Aleteia logoAleteia logoAleteia
martes 06 diciembre |
San Nicolás
Aleteia logo
Historias que inspiran
separateurCreated with Sketch.

El baile nupcial de una ucraniana que perdió las piernas por una mina

WEDDING

emergency-hospital.lviv.ua

viktor y Oksana bailan abrazados.

Angeles Conde Mir - publicado el 10/05/22

Viktor y Oksana se casaron en el hospital de Leópolis donde ella se recupera de sus heridas. “Si Dios quiso que sobreviviera es por alguna razón”, asegura.

El 27 de marzo, Oksana y Viktor caminaban por una zona peligrosa, plagada de minas antipersona. Era un camino que habían hecho muchas veces, pero Oksana se dio cuenta de que tenían un artefacto ruso muy cerca y advirtió a Viktor de que caminase con atención. Sin embargo, el siguiente paso de Oksana fue fatal. Una segunda mina escondida estalló bajo sus pies. Oksana había salvado la vida de Viktor al advertirle de la primera mina, pero la joven pagó un alto precio.

La mina que pisó le destrozó las piernas y parte de una mano de tal forma que perdió cuatro dedos también en la deflagración.

Fue la propia Oksana quien, muy malherida, fue indicando a su compañera enfermera cómo proceder.

La joven, de 23 años, fue atendida en el mismo hospital donde trabajaba, en la localidad de Lysychansk. La enfermera de la ambulancia nunca había visto unas heridas así y fue la propia Oksana quien, muy malherida, fue indicando a su compañera cómo proceder.

Malherida y de ciudad en ciudad

Al llegar al hospital, hicieron falta cuatro intervenciones médicas para salvarle la vida. Después, al necesitar una atención más especializada a causa de la gravedad de sus heridas, fue trasladada a la ciudad de Dnipro. Mientras tanto, la invasión rusa, los bombardeos y los ataques indiscriminados sobre la población inocente seguían su curso. En Dnipro comenzaron a sanar sus heridas e incluso los facultativos del centro donde se recuperaba le hablaron de unas prótesis. Sin embargo, la guerra avanzaba y, pese a seguir malherida, tuvo que escapar de Dnipro hasta Leópolis por tren.

A su lado, en todo momento, ha estado Viktor.

Al llegar a Lviv (Leópolis), ciudad ucraniana cercana a Polonia y en la que han recalado cientos de miles de desplazados internos, Oksana fue ingresada de inmediato en un centro hospitalario para seguir recuperándose. Allí ha contraído matrimonio con Viktor.

Su primer baile nupcial fue registrado por varias enfermeras y personal del hospital. Se les ve en una sala junto a otros pacientes y heridos. Son testigos de este primer baile como marido y mujer que animan al ritmo de las palmas. Algunos también lloran al ver la escena.

Viktor carga en sus brazos a Oksana con una ternura infinita. Oksana abraza fuertemente a Viktor y no es capaz de contener las lágrimas. No tiene piernas, lleva la mano vendada y de ella solo asoma un dedo. Viste su vestido blanco de novia y una corona de flores en la cabeza. Los asistentes al baile piden con insistencia que la pareja se bese y así lo hacen. La secuencia es conmovedora y, aunque pueda parecer triste, es un canto a la vida y al amor.

Viktor y Oksana, pese a su juventud, tienen ya dos hijos y llevaban tiempo queriendo formalizar su situación, pero nunca llegaba el momento oportuno.

Viktor y Oksana, pese a su juventud, tienen ya dos hijos y llevaban tiempo queriendo formalizar su situación, pero nunca llegaba el momento oportuno. Al principio, cuando se produjo toda esta tragedia, Oksana se negaba a vivir. Decía que no quería ser una carga para su familia, pero, pasado un tiempo, y tal y como recoge una entrevista suya a Euromaidanpress, ahora afirma que “si Dios quiso que sobreviviera es por alguna razón”.

Por lo pronto, su objetivo es poder ir a recoger cuanto antes a sus dos hijos que están al cuidado de sus padres en otra ciudad ucraniana. La familia desea marcharse a Alemania donde a Oksana podrán colocarle las prótesis que necesita.

La ONU, a través de UNMAS, el United Nations Mine Action Service, estima que Rusia ha minado unos 300.000 kilómetros cuadrados de suelo ucraniano. Las minas antipersona están prohibidas según la Convención sobre la Prohibición del Empleo, Almacenamiento, Producción y Transferencia de Minas Antipersona y sobre su Destrucción adoptada en 1997. Más de 150 países se han unido a este tratado conocido como la Convención de Ottawa.

Tags:
amor de parejaguerramatrimonionoviosparejaucrania
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...





Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.