Aleteia

Venezuela: ¿Por qué no son creíbles las cifras del Covid-19?

VENEZUELA
Comparte

¡Qué difícil es conocer la verdad cuando un gobierno no tiene credibilidad y censura la información! En las últimas semanas el régimen venezolano se ha empeñado en “flexibilizar” la cuarentena impuesta desde el 13 de marzo en prevención del COVID-19; pero al mismo tiempo anuncia -¿o atemoriza?- con el incremento en las cifras de contagios y muertes

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

Samuel Viloria es el nombre del epidemiólogo que falleció durante la madrugada del 16 de junio de este año, tras padecer el COVID-19, convirtiéndose en el primer médico venezolano que fallece dentro del país, desde que el 13 de marzo pasado, se decretara la cuarentena en prevención a la pandemia del coronavirus. Se trata del caso de un rostro conocido ya que fue secretario de salud en la Gobernación del estado Zulia, región en la que murió y donde se han centralizado los mayores focos de contagio en los últimos días.

Lamentamos este deceso, por ser además el primer médico que cae aquí en el Zulia en la batalla contra el coronavirus”, dijo la doctora Daniela Parra de Ávila, presidenta del colegio de médicos del estado Zulia. ”Elevamos nuestras plegarias por su eterno descanso y enviamos nuestras palabras de condolencia a sus familiares y amigos”, expresó.

Viloria forma parte de la lista de 28 fallecidos como consecuencia de la pandemia que hasta el 17 de junio ha dado a conocer el gobierno de Nicolás Maduro.

VENEZUELA
José Cohén

Pero, ¿quiénes son las demás víctimas? ¿Realmente existen o solo son “cifras oficiales” publicadas para el control social? ¿Para qué mantener en silencio y confinada a la población? ¿Por qué en las últimas semanas implementan una flexibilización simultánea al crecimiento de infectados y fallecidos? – Preguntas como estas se escuchan en las calles de Venezuela. Las respuestas no son fáciles debido a que el gobierno socialista cumple una gestión sin credibilidad, y sus informaciones tienen altas dosis de política y censura.

Solo el sentido común y la prudencia en la población frenaría el contagio del coronavirus en Venezuela”, recomiendan los sanitarios consultados por Aleteia, quienes han manifestado su preocupación “por el incremento desmesurado de la peligrosa pandemia en los últimos días en Venezuela”. Aunque prefieren manejarse con la cautela, los médicos consultados cuestionan la credibilidad de las cifras publicadas por la gestión de Maduro, que hasta el 17 de junio, alcanzan a 3386 personas contagiadas y 28 fallecidas.

El hambre acabó la cuarentena

La doctora María Graciela López, presidente de la Sociedad Venezolana de Infectología, señaló que en más del 40 por ciento se ha incrementado el contagio del Covi-19 en el país. Considera convenientes las políticas de flexibilización de la cuarentena implementadas “porque eso dispararía aún más el contagio entre la población que hace caso omiso a las recomendaciones de los especialistas y autoridades con el uso del tapabocas o mascarilla”.

En su criterio apenas un 40 por ciento de la población ha acatado el cumplimiento del confinamiento en sus hogares. “La situación en Venezuela es muy compleja por la actual crisis asistencial que se presenta en nuestros centros hospitalarios, por la carencia de insumos y medicamentos; la falta de servicios públicos como el agua y la electricidad”.

Rafael Orjuela, médico con especialidad en epidemiología señaló que el virus se ha duplicado y triplicado de manera rápida, y criticó que la cuarentena decretada se acabó sola, “cuando la gente comenzó a salir a la calle a buscar comida, medicinas, surtir gasolina a sus vehículos para poder trasladarse de un sitio a otro dejando a un lado las previsiones de higiene para evitar el contagio”. Añade: “Venezuela está en una en una etapa difícil y peligrosa por el rápido contagio que se ha observado en los últimos días”.

Igualmente, criticó las pruebas que utiliza el gobierno para detectar el virus por ser rápidas, ya que no se evidencia en profundidad el contagio de la pandemia. “Los exámenes fidedignos son las llamadas pruebas PCR, cuyas siglas en inglés se traduce en ‘Reacción en Cadena de la Polimerasa’, ya que es una prueba de diagnóstico que permite detectar un fragmento del material genético de un patógeno”. Orjuela recomienda tener un mayor cuidado con la población de adultos mayores “por ser la más vulnerable al contagio”.

Fátima de Abreu, médico internista expresó que en medio de una flexibilización, la población debe extremar las medidas de protección para evitar contagiarse del peligroso virus, y actuar con sentido común, especialmente a la hora  de colocarse la mascarilla o el tapaboca. “Observamos en la calle que las personas andan con el tapaboca o mascarilla colgando en la cabeza, el cuello y la nariz y creen que con eso se están protegiendo, nada de eso, y lo que van a conseguir es contagiarse”, indicó la especialista.

La flexibilización según el Esquema 7 X 7

Desde el lunes 15 de junio, el gobierno venezolano anuncio el esquema de “flexibilización de la cuarentena 7×7 días”, es decir, siete días de confinamiento por 7 días de flexibilización, modificando el impuesto días atrás “de cinco días de trabajo y 10 de cuarentena”. El nuevo diseño preventivo se aplicará de acuerdo con los siguientes horarios:

VENEZUELA
José Cohén

Autolavados que abrirán al público de 1 a 5 de la tarde; las ópticas de 7 de la mañana hasta las 12 del mediodía; las reparaciones electrónicas de 12 a 5 de la tarde, igual que lavanderías y tintorerías; servicios de encomienda de 9 de la mañana a 1 de la tarde; y los registros y notarías de 8 a 12 del mediodía los días martes, miércoles y jueves.

Respecto a los eventos deportivos sin público y gimnasios, abrirán de 7 a 11 de la mañana, con todas las medidas de seguridad; los servicios de veterinarias de 1 a 4 de la tarde; autocines de 7 a 11 de la noche; los centros comerciales de 7 de la mañana a 5 de la tarde. Así mismo, la banca también inició sus labores de acuerdo con un esquema de atención directa al cliente según el terminar de cada cédula de identidad.

Nicolás Maduro catalogó como “correcto” el sacrificio de 11 semanas de cuarentena en el hogar que “permitió parar el crecimiento exponencial de la curva de contagios que existe en América Latina y el mundo”; sin embargo, Huníades Urbina, presidente de la Sociedad Venezolana de Puericultura y Pediatría, está en desacuerdo con las nuevas medidas y advierte la posibilidad de que se dispare el contagio en el país. “Desde las academias y desde las sociedades científicas se estima que no es el momento para ampliar más el confinamiento de la población ante la pandemia que nos acecha”, aseguró a Aleteia.

El galeno hizo un llamado a las autoridades sanitarias para mantener un esquema del “7 + 7”, distinto al propuesto por Maduro, esto es, sin permitir la incorporación de otros sectores económicos, lo cual generaría que más personas salgan a las calles e interpreten que en el país no pasa nada, y se corre con el  peligro que se incrementen aún más los contagios. Pese a ello, estima “necesario esperar al menos dos semanas para evaluar la efectividad del plan de desescalada implementado por el gobierno nacional desde el pasado 1 de junio, y ver si tuvo algún impacto, de lo contrario resultaría muy peligroso”.

Médicos venezolanos que arriesgaron sus vidas ante la pandemia

Con el fallecimiento del doctor Samuel Viloria suman siete los médicos venezolanos que han fallecido a consecuencia de la pandemia, aunque la mayoría cayeron prestando sus servicios fuera del país. El gremio médico, en medio del dolor elevó sus quejas ante el gobierno de Maduro, exigiendo “se cumplan las pautas de la Organización Mundial de la Salud (OMS) obligatorias, como son las medidas de higiene con lavado de manos”.

Reclaman “la protección personal mediante los equipos que le deben ser administrados a cada una de las personas que atienden a los pacientes, y con relevo periódico, que incluyen batas, guantes, mascarillas, gorros, lentes y botas, para así evitar el contacto con los pacientes que acuden a los centros de atención en este proceso de propagación del virus”.

El coordinador general de la organización “Médicos Unidos de Venezuela”, doctor Jaime Lorenzo, informó a Aleteia, que extraoficialmente se manejan datos que hay 3 médicos contagiados en el estado Lara y en La Guaira; 2 casos en Apure y Barinas que dieron positivo, al igual que dos casos en Táchira. En el exterior, se tiene información de 16 médicos venezolanos infectados en España, Ecuador, Estados Unidos y Perú.

En abril pasado, seis galenos venezolanos que vivían en diversos países arriesgaron sus vidas para evitar que la pandemia del coronavirus contagiara a sus pacientes: Pedro Marín Esquivel, de 47 años, neurocirujano, falleció en Úbeda, Andalucía, España, el 29 de abril. Henry Olivares, oncólogo pediátrico, murió el día 12, en New Jersey, Estados Unidos.

Por su parte, Nerio Valarino González, de 59 años, falleció el 2 de abril en Murcia, España; Carlos Rodríguez Duarte, con especialidad en urología, murió el 1 de abril en Madrid, España; Isaac Abadi, de 84 años, reumatólogo e internista, falleció el mismo 1 de abril, en Miami, Estados Unidos; igual ocurrió con Lyll Gisela Montes Mendoza de Pargas, anestesióloga, quien dejó de existir, el 1 de abril, en Guayaquil, Ecuador.

 

 

 

 

 

 

 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.