemos delante nos va a permitir trabajarlos a través de una comunicación en positivo, una comunicación constructiva de nuestra relación.

4.- Conocer las etapas por las que pasa toda relación de amor. Es decir, tener un conocimiento de lo que es la psicología de la persona y del ciclo vital de la familia, sabiendo que la fase de enamoramiento pasará e irá forjando un amor maduro.

Ese es el verdadero amor, un corazón enamorado y comprometido que se irá consolidando con el tiempo, recorriendo las diferentes etapas que toda relación tiene, sabiendo que cada etapa esconde un significado y supone una oportunidad para el crecimiento personal y familiar.

shutterstock_2180289193.jpg
La llegada de los hijos supone grandes cambios para los que conviene prepararse.

Hablar, y no de cualquier manera

5.- Diálogo: Hablar, hablar y hablar. Hablar de todo, de ti y de mi, de nuestra familia, de lo que nos preocupa y nos ocupa, de nuestras alegrías, anhelos, dudas y expectativas. Un diálogo constructivo en el que no haya reproches, un diálogo que nos permita compartir para construir no para destruir. Un diálogo en el que, desde el respeto, podamos dar nuestra opinión sin temor al reproche o al rechazo. Llegar a esto es un proceso que se inicia en el noviazgo y que nunca termina, lo mismo que el matrimonio, que estará en constante desarrollo, como la persona.

6.- Adquirir hábitos saludables: no sólo para el cuerpo, sino también para el alma. Para ello, es importante que los esposos se apoyen mutuamente:

  • fomentando tiempos individuales, tiempo para el matrimonio y tiempo para la familia,
  • generando equipo, nuestro equipo,
  • blindándonos de esos ladrones de tiempo y de fuerzas que nos hacen olvidarnos de lo que es verdaderamente importante,
  • evitando huidas innecesarias que pueden generar una adicción que “erróneamente” va a cubrir ese vacío que no hemos encontrado en nuestro cónyuge, precisamente porque no existe un diálogo en positivo.

7.- Establecer una relación adecuada con la familia de origen. La familia nuclear es la que hemos formado los esposos, sin que ello prive del cariño a los nuestros, mucho más cuando llegan los niños. Pero hemos de saber establecer esos límites tan necesarios en los primeros años, que pueden ser caldo de cultivo de muchos conflictos.

Elaborar un Diario de Matrimonio

8.- Cultivar una espiritualidad conyugal compartida, siendo conscientes de que en el matrimonio católico Dios está en el centro y da sentido a muchas de las cosas que nos pasan. Por ello, cada matrimonio en ese diálogo constructivo podrá compartir cómo van a vivir su espiritualidad de manera plena, personalísima y libre, para seguir creciendo.

El texto en este apartado se cierra con una propuesta muy concreta, un Diario del Matrimonio.

Invito a los lectores a que dialoguen sobre este apartado y lo que acuerden lo escriban en este Diario, como hoja de ruta de hacia qué dirección quieren encauzar su matrimonio. Así serán protagonistas de su propia y apasionante historia de amor.

En Aleteia te orientamos gratuitamente, escríbenos a: consultorio@aleteia.org

Este artículo está reservado a los miembros de Aleteia Family

¿Ya eres miembro?

¡Gratis! - Sin ningún compromiso
Puedes cancelar en cualquier momento

Descubre los beneficios:

Aucun engagement : vous pouvez résilier à tout moment

1.

Acceso a nuestra red de cientos de monasterios que rezarán por tus intenciones

2.

Acceso ilimitado a todo el nuevo contenido de Aleteia Family

3.

Acceso al servicio "Carta de Roma"

4.

Acceso exclusivo a nuestra revista de prensa internacional

5.

Publicidad limitada

6.

Acceso exclusivo a publicar comentarios

Apoya a medios que promueven los valores católicos
Apoya a medios que promueven los valores católicos
Tags:
bodaespecial bodasmatrimonionoviazgonulidad matrimonial
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...





Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.