Aleteia logoAleteia logoAleteia
miércoles 08 febrero |
San Jerónimo Emiliani
Aleteia logo
A Fondo
separateurCreated with Sketch.

Las Doce Tribus: la realidad de una secta que asegura vivir como los primeros cristianos

Este artículo está reservado a los miembros de Aleteia Family
sectas

ParamePrizma - Shutterstock

Luis Santamaría - publicado el 21/05/22

Un niño de 3 años ha muerto en España por una intoxicación. Su familia vive en una comunidad alternativa sobre la que pesan graves acusaciones

El pasado 19 de mayo, la sección de sucesos de los medios de comunicación españoles transmitían una triste noticia: en la localidad navarra de Corella falleció un niño de 3 años después de ingerir agua oxigenada de uso industrial (más potente que la de uso doméstico).

Las informaciones señalaban que la tragedia tuvo lugar en un espacio propiedad de la comunidad “Las Doce Tribus”; calificada por algunos como “comunidad autogestionada”, pero considerada secta por investigadores y ex adeptos. Sus integrantes aseguran vivir siguiendo los principios del “evangelio de Yashua”. Entonces… ¿son cristianos? ¿Una secta? ¿O simplemente una comunidad de vida alternativa?

Se conoce como “Las Doce Tribus” a un movimiento fundado en los Estados Unidos en 1972 por Elbert Eugene Spriggs (1937-2021), a quien sus seguidores llaman Yoneq, y que pretendió volver al estilo de vida de los primeros cristianos. El grupo nació en un contexto espiritual muy peculiar: hablamos de los años 60 y 70, en plena contracultura, que tuvo consecuencias en el ámbito religioso cristiano.

En dicha época tuvo lugar en los EE.UU. una intersección entre el movimiento hippy y el cristianismo evangélico, dando lugar a la corriente llamada Jesus People. Según explica Manuel Guerra en su Diccionario enciclopédico de las sectas, Las Doce Tribus “combina elementos de Nueva Era con una visión fundamentalista del cristianismo”. 

Un fuerte acento judío

Destaca, sobre todo, por su vida comunitaria, algo que han preservado cuidadosamente hasta el día de hoy. Para comprender a esta secta es necesario tener en cuenta, además, la importancia que adquieren algunos elementos judíos en su identidad grupal; empezando por su propia denominación oficial, que alude a las doce tribus de Israel, de las que pretende ser su restauración; y continuando con el cambio de nombre que hacen todos sus miembros, tomando uno hebreo. 

No se consideran judíos ni cristianos. En realidad, son milenaristas, celebran el sabbat y otras fiestas judías, y reconocen a Jesús como el Mesías; pero insisten en utilizar su “nombre original”: Yashua. Utilizan la Biblia y practican el bautismo por inmersión.

De Estados Unidos a Europa… y España

En la década de los 80, Spriggs y algunos colaboradores dieron el salto a Europa, viajando por Alemania, Francia, España y Portugal, dándose a conocer y haciendo proselitismo. Finalmente pudieron establecerse en el sur de Francia, adquiriendo en 1983 un castillo en Sus (en los Pirineos Atlánticos), cerca de la frontera con España. 

Esta comunidad concreta, a la que denominaron Tabitha’s Place, ha tenido una importante proyección pública a nivel mundial por diversas denuncias, centradas principalmente en el trato dado a los hijos de los adeptos, menores de edad, que no son escolarizados y reciben la educación en el propio grupo. 

También han sido frecuentes las acusaciones de dura disciplina física y desatención médica sufridas por los niños. Otro elemento que es importante reseñar es que, por encontrarse en el Camino de Santiago, constituye un foco considerable de atracción para los peregrinos (y algunos miembros han llegado a entrar en la comunidad tras conocerla en su trayecto hacia Compostela).

De cara al público

Según informa la propia secta en su página web, su presencia en España se remonta a 1994, por medio de unas pocas familias y personas solteras que se asentaron en San Sebastián –concretamente en una casa en el monte Ulía–; y cuya actividad pública más conocida fue su presencia en ferias y mercados medievales de toda la geografía nacional, vendiendo repostería artesana para sostener la comunidad. 

En 1999 abrieron una segunda sede en un caserío en Irún (también en la provincia de Guipúzcoa), pasando a tener un trabajo de agricultura y ganadería que, más allá del consumo de los propios adeptos, dio lugar a excedentes. Esto motivó que en 2002 abrieran en San Sebastián una tienda de alimentación ecológica y productos naturales, llamada Sentido Común. 

Más tarde, en 2010 fundaron una empresa distribuidora de los productos que elaboran, denominada Tribal Trading. Lo último que han abierto es el restaurante Yellow Deli, en la misma calle donde está la tienda. Como explican en su publicidad, toda esta actividad “para nosotros no es simplemente un comercio, sino un medio para servir a la gente y darnos a conocer”. Es decir: un escaparate atractivo para el proselitismo.

El sufrimiento de las víctimas

Hace unos años, Xavier Mas, ex adepto del grupo, compartía esta reflexión en un foro de la asociación RedUNE, pensando en los líderes de Las Doce Tribus: “¿Qué buscan? ¿Cuál es su motivación? ¿Cuál es su beneficio? En mi opinión es el poder. Poder sobre los demás. Poder económico. Poder de salvación”.

Y lo consiguen a través de la manipulación. De forma que, si alguien decide abandonar la secta, lo vive con un gran sufrimiento y estrés. “He hablado con gente que la ha dejado y todos sufrimos cinco años dentro de un ciclo depresivo, de auto-odio, duda, desesperanza y, finalmente, aceptación y recuperación”, explicaba en 2016 Kayam Mathias, un ex miembro que entonces contaba con tan sólo 22 años, y que salió del grupo a los 14.

“De una manera rara, yo estoy ahora en mi fase de aceptación”, añadía, para terminar con esta reflexión esperanzada tras su paso por Las Doce Tribus: “he puesto todo lo que me ocurrió por allí con la esperanza de que las personas se den cuenta de lo que está pasando, pero también como una forma de hablar de ello”.

Este artículo está reservado a los miembros de Aleteia Family

¿Ya eres miembro?

¡Gratis! - Sin ningún compromiso
Puedes cancelar en cualquier momento

Descubre los beneficios:

Aucun engagement : vous pouvez résilier à tout moment

1.

Acceso a nuestra red de cientos de monasterios que rezarán por tus intenciones

2.

Acceso ilimitado a todo el nuevo contenido de Aleteia Family

3.

Acceso al servicio "Carta de Roma"

4.

Acceso exclusivo a nuestra revista de prensa internacional

5.

Publicidad limitada

6.

Acceso exclusivo a publicar comentarios

Apoya a medios que promueven los valores católicos
Apoya a medios que promueven los valores católicos
Tags:
cristianismoespañasectas
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...





Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.