Aleteia

Papa Francisco defiende operaciones para salvar vidas de migrantes en el mar Mediterráneo 

SNAPSHOTSFROMTHEBORDERS
snapshotsfromtheborders.eu
Comparte

«Las fronteras, que siempre se han considerado como barreras de división, pueden convertirse en cambio en «ventanas», espacios de conocimiento mutuo, de enriquecimiento recíproco»

“Nunca aceptemos que aquellos que buscan la esperanza por mar mueran sin recibir auxilio”, dijo el papa Francisco en la Sala Clementina del Palacio Apostólico Vaticano al dirigirse a los participantes del proyecto europeo «Snapshots from the Borders» (Voces y experiencias desde las fronteras) este jueves 10 de septiembre de 2020. 

La comunidad internacional se ha detenido en la intervención militar, mientras que debe construir instituciones que garanticen la igualdad de oportunidades y lugares donde los ciudadanos puedan hacerse cargo del bien común […]. Al mismo tiempo, nunca aceptemos que aquellos que buscan la esperanza por mar mueran sin recibir auxilio […]”, dijo. 

El Papa afirmó que por supuesto, la acogida y la integración digna son etapas de un proceso que no es fácil; sin embargo, es impensable poder afrontarlo levantando muros» (Discurso, 23 de febrero de 2020).

“Frente a estos desafíos, es evidente que son indispensables una solidaridad concreta y una responsabilidad compartida, tanto a nivel nacional como internacional. «La actual pandemia ha puesto de manifiesto nuestra interdependencia: todos estamos vinculados, unos con otros, tanto en el mal como en el bien». (Audiencia General, 2 de septiembre de 2020). Debemos actuar juntos, no solos”. 

A los miembros de la la red de autoridades locales y organizaciones de la sociedad civil que surgió de este proyecto «Snapshots from the Borders” dijo que es “ esencial también cambiar la forma en que vemos y contamos la migración: Se trata de poner a las personas, los rostros, las historias en el centro”. 

“Así que aquí está la importancia de los proyectos, como el que usted ha promovido, que tratan de proponer diferentes enfoques, inspirados en la cultura del encuentro, que es el camino hacia un nuevo humanismo. Y cuando digo «nuevo humanismo» no lo digo sólo como una filosofía de vida, sino también como una espiritualidad, como un estilo de comportamiento”.

“Los habitantes de las ciudades y territorios fronterizos – las sociedades, las comunidades, las Iglesias – están llamados a ser los primeros actores de este punto de inflexión, gracias a las continuas oportunidades de encuentro que les ofrece la historia. 

Las fronteras, que siempre se han considerado como barreras de división, pueden convertirse en cambio en «ventanas», espacios de conocimiento mutuo, de enriquecimiento recíproco, de comunión en la diversidad; pueden convertirse en lugares donde se experimentan modelos para superar las dificultades que los recién llegados conllevan para las comunidades nativas”.

El Papa que denunció la ‘globalización de la  indiferencia’ durante su primer viaje apostólico fuera de Roma, recibió hoy al director del proyecto Salvatore Martello, el alcalde de Lampedusa y Linosa, dos islas ubicadas en el Mediterráneo, al sur de Italia, puerto de llegada de pequeños barcos, chalupas con abordo migrantes provenientes del norte de África.  Según el Ministerio italiano del Interior de junio a septiembre las personas migrantes desembarcadas en Italia fueron 20.399.

“Snapshots from the Borders»es un proyecto cuyo objetivo es promover una comprensión más profunda de la migración, permitiendo a las sociedades europeas dar una respuesta más humana y coordinada a los retos de la migración contemporánea. 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.