Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
jueves 03 diciembre |
San Francisco Javier
home iconActualidad
line break icon

La daban por muerta, ¡pero estaba viva!, un caso que estremece a Ecuador

GUAYAQUIL

JOSE SANCHEZ | AFP

Pablo Cesio - Aleteia Ecuador - publicado el 27/04/20

El caos desatado por el coronavirus ha también generado situaciones insólitas en este país sudamericano, dentro de un panorama trágico donde muchas familias no encuentran a sus muertos

No está muerta, ¡está viva! Lo que ha pasado con Alba Maruri, una mujer de 74 años que reside en Guayaquil (Ecuador), es digno de un guion de comedia, si de fondo no existiera todo el drama que está provocando la expansión del coronavirus en América Latina y el mundo.

Alba había sido internada el pasado 27 de marzo en un hospital local con problemas respiratorios y a las pocas horas los médicos la dieron por muerta.

Para los integrantes del hospital y para la propia familia los posteriores fueron días de trámites, hasta que finalmente se llevó a cabo la cremación. Incluso, la hermana de esta mujer, de nombre Aura, guardó las cenizas en su casa a la espera de enterrarla ni bien termine la situación de emergencia sanitaria, publican medios locales como Ecuavisa.

Sin embargo, lo que se relata a continuación verdaderamente ha causado consternación:

Durante el mediodía del 24 de abril una ambulancia –con un médico, un psiquiatra y un médico-   llegó a la casa de Aura para trata de contar a la familia una “extraña noticia”, o mejor dicho, un “supuesto error”. Se trataba nada más ni nada menos que informar que Alba había recobrado la conciencia –indica El Comercio– y pedía que su hermana la fuera a recoger al hospital.

Como era de esperar, lo sucedido sacudió a Aura. “Feliz con la noticia. Mi hermana ya está en una habitación, en espera del alta. ¡Es un milagro! Ya iba a cumplir un mes de muerta, se puede imaginar y yo he tenido las cenizas de otra persona”, expresó Aura en diálogo con El Comercio.

Efectivamente, Alba no había fallecido, sino que estaba en coma, del cual despertó luego de tres semanas. Pero por otro lado, la situación no dejaba de ser compleja, pues aún persistían dudas sobre la identidad de las cenizas que la hermana de esta “mujer milagro” tenía en su casa.

Un caos

Lo acontecido en Alba genera alegría, en cuanto al desenlace. Pero sucede en el marco de una verdadera tragedia en Ecuador, donde muchas personas no encuentran a sus muertos, tal cual se ha estado informando desde hace días en cuanto al difícil momento que se está viviendo en Guayas, provincia que contiene a Guayaquil, epicentro de la pandemia.

Por ejemplo, una de las imágenes más difundidas a nivel internacional fue la de cuerpos que se descomponían en las calles y casas, aspecto que motivó al gobierno a intensificar las medidas de cuanto al control de los fallecimientos, levantamiento de cadáveres y poder así dar un entierro digno.

También, la demanda de oxígeno para salvar vidas ha sido otro tema que ha sacudido a Ecuador en los últimos días, país con más de 22.000 casos confirmados de coronavirus y con más de 500 personas fallecidos, según reportes oficiales.

Por estas horas se debatía también entre el pasaje del aislamiento social a la etapa de “nueva normalidad”, situación que presentaba variantes en diversas zonas, dependiendo del avance de la enfermedad. Por lo pronto, desde Guayaquil se afirma que la ciudad aún no está pronta para la nueva etapa, pues persiste –afirman las autoridades locales-  la crisis sanitaria.

En tanto, en los últimos días también se hizo latente el abrazo de la iglesia para con los más vulnerables en esta zona tan golpeada de América Latina. A través de la Fundación de Asistencia Social Enlace (Fundasen) se informó de parte de la Arquidiócesis de Guayaquil de la donación de 1400 kits de medicinas a personas vulnerables con el fin de fortalecer el sistema inmunológico.  Pero también se realizó la entrega de equipos de protección, siendo los beneficiarios varios centros de asistencia.


GUAYAQUIL

Te puede interesar:
Guayaquil (Ecuador), entre la búsqueda de oxígeno y el levantamiento de cadáveres


GUAYAQUIL

Te puede interesar:
Guayaquil (Ecuador), donde los cadáveres quedan en las calles y casas


WEDDING

Te puede interesar:
La Arquidiócesis de Guayaquil te regala la boda de tus sueños


GUAYAQUIL

Te puede interesar:
América Latina vs coronavirus: ¡Hoy más que nunca hay que actuar y rezar!

Tags:
coronavirusecuador
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia hoy se publica diariamente en ocho idiomas: francés, inglés, árabe, italiano, español, portugués, polaco y esloveno.
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
FATHER JOHN FIELDS
John Burger
Muere el sacerdote voluntario para el ensayo ...
HUG
Dolors Massot
El médico que abrazó al enfermo de coronaviru...
MARIA DEL MAR
Rodrigo Houdin
Fue abandonada en un basural, pero buscó a su...
HOMELESS
Javier González García
La historia de Marina: De vivir en la calle a...
EMANUELLE CUETO RAMOS
Jesús V. Picón
Sacerdote con cáncer terminal: Pierde los ojo...
Philip Kosloski
Cuando sientas que todos conspiran contra ti,...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.