Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
lunes 29 noviembre |
San Saturnino de Tolosa
Aleteia logo
Estilo de vida
separateurCreated with Sketch.

Consejos de una enfermera para cuidar a un enfermo de coronavirus en casa

COUPLE

Shutterstock | lucigerma

Dolors Massot - publicado el 26/04/20

Lavado de ropa

  • Para recoger la ropa sucia del enfermo: el enfermo deberá colocar su ropa sucia dentro de una bolsa. Deberemos evitar el contacto directo de nuestra piel con la ropa del enfermo. Cerraremos primero la bolsa sin agitar y la colocaremos en la lavadora. Al finalizar, nos lavaremos otra vez las manos.
  • Lavaremos la ropa del enfermo separada de la nuestra como mínimo a 60º.
  • Lee y sigue las instrucciones de las etiquetas de la ropa o ropa de cama. En general, usa un detergente de ropa normal.
  • Si utilizas secadora, utiliza el programa con temperatura más alta y si no, déjala secar completamente antes de volver a utilizarla.

Cocina

  • Ya hemos dicho que el enfermo debe moverse lo menos posible por la casa, pero sobre todo no debería entrar en la cocina ya que allí es donde se encuentra la comida, la fruta, los cubiertos, etc…
  • Vajilla y cristalería: todo lo que utilice el enfermo debe ser de su uso exclusivo. Luego hay que lavarla bien utilizando agua caliente con jabón y lejía y/o colocarla en el lavavajillas a una temperatura de 60º.
  • No se comparten ni saleros ni vinagreras ni bandejas ni nada. Si fuera el caso, se deben lavar después de su uso con el paño con lejía y dejarlo secar un rato antes de utilizar.
  • Es mejor realizar las comidas con el enfermo separado del resto de la familia ya que normalmente las mesas no son lo suficientemente anchas o largas para que estemos a una distancia prudencial.

Otros objetos

  • Móviles y teléfonos: son de uso exclusivo del enfermo. No se comparten.
  • Tablets y ordenadores: si se tienen que compartir, se han de lavar bien como ya hemos indicado antes de que los utilice otra persona, especialmente los teclados.
  • Juegos (cartas, dados…) o libros, periódicos, revistas: también son de uso exclusivo del enfermo.
HANDS
Shutterstock | maridav
El lavado de las manos debe hacerse a fondo y sobre toda la piel.

Higiene de las manos

  • Lavado: Cada vez que me tenga que lavar las manos, lo haré con agua y con jabón hasta que salga espuma al menos 20-30 segundos, procurando no dejar ningún pliegue sin lavar. También, si no se tuviera jabón, me puedo lavar las manos con un gel antiséptico o desinfectante para manos que contenga alcohol. Pero siempre es mejor agua y jabón.
  • Cómo lavarnos: Vídeo práctico del lavado de manos.
  • Secado: Es importante secarse las manos también bien después de cada lavado para que no queden húmedas. Idealmente deberíamos secarnos las manos con un tisú de papel de un solo uso. Si no podemos, entonces usemos toallas de algodón de uso individual, procurando lavarlas diariamente. El secado debe ser “arrastrando”, es decir, secarnos las manos como si acabáramos de arrastrar los gérmenes que hubieran quedado en las manos y no dejar nada húmedo.
    El secado del gel alcohólico se debe dejar secar al aire al menos 5 segundos para que haga efecto.
  • Hidratación: como nos vamos a lavar las manos muchas veces, me intentaré ir hidratando las manos con crema para evitar la sequedad que produce grietas o heridas, ya que serían una entrada directa de gérmenes.
  • Uso de guantes: Para no castigar tanto las manos, también las podríamos proteger con guantes, y realizar la higiene de los mismos como si fueran nuestras propias manos.
    Uñas: siempre las llevaremos cortas.
PILLS
Shutterstock | New Africa
Por lo general, el enfermo de coronavirus pierde el apetito. Habrá que animarle a que siga la dieta que mejor le conviene para que se recupere.

Alimentación

Ahí van algunas recomendaciones básicas y caseras, pero siempre es mejor que os asesore un médico.

  • El enfermo tendrá poca hambre y hay que tener paciencia porque le costará comer, pero sería importante que comiera al menos 5 veces al día (desayuno, desayuno de media mañana, comida, merienda y cena).
  • Que tome mucha fruta y verdura.
  • Que se hidrate mucho con bebidas calientes como infusiones, tés, etc.
  • Y que tome cada día vitamina C, idealmente de fruta fresca.
  • Proteínas: pescado blanco, pollo a la plancha, etc.. Una vez a la semana también carne roja.

Cuando tengas que salir de casa

  • Sal solo lo imprescindible.
  • Lávate bien las manos antes de salir de casa.
  • Colócate una mascarilla y guantes desechables.
  • Preferiblemente no utilices el ascensor, sino las escaleras.
  • Intenta no tocar nada.
  • Al volver a casa: deja el bolso, llaves, tarjeta de crédito, etc.. en una caja justo a la entrada de casa. También los zapatos e intenta no tocar nada hasta que te laves bien las manos.
  • Sería recomendable que te cambiaras completamente de ropa y la echaras a lavar (como he indicado antes).
  • Limpia el móvil y las gafas.



Te puede interesar:
La hermana Costanza de 102 años supera el coronavirus en casa y ¡festeja!


ADOPTION

Te puede interesar:
3 maneras básicas de mantener la paz en casa en tiempos de coronavirus




Te puede interesar:
El coronavirus separó a su familia pero la oración por Skype pudo más

  • 1
  • 2
  • 3
Tags:
consejoscoronavirushigienesalud
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.