Aleteia

La hermana Gloria Cecilia está viva, pero preocupa su estado de salud

GLORIA CECILIA
Fair use
Comparte

La rehén francesa liberada en Mali, Sophie Petronin, lanzó una advertencia sobre el estado de salud de la monja colombiana secuestrada en África desde 2017, ante lo cual pide su liberación

“Quiero aprovechar a Aleteia, primero, para dar gracias a Dios por la liberación de los secuestrados, de la señora Sophie, del padre misionero italiano, y pedirles a ellos, donde quiera que se encuentren, que intercedan por la liberación de nuestra querida hermana”.

La encargada de lanzar este clamor fue Nilka Judith Cerezo, madre general de la Congregación Hermanas Franciscanas de María Inmaculada, a la cual pertenece Gloria Cecilia Narváez Argoty.

Lo dicho por la Nilka se dio en diálogo con la colaboradora de Aleteia en Colombia, Lucía Chamat, a través de un reciente artículo en el que se confirma el espíritu de esperanza y oración en Colombia luego de que trascendiera la liberación el pasado 8 de octubre de algunos rehenes por parte del grupo yihadista (el mismo que tiene retenida a Gloria Cecilia).

Las reacciones no se dejaron esperar, a pesar de que en primera instancia incluso se informara que la propia hermana Gloria había sido liberada, algo desmentido en el correr de las horas por Obras Misionales Pontificias (OMS).

Fue así que desde su comunidad en Colombia se pidió que los rehenes liberados intercedan por su liberación, algo que de alguna manera se empezó a dar.

 

GLORIA CECILIA NARVÁEZ
Congregación Madre Caridad Brader

La salud de Gloria

En las últimas horas la persona que habló sobre el estado de salud de la hermana Gloria fue la propia rehén francesa liberada. En declaraciones recogidas por Radio Francia Internacional (RFI), Petronin pidió al presidente de Francia, Emmanuel Macron, “que se ocupara del caso de la religiosa colombiana”.

Lo primero que hizo Petronin al llegar a Francia –prosigue este medio- fue hablar de Gloria Cecilia Narváez. Entre otras cosas, señaló que se encuentra mal y por eso pidió a Macron que actúe.  

Además, trascendió que esta trabajadora humanitaria que había sido secuestrada el 24 de diciembre de 2016 –ahora convertida al Islam- pasó casi todo el cautiverio junto a Gloria Cecilia.

En ese sentido, se agrega, ambas pasaron por decenas de campamentos y han logrado compartir cosas como mantas, además de alimentos y agua.

La propia Petronin aclaró que nunca fueron víctimas de violencia, a excepción de una vez en la que Gloria Cecilia “se perdió durante un paseo” y “la ataron durante tres días”, prosigue RFI.

También se pronunció el cardenal Jean Zerbo, arzobispo de Bamako, quien pidió la liberación de Gloria Cecilia.

«Cada vez que rezamos, le pedimos al señor la liberación de la hermana Gloria y de todos los demás rehenes. Esto supone una gran humillación para Malí. Vinieron a hacer el bien y fueron secuestrados por los bandidos, como si fueran esclavos. Es una vergüenza para nuestro país», dijo el arzobispo, agrega RFI.

Sin dudas horas cruciales para Gloria Cecilia. Y tal cual se hace énfasis en la nota publicada en Aleteia sobre el pedido a los rehenes liberados, las franciscanas de María Inmaculada no pierden la fe.

 

 

 

 

 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.