Aleteia

«No nos olvides»

Shutterstock | De Visu
Comparte

En tiempos de pandemia por coronavirus, la Fundación Humanitate lanza esta iniciativa para ayudar a casi 1.800 personas mayores que acogen en sus centros

Los cines vuelven a abrir. Las terrazas vuelven a llenarse. Y nos olvidamos rápido de lo que hemos vivido. Intentamos olvidar los dramas y las malas noticias para pasar página y seguir adelante. Pero hay cosas de las que no podemos olvidarnos. Por eso el proyecto de la Fundación Summa Humanitate te pide de corazón: “No nos olvides”.

Esa fundación acompaña “vidas al final de la vida. Vidas que hay que cuidar, en todas sus dimensiones”, explica José Ramón López, su director de operaciones.

Y dentro de esta fundación… hay personas. Con nombres y apellidos que acompañan a otras personas, tengan la edad que tengan.

NURSING HOME
Halfpoint | Shutterstock

Durante esta crisis que ha provocado el coronavirus, la Fundación Humanitate ha seguido realizando su labor cuidando a personas mayores en 72 centros.

“Ha sido duro porque el impacto ha sido grande. Hay vidas detrás, hay familias, religiosos que cuidas y que lo han sufrido especialmente. Ha habido muchas historias, muchas caras, porque detrás de cada muerte hay una persona”.

Son muchas personas las que desde esta fundación han visto sufrir. Sintiendo “impotencia y la responsabilidad, y no poder hacer nada. Ver gente morir sola, no poder mover nada más de lo que ya has movido. Los equipos de protección no llegaban, los que pedimos en el mes de marzo fueron requisados…”.

Además los medios muchas veces son precarios: “Muchas congregaciones viven de la Providencia. Muchos religiosos y religiosas mayores podrían estar mal cuidados. Es importante que la gente no olvide a estas congregaciones pequeñas y sin recursos”.

Pero gracias a Dios, este virus -además de dejar verdaderos dramas a sus espaldas- también ha dejado buenas obras de personas anónimas. Y así nace ‘No nos olvides’, una iniciativa que quiere recaudar fondos para atender a cerca de 1.800 personas mayores.

Un grupo de empresarias que se vieron sin actividad durante el confinamiento se preguntaron: ¿Qué podemos hacer nosotros en la situación en la que estamos?

“Ahí entraron en contacto con nosotros. Fue un grupo de personas que se interesaron por la fundación” y que echaron una mano durante este tiempo difícil.

Pero al acabar la cuarentena, “volvieron a su rutina al final del confinamiento, y una de las voluntarias continuó colaborando”.

A través de la plataforma de crowdfunding solidario Ihelp.org.es se busca recaudar donaciones para la compra de material de protección.

Debido a las circunstancias que vivimos “peligran trabajos, peligran centros… Si por lo general ya van al límite, en esta situación especial… imagínate”.

Es muy importante que ´no nos olvidemos’ de que “sin este sector, la administración pública no podría hacerse cargo. Aquí se hace una labor para ayudar a las personas en un momento de su vida muy delicado”.

PALLIATIVE,CARE
Ampsinc | YouTube

La iniciativa no quiere ayudar solo “a las personas mayores que atendemos. Se ayuda también a los trabajadores. Si tú a un trabajador le tienes protegido y se siente valorado, él va a dar lo mejor de sí para cuidar a las personas que atiende”.

La Fundación Summa Humanitate es una entidad sin ánimo de lucro que fue creada por un grupo de laicos católicos. Su misión es apoyar a instituciones de la Iglesia a resolver los problemas que les preocupan, especialmente los relativos a la gestión de sus Centros.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.