Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
martes 28 septiembre |
San Wenceslao
home iconEspiritualidad
line break icon

Ciega, deformada y santa es canonizada por el Papa

Santa Margarida de Città di Castello

Nheyob, CC BY-SA 4.0 | Wikimedia Commons

Francisco Vêneto - publicado el 14/05/21

Santa Margarita de Città di Castello fue abandonada por sus padres y acogida por un matrimonio católico

Ciega, deformada y santa: la joven Margarita de Città di Castello, que vivió hace más de 700 años, fue canonizada por el papa Francisco.

El sábado 24 de abril él autorizó al prefecto de la Congregación para la Causa de los Santos, el cardenal Marcello Semeraro, a promulgar los decretos relativos de la beata Margarita, que formaba parte de la Tercera Orden de los Frailes Predicadores (dominicos).

Canonización equivalente

Por medio del procedimiento conocido como «canonización equivalente», Margarita fue introducida en el catálogo de los santos y, de esta forma, su culto se ha extendido formalmente a toda la Iglesia.

La «canonización equivalente» fue instituida en el siglo XVIII por el papa Benedicto XIV.

A través de este proceso, el Papa “compromete a la Iglesia en su conjunto a observar la veneración de un Siervo de Dios aún no canonizado por la inserción de su festividad en el calendario litúrgico de la Iglesia universal, con la misa y el Oficio Divino”.

Ciega, deformada y santa

La italiana santa Margarita de Città di Castello nació alrededor del 1287 en Metola, un poblado fortificado que se sitúa en la provincia de Urbino, y murió el 13 de abril de 132o en la Città di Castello.

Hija de un matrimonio de la pequeña nobleza, Margarita nació ciega y deformada, motivos por los cuales su padre la encerró en una pequeña celda cerca de la iglesia del castillo para mantenerla escondida de los ojos del mundo.

Experiencia de abandono

A los 5 años, sus papás la llevaron ante la tumba del fraile franciscano Tiago de Città di Castello, que había fallecido en 1292 con fama de santidad.

Ellos esperaban obtener el milagro de la vista para su hija, pero sus expectativas no se cumplieron.

La pareja decidió abandonar a la hija y dejarla a merced de la caridad de los habitantes de la Città di Castello, en cuyas calles la pobre niña empezó a mendigar.

Una pequeña comunidad de monjas decidió entonces adoptar a Margarita.

Sin embargo, con el tiempo, las advertencias de la niña sobre la necesidad de vivir una vida austera y mortificada generó envidias y conflictos entre algunas de las religiosas, y terminaron por echarla fuera.

La benevolente acogida

La niña fue entonces acogida por Grigia y Venturino, una pareja de devotos padres cristianos que ya tenían dos hijos.

Ellos le ofrecieron a la niña una pequeña habitación en la parte superior de su casa, para que pudiera libremente rezar y hacer sus prácticas penitenciales como como ayuno, flagelación y cilicio.

A su vez, Margarida correspondió dando educación cristiana a los hijos de Grigia y Venturino, además de dedicarse a la caridad visitando presos y enfermos.

Una mujer virtuosa

Casos de curaciones inexplicables y otros fenómenos místicos poco a poco empezaron a atribuirse a la intercesión de la joven.

Ella asistía todos los días a la Iglesia de la Caridad de los Frailes Predicadores y participaba como laica en la Orden de la Penitencia de Santo Domingo.

Margarita llevaba una vida virtuosa de oración, confesión y comunión frecuentes, contemplación constante del misterio de la Encarnación, caridad con todos y total confianza en la Providencia.

Transformando el dolor

Como persona con discapacidad física, ella transformaba el rechazo y la marginación que sufría en una experiencia de amorosa conformidad con el sufrimiento de Cristo.

La joven enseñó el Oficio de la Virgen y el Salterio, dio catequesis y formación cristiana a los hijos y a una sobrina de sus padres adoptivos, guió a una joven y a su madre en el discernimiento de la vocación religiosa y hasta intentó reconducir a las monjas de un convento a la perfecta observancia.

Señal de esperanza

Margarita falleció el 13 de abril de 1320 dejando un testimonio de esfuerzo para imitar a Jesús en la voluntaria entrega al prójimo con el objetivo de su salvación eterna.

El Vatican News subraya que su enfermedad no le impidió vivir una «maternidad espiritual excepcional y fecunda», ni dejar de ser señal de esperanza para quien vive dolorosas situaciones de sufrimiento y marginación.

Tags:
abandonoadopcioncanonizacionmatrimoniopapa franciscosantoralsantos
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Aleteia Brasil
La pareja que festejó su matrimonio dando de cenar a 160 personas...
2
Claudio de Castro
El purgatorio y la misteriosa alarma de las 3 a.m.
3
lobo cordeiro fumaça
Gelsomino del Guercio
«El humo de Satanás entró en la Iglesia»: ¿qué quiso decir el Pap...
4
O Catequista
La polémica sobre el cuerpo incorrupto del Padre Pío
5
PADRE PIO
Philip Kosloski
Cuando Padre Pío rezaba por alguien, decía esta poderosa oración
6
P. Paulo Ricardo
¿Por qué la Iglesia católica está en contra de los métodos antico...
7
VIRGIN
Patricia Navas
Oración a la Virgen de la Merced para romper cadenas
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.