Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
jueves 29 julio |
Santa Marta
home iconEspiritualidad
line break icon

Tips sobre cómo invitar a los católicos a volver a la Iglesia

Asier Romero | Shutterstock

Philip Kosloski - publicado el 29/06/21

San Ambrosio sugiere que se requiere amabilidad y misericordia para dar la bienvenida a los que se alejaron

A veces, los católicos «se apartan» de la Iglesia por diversas razones, y muchos permanecen alejados de la Iglesia el resto de sus vidas.

Esto puede ser descorazonador para los católicos que todavía están dentro de la Iglesia. Quieren animar a los que se han ido a volver a la Iglesia, pero no saben cómo.

Para san Ambrosio, una clave central para dar la bienvenida a los católicos a la Iglesia es mantener un espíritu de gentileza y misericordia.

Explica este método en su Tratado sobre la penitencia:

Si el fin más elevado de la virtud es el que apunta al progreso de la mayoría, la dulzura es el más hermoso de todos, que no lastima ni a los que condena, y generalmente hace que aquellos a quienes condena sean dignos de absolución. Además, es la única virtud que ha llevado al crecimiento de la Iglesia que el Señor buscó al precio de su propia Sangre, imitando la bondad amorosa del cielo y apuntando a la redención de todos, busca este fin con una dulzura que los oídos de los hombres puedan soportar, en presencia de la cual su corazón no se hunda, ni sus espíritus se acobarden.

No asustes a los demás

Además, si queremos traer a otros de regreso a la Iglesia, debemos hacerlo predicando la verdad con compasión, no con «opiniones duras y orgullosas».

Por tanto, el Señor Jesús tuvo compasión de nosotros para llamarnos a Él, no para asustarnos. Vino con mansedumbre, vino con humildad, y por eso dijo: «Venid a mí todos los que estáis cansados y agobiados, y yo os aliviaré» (Mateo 11,28). Así, el Señor Jesús refresca, y no excluye ni rechaza, y escoge adecuadamente a los discípulos que deben ser intérpretes de la voluntad del Señor, que deben reunirse y no ahuyentar al pueblo de Dios. De ahí que esté claro que no deben contarse entre los discípulos de Cristo los que piensan que deben seguirse opiniones duras y orgullosas en lugar de las que son mansas y humildes.

Esto no significa que los católicos necesiten diluir la verdad o cambiarla para ser más complacientes y acogedores.

Lo que escribe san Ambrosio es que hay que tener un espíritu de compasión y gentileza al hablar con otros sobre la fe católica, mostrándoles la belleza del catolicismo.

Él estaba convencido: «se capturan más moscas con miel que con vinagre».

Predicar la verdad con compasión, mostrar a otros la libertad y la paz posibles en el sacramento de la confesión atraerá más que una reprimenda dura.

Y uno de los medios más eficaces para llevar a la Iglesia a los que se fueron es la oración. Aquí tienes una específica para pedirlo:

Tags:
amabilidadevangelizacionhumildadiglesia catolicanueva evangelizacion
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.