Aleteia logoAleteia logoAleteia
miércoles 05 octubre |
San Francisco de Asís
Aleteia logo
Espiritualidad
separateurCreated with Sketch.

3 inesperadas situaciones donde se vive el amor

shutterstock_1851185038.jpg

Massimiliano Paolino | Shutterstock

Luisa Restrepo - publicado el 21/12/21

La misericordia solo es posible en la imperfección, la falta en sí misma es generativa

Es la propia dinámica de la vida la que nos enseña que el otro nunca puede convertirse en nuestra propiedad. El otro nunca me pertenece.

Las relaciones a menudo se debilitan y mueren porque ansiosamente tratamos de acaparar, pero el mismo intento de poseer acaba destruyendo todo lo que está a su paso.

Podemos vivir en una relación auténtica solo cuando aceptamos que el otro es un regalo y no una propiedad.

Todo es don

Jesús es el don por excelencia, Él viene a nosotros en su encarnación, pero después vuelve a su Padre.

Es la dinámica del don la que caracteriza nuestra vida: recibimos continuamente la vida con sus bellezas, con las personas, con los afectos, con los momentos,… Sin embargo, de todo esto no podemos retener nada.

La libertad en el amor es una dinámica difícil de aceptar y de vivir.

Jesús educa a sus discípulos en esta libertad desde el principio, Él les pide un corazón libre para entrar en una forma más madura en la relación con Él y con los demás: se hace un niño imperfecto y pobre para derrumbar nuestras expectativas de perfección; “fracasa” en la Cruz y luego, antes de ascender al cielo, le dice a María Magdalena que no lo frene, es decir, que no se detenga en su idea de una relación todavía animada por el deseo de posesión.

Fuimos creados para estar dentro de un don continuo. Estamos inmersos en el amor que no admite amos.

La invitación consiste en aprender a vivir el amor en la lógica del agradecimiento en estos 3 lugares:

1En la imperfección

Sabemos bien por nuestra experiencia que las relaciones se rompen y mueren cuando nos esforzamos por alcanzar la perfección.

Siempre que queremos hacer de una relación el producto de la idea perfecta que tenemos en mente, es el preludio de la crisis.

El amor solo es posible en la imperfección.La falta en sí misma es generativa: nuestro cuerpo vive porque está continuamente movido por la necesidad, es decir, por la falta de algo y el esfuerzo por conseguirlo es lo que nos mueve a salir de nuestra comodidad.

La imperfección es el empuje hacia el amor. Implica el reconocimiento de que no puedo solo, de que soy insuficiente. Este reconocimiento me mueve a acoger la gracia y a dar según mi propia capacidad.

2En el fracaso

Los propios discípulos descubren su imperfección en el fracaso: son hombres capaces de traicionar, hombres débiles que se alejan por miedo. Sin embargo, es a ellos a los que Jesús confía la misión de anunciar el amor pleno, el amor trinitario, es decir, el amor que no acaba en el juego entre tú y yo, yo y tú, sino el amor que sabe cómo salir de cierres intimistas para entregarse continuamente a los demás.

Es cuando fracasan nuestros amores cerrados y egoístas cuando aprendemos a abrirnos a al don de un amor que da vida.

3En la confianza

Y finalmente en la imperfección y en el fracaso descubrimos que Jesús está con nosotros. Siempre. En medio están todos los eventos extraños, hermosos, dolorosos o agotadores de nuestra vida, pero cada momento se mantiene dentro de esta gran verdad: al principio y al final de nuestra vida Dios está con nosotros todos los días.

Él está, Él se queda, Él permanece, pero no nos pertenece.

Aunque caminemos por cañadas oscuras y no veamos nada, siempre podemos ver quién camina con nosotros.

Aquí algunas frases inspiradoras de santos que descubrieron la sabiduría de la imperfección y el fracaso:

Tags:
amorfracasolimitesmisericordia
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...





Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.