Aleteia logoAleteia logoAleteia
viernes 03 diciembre |
Aleteia logo
Espiritualidad
separateurCreated with Sketch.

3 lugares para el encuentro con Dios

Freedom Studio | Shutterstock

Luisa Restrepo - publicado el 01/11/21

Lo que nos conecta con nuestro verdadero ser, con la esencia de nuestra existencia, está al alcance de nuestra mano

C.S Lewis, escribiendo como un demonio en Cartas del diablo a su sobrino, describió el momento presente así:

“Los humanos viven en el tiempo, pero nuestro Enemigo (Dios) los destina a la eternidad. Por tanto, creo, quiere que se ocupen principalmente de dos cosas, de la eternidad misma y de ese momento que llaman Presente. Porque el presente es el punto en el que el tiempo toca la eternidad «.

Parece que C.S. Lewis, intencionalmente, escribe Presente en mayúscula. Nos está haciendo saber que, para los cristianos, una experiencia en el tiempo presente y una experiencia de Dios es lo mismo.

Para el que cree, todo en la realidad es lugar de encuentro con Dios y, este encuentro con Dios, puede ocurrir en cualquier lugar donde le permitamos estar con nosotros.

Si dejamos de preocuparnos por el futuro podremos ver mejor la alegría que experimentamos juntos en el presente. Así podremos vislumbrar de qué se trata la eternidad con Dios.

1El aquí y ahora

Se trata de otorgar al aquí y ahora la dignidad de lo eterno. Si es cierto que lo que hacemos ahora lo haremos innumerables veces, hemos de hacerlo de tal manera que pueda volver a nosotros sin temor. Hemos de vivir cada instante como si fuera eterno, pues retorna a nosotros eternamente.

El presente contiene una parte de la felicidad del cielo. La vida está hecha para desplegarse en el aquí y ahora. Se trata de bailar con la vida a cada momento y en cada cosa que hacemos buscar a Dios y encontrarlo.

2Yo

Vivir el momento presente nos conecta con nuestro verdadero ser, que está más allá del tiempo y que es la misma vida de Dios que reside en nuestro interior.

Muchas veces quedamos “atrapados en el tiempo”, por lamentar el pasado o temer por el futuro.

Vivir el presente nos permite salir de esta trampa, nos permite “existir” en el sentido pleno de la palabra (ex-stare: estar fuera) salir, para en este éxodo, volver a lo esencial de nuestra existencia.

Vivir el presente nos permite conectar con lo que hay en nosotros que permanece. Nos permite encontrar la eternidad que habita en nosotros y que nos permite encontrar a Dios.

3El otro

El otro puede ser Dios para mí en la medida en que permito que Dios empiece a tener rostros concretos en mi vida.

Como somos hombres y mujeres de «poca fe», Jesús continúa tendiéndonos su mano para salvarnos y permitir que nos encontremos con Él.

Nos tiende la mano cuando existen «otros» que llaman a nuestra puerta, ofreciéndonos la oportunidad de superar nuestros miedos para encontrar, acoger y ayudarlo a Él en persona.

“El encuentro con el otro es también un encuentro con Cristo. Nos lo dijo Él mismo. Es Él quien llama a nuestra puerta hambriento, sediento, forastero, desnudo, enfermo y encarcelado, pidiendo que lo encontremos y ayudemos. Y si todavía tuviéramos alguna duda, esta es su clara palabra: «En verdad os digo, que cuanto hicisteis a uno de estos hermanos míos más pequeños, a mí me lo hicisteis»” (Mt 25,40). (…) “Y aquellos que han tenido la fuerza de liberarse del miedo, los que han experimentado la alegría de este encuentro hoy están llamados a anunciarlo desde los tejados, abiertamente, para ayudar a otros a hacer lo mismo, predisponiéndose al encuentro con Cristo y su salvación”.

Papa Francisco
Tags:
diosencuentroexistenciapresente
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Oración




Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.