Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
domingo 16 mayo |
San Simón Stock
home iconEstilo de vida
line break icon

¿Eres adolescente? ¡Vive tu vida sin miedo al qué dirán!

Merche Crespo - publicado el 13/04/21

Para conseguir la madurez de nuestra personalidad es fundamental aprender a ser independiente de la gente

Desde que nacemos somos seres únicos e irrepetibles. ¡No hay dos huellas dactilares iguales! Cada persona -con su inteligencia, voluntad, afectividad y espiritualidad- tiene su esencia propia, lo que la hace ser quien es. Y Dios nos quiere así, a todos por igual

Así que nuestra tarea es aprender y enseñar a los niños y adolescentes, que cada persona debe caminar su propio camino a su manera, sin necesidad de ser igual que nadie. Si desde pequeños desarrollamos una sana confianza en nosotros mismos, sin despreciar a los demás, obtendremos una personalidad madura, propia y característica

Sin embargo, conseguir esa madurez de la personalidad es un proceso largo y laborioso en el que intervienen muchos factores

Pero ¿Cuáles son los principales? Los podríamos resumir en tres fundamentales: 

  • La herencia recibida, que da lugar al temperamento de cada uno; 
  • El ambiente y el entorno que forma nuestro carácter;
  • Y, por último, la historia personal de cada uno, nuestra biografía

Así lo señala el psiquiatra Enrique Rojas (http://www.ieip.es/) en su último libro “Todo lo que tienes que saber sobre la vida” en el que trata de la importancia de lograr la madurez psicológica para conseguir una personalidad plena y equilibrada. 

Y entre todos los capítulos y apartados que contiene el libro, os invitamos a centrarnos en uno muy interesante: “Ser independiente de la gente”. Evidentemente, no se trata de ir a la mía y pasar de la gente. No. Como dice el mismo autor significa “lograr un cierto grado de libertad frente a los demás”.

Este punto puede ser una guía para los adolescentes. Esa etapa de la vida llena de inseguridades, de vaivenes y de equivocaciones es una oportunidad para alcanzar, poco a poco, esa madurez soñada.

Así que adolescentes y padres o formadores ¡muy atentos a las recomendaciones

  • Luchar para que cada día afecte menos el qué dirán. Es humanamente imposible gustarle a todo el mundo y, además, debido a nuestro comportamiento o nuestros actos, siempre provocaremos comentarios, críticas, burlas o chismes. Es inevitable. 
  • Buscar actuar con naturalidad. Si avanzamos por este camino al final conseguiremos estar a gusto con nosotros mismos. ¿Cómo conseguirlo? Comportándonos con espontaneidad, sencillez, atrevernos a ser nosotros mismos, con nuestro estilo y carácter propio. Y siempre sin ofender a nadie.

Si somos capaces de desenvolvernos así, lograremos una alegría y paz interior. 

  1. No buscar siempre la aprobación y reconocimiento de los demás. Sin embargo, durante la adolescencia es positivo aceptar las correcciones de nuestros mayores, por que ellos quieren lo mejor para nosotros. Con sus comentarios nos pulen, y nos dan buena forma. Pero a excepción de esas personas cercanas que nos conocen, es mejor no dar importancia a lo que los otros nos digan. 
  2. No agrandar ni dramatizar cuando cometamos un fallo. ¡Un fallo lo tiene cualquiera! Hay que aprender a quitar importancia a esas meteduras de pata. Si somos adolescentes, estamos aprendiendo a caminar. 
  3. Por último, no compararnos con otras personas. Cada persona tiene su personalidad y en ocasiones nos fijamos en los otros, pero desde la superficie. Y este comportamiento puede provocarnos envidia. Envidia es la tristeza ante el bien ajeno. ¿Cómo librarnos de ella? Mediante la emulación. Es decir, desear hacer cosas o acciones positivas y valiosas que vemos en otros para integrarlas en nuestra vida. 

En este caso, Enrique Rojas nos propone tener modelos de identidad: “gente valiosa que vemos en nuestra cercanía o en el pasado y que descubrimos su grandeza, su calidad y lo que queremos es parecernos a ellos y tratamos de copiar su comportamiento”. 

En definitiva, para un adolescente seguir estos cinco apartados puede acercarle un poco más a lograr la madurez de la personalidad que tanto ansía. Actuar de esta forma les hará más libres e independientes y se desenvolverán con más naturalidad. 

Sin duda, no necesitamos ser clones de otros. Así que ¡atrévete a ser tú mismo!

Tags:
adolescencialibertadmadurezpsicología positiva
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Philip Kosloski
5 revelaciones sorprendentes del «tercer secreto» de Fátima
2
ROBERTA MASCENA
Redacción de Aleteia
Se gradúa con el uniforme de limpiadora de su madre
3
Ary Waldir Ramos Díaz
El Papa cuenta que vio un milagro por intercesión de la Virgen de...
4
Gaudium Press
¿Sabías que el anillo de matrimonio puede llegar a tener la fuerz...
5
Esther Núñez Balbín
¿Qué hay detrás del caso de Lina?… Madre a los cinco años
6
Lucía Chamat
Una curiosa foto de «Jesús» que conmueve a Colombia
7
PASSION OF THE CHRIST
Cerith Gardiner
7 pruebas y tribulaciones que Jim Caviezel enfrentó al interpreta...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.