Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
jueves 06 mayo |
Santo Domingo Savio
home iconEspiritualidad
line break icon

¿Qué es una octava en la Iglesia católica?

Antoine Mekary | ALETEIA | i.Media

Henry Vargas Holguín - publicado el 06/10/20 - actualizado el 05/04/21

Una gran manera de celebrar una fiesta muy importante

No es de extrañar que muchos relacionen la palabra octava especialmente con el ámbito musical. Pero en el ámbito eclesial, sobre todo concretamente en liturgia de la Iglesia Latina, una octava es otra cosa, es una manera de celebrar una solemnidad.

La Iglesia celebra de manera especial algunas solemnidades que tienen una categoría especial. Estamos hablando de las solemnidades de Navidad y Pascua. ¿Y por qué son tan especiales? Porque son las dos solemnidades cardinales.




Te puede interesar:
La Iglesia tiene 3 tipos básicos de celebración: memoria, fiesta y solemnidad

Estas solemnidades tienen algo en común o una característica especial: se celebran durante ocho días, como si fueran un único día de fiesta. Por esto se habla de la octava de navidad, o de la octava de pascua.

Hasta el año 1969 existía también la octava de pentecostés, octava que se suprimió del Calendario Romano para no quitarle protagonismo a la cincuentena pascual o evidenciar aún más su unidad.

Ocho días de fiesta

Se llama, pues, octava a la celebración continuada durante ocho días de cada una de estas dos solemnidades. Así que, en otras palabras, la octava, ya sea de Pascua o de Navidad, comienza ese día y los siete días que le siguen.

A veces se utiliza la expresión «infraoctava«, que es el nombre que recibía en la estructura antigua del calendario litúrgico, porque «octavo» es el último día de la serie, así que todo lo anterior es «infra-octavo».

Estas octavas de Pascua y Navidad son tan privilegiadas que normalmente no se permite usar un formulario diferente de celebración de la Misa que no sea el del día correspondiente de la octava.

Y en el prefacio de la plegaria eucarística de cada día se dice, en la octava de pascua, “este día”, o, en la octava de navidad, “el día santísimo en que la Virgen María dio a luz al Salvador del mundo”.

Hablando concretamente de la solemnidad de la pascua y de su octava hay que decir que la semana de la Octava de Pascua es como un largo domingo que se prolonga durante ocho días.




Te puede interesar:
Octava de Pascua, Domingo Quasimodo, Semana «in albis», ¿qué son?

Se sabe que Jesús resucitó el día después del sábado, es decir, el domingo (el día después del séptimo día de la semana judía).

Como un largo domingo

Es en este sentido que los Padres de la Iglesia se refieren al día domingo como el octavo día.

«La Iglesia, desde la tradición apostólica que tiene su origen en el mismo día de la resurrección de Cristo, celebra el misterio pascual cada ocho días, en el día que se llama con razón ‘día del Señor’ o domingo» (Constitución Sacrosanctum Concilium 106).

El día de la Resurrección de Cristo es a la vez el «primer día de la semana», memorial del primer día de la creación, y el «octavo día» en que Cristo, tras su «reposo» del gran Sabbat, inaugura el Día «que hace el Señor» (Sal 118, 24), el «día que no conoce ocaso» (cf. Maitines de Pascua del rito bizantino, Oda 9, tropario «Pentekostárion»)….” (Catecismo 1166).

¿De dónde viene esta tradición de celebrar hoy durante ocho días seguidos cada una de estas solemnidades?

Celebrar una octava en la Iglesia, el nuevo pueblo de Dios, es una práctica que hunde sus raíces en el Antiguo Testamento pues el antiguo pueblo de Israel celebraba sus grandes fiestas durante ocho días.

Las fiestas -como los Tabernáculos, ázimos, Pascua- eran grandes fiestas del pueblo de Israel de las cuales el día octavo era el más solemne; eran fiestas durante siete días seguidos de un día octavo aun más festivo o solemne (Lv 23, 34-36).

Y esta tradición viene, a su vez, desde la época de Abraham. Dios hizo una alianza con Abraham y su descendencia, cuyo símbolo era la circuncisión en el octavo día después del nacimiento de todo varón (Gen 17,11-12).

Es por esto que Jesús, como judío que era, fue circuncidado en el octavo día recibiendo, ese día, su nombre (Lc 2, 21).


THE INCARNATION

Te puede interesar:
¿Qué es una novena?

Tags:
celebracióniglesia catolicaliturgianavidadpascua
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Lorena Moscoso
El mundo se conecta a estos santuarios en mayo para el Rosario
2
Jesus Colina
¿Milagro en Israel? Marcha de madres cristianas, musulmanas y jud...
3
Salvador Aragonés
La gran preocupación del Papa (y de la que no hablan los medios)
4
ROBERTA MASCENA
Redacción de Aleteia
Se gradúa con el uniforme de limpiadora de su madre
5
MOTHER OF ALL ASIA
Redacción de Aleteia
Inaugurada en plena pandemia la estatua de María más grande del m...
6
ARGENTINA
Esteban Pittaro
La policía interrumpió una Misa de Primera Comunión al aire libre
7
SAINT JOSEPH
Philip Kosloski
Esta antigua oración a san José es “conocida por no fallar nunca”
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.