Aleteia

Bolivia COVID-19: Cuerpos en las calles, casas y vehículos

BOLIVIA
STR | AFP
Comparte

La pandemia golpea con mucha fuerza a América Latina y en este país sudamericano levantaron más de 400 cadáveres en cinco días

La dura tarea está a cargo de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de Bolivia, nombre curioso a pesar de que la gran lucha que se está desatando por estas horas no tiene nada que ver con un enemigo de carne y hueso.

Según medios como La Razón, esta fuerza levantó entre el 15 y 20 de julio al menos 420 cadáveres en calles, casas y vehículos a lo largo de varios departamentos del país sudamericano.

Por otro lado, se indica desde el lado de las autoridades, que la sospecha es que al menos el 85% -el resto sería por causas naturales- de estas víctimas tengan que ver con la pandemia del coronavirus, aspecto que también genera preocupación por el personal policial a cargo de la tarea.

En cuanto a datos fríos, también se aclaró desde el Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) que desde el 1 de abril al 19 de julio se levantaron más de 3.000 cadáveres entre sospechosos y confirmados con coronavirus.

 

 

Bolivia vs Covid-19

Lo que acontece en Bolivia con respecto al levantamiento de cuerpos en las calles, viviendas y otros sitios es una imagen que ya ha generado espanto en otros países de América Latina como Ecuador, principalmente en localidades como Guayaquil (en este país su pudo controlar el tema, tal cual se informó en Aleteia).

 

Es que la crueldad del coronavirus ha estado dejando verdaderas situaciones dramáticas a lo largo y ancho del planeta, ahora con epicentro en las Américas. Y lo del levantamiento de cadáveres es tan solo uno más entre diversos aspectos que tienen que ver con la falta de insumos hospitalarios, como oxígeno medicinal, y hasta negocios redondos con plasma o casos salpicados por la corrupción.

 

La lista podría continuar, siendo la imposibilidad de despedirse de los seres queridos que fallecen por esta enfermedad, uno de los aspectos más duros, sin duda.

 

En tanto, en cuanto a la batalla de Bolivia contra el coronavirus -país en el que hasta la propia presidenta interina Jeanine Áñez dio positivo o lugar donde murió el primer obispo por COVID-19 en Latinoamérica-, los últimos reportes dan cuenta de más de 60.000 personas contagiadas y más de 2200 fallecidos, siendo lugares como Santa Cruz, La Paz y Cochabamba los más afectados.

 

 

 

 

 

 

 

 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.