Aleteia logoAleteia logoAleteia
lunes 08 agosto |
Santo Domingo de Guzmán
Aleteia logo
Desde Roma
separateurCreated with Sketch.

El papa Francisco: No a toxicidad, discursos de odio y noticias falsas

DURING POPE FRANCIS mass for the 10th World Meeting of Families

Antoine Mekary | ALETEIA

Ary Waldir Ramos Díaz - publicado el 18/07/22

El Papa exhorta a contrastar las falsas noticias desarrollando el sentido crítico, como aquella difundida recientemente sobre la muerte de Benedicto XVI y otras desinformaciones que destruyen la fe de los más pequeños

No a la toxicidad, los discursos de odio y las noticias falsas. El papa Francisco denunció los “graves problemas éticos”  detrás del mal uso de los medios digitales, especialmente de los medios sociales

En días «marcados por nuevos brotes de violencia y agresiones», es necesario promover la paz también en el mundo digital.

Lo escribió el Papa en un mensaje dirigido a los participantes en el próximo Congreso Mundial de Signis de agosto, cuando se reunirá la asociación católica mundial para la comunicación en Corea del Sur (Seúl, 15-18 de agosto de 2022).

El Papa invitó a desarrollar un «juicio sabio y discernido» de los nuevos medios tecnológicos y de la comunicación digital. Instrumentos que fueron muy útiles durante el confinamiento y las restricciones de desplazamiento durante la pandemia.

Así, el Obispo de Roma pidió trabajar por la autenticidad y la calidad de las relaciones humanas.

Las falsas noticias 

Francisco denunció el uso de las noticias falsas (fake news) y aseguró que es importante ayudar, en particular a los jóvenes, a «desarrollar un sentido crítico, aprendiendo a distinguir lo verdadero de lo falso» debido a la rápida difusión de la desinformación existente en la sociedad.

En efecto, el pasado 12 de julio, en la madrugada, una falsa noticia rompió el sopor del verano romano e interrumpió el sueño de muchos fieles en el mundo: La falsa muerte de Benedicto XVI. 

Falsa noticia anunciada a través de una cuenta de Twitter supuestamente perteneciente al obispo Georg Bätzing, presidente de la conferencia episcopal alemana. 

Una mentira que fue difundida por el maestro de escuela italiano Tommaso de Benedetti. Según él para corroborar la volatilidad de la desinformación. 

La falsa cuenta logró acumular miles de seguidores reconstruyó el perfil digital del mencionado obispos alemán; siguiendo estratégicamente a las personas adecuadas y permitiendo que los algoritmos de Twitter hicieran el resto. 

Otra falsa noticia o especulación informativa también fue tendencia este verano: la renuncia inminente del papa Francisco debido a su estado actual de salud. La no noticia, ha sido desmentida por el mismo pontífice en sus diversas entrevistas a Telam, Reuters y Univisión.

https-bucketeer-e05bbc84-baa3-437e-9518-adb32be77984.s3.amazonaws.com-public-images-6e9d4c2b-49fc-400b-a1ec-3c406685136d_574x380-2.png

El sentido crítico 

«A veces y en algunos lugares, los sitios de los medios de comunicación se han convertido en lugares de toxicidad, discurso de odio y noticias falsas», denunció el Papa en su mensaje a Signis (18.07.2022).

Francisco indica que para hacer frente a este desafío, se necesita realizar un trabajo de educación de los medios. Además, incitó a luchar contra las mentiras y la desinformación, incluso realizando redes de medios católicos. 

El Papa insistió en ayudar a las personas a “desarrollar un sólido sentido crítico», y «a apreciar la importancia de trabajar por la justicia, la concordia social y el respeto por nuestra casa común«. 

De igual modo, animó para que se tengan en cuenta a las comunidades que siguen excluidas del espacio digital.

Al hacerlo, – dijo- se contribuirá de manera significativa “a la difusión de una cultura de paz basada en la verdad del Evangelio”. 

La escucha 

El Papa recordó que en su Mensaje para la Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales de este año, habló de la escucha como el primer e indispensable ingrediente del diálogo y la buena comunicación. 

Entonces, urgió a los periodistas para que desarrollen su capacidad de «escuchar con el oído del corazón»

“Más que a nadie, el «apostolado de la escucha» os pertenece a vosotros, como comunicadores católicos”, dijo.

Porque – reiteró el Papa – «la comunicación no es sólo una profesión, sino un servicio al diálogo y a la comprensión entre los individuos y las comunidades más amplias en la búsqueda de una convivencia serena y pacífica.»

La escucha es igualmente esencial en el camino sinodal que toda la Iglesia ha emprendido en estos años”. 

En este sentido, pidió fomentar la Paz en el Mundo Digital y así contribuir a crear “una Iglesia cada vez más «sinfónica», cuya unidad se exprese en una polifonía armoniosa y sagrada”.

Tags:
comunicacionfake newsnoticiaspapa francisco
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...





Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.