Recibe Aleteia gratis directamente por email
Estilo de vida, espiritualidad, noticias positivas... Recibe Aleteia por email
¡Suscríbete!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

La estatua de la Virgen con el Niño más alta del mundo, construida con donaciones ciudadanas

Comparte

El Monumento a la Santa Madre de Dios en Hoskovo, Bulgaria, mide más de 30 metros de altura y es visitado por peregrinos y turistas por igual

Haskovo es la séptima área urbana más grande de Bulgaria. Al estar cerca del mar Egeo y de las fronteras griegas y turcas del país, disfruta de un clima mediterráneo durante sus largos veranos (de mayo a octubre, aproximadamente) y las condiciones climáticas continentales en invierno.

Según un censo relativamente reciente, Haskovo alberga a menos de 200,000 personas y a un monumento que, según Guinness World Records, es la estatua más alta de la Virgen María con el Niño Jesús en el mundo. La estatua más alta de la Virgen María en el mundo sigue siendo el Monumento a Nuestra Señora de la Paz en Venezuela, pero Filipinas está a punto de terminar una estatua nueva, incluso más alta, en 2020.

La estatua, conocida como el “Monumento de la Santa Madre de Dios”, se encuentra a una altura total de 31 metros (102 pies cuando se incluye el pedestal, donde se incluye una pequeña capilla ortodoxa) en la cima de una colina en el suroeste de la ciudad, por lo que se puede ver desde cualquier lugar de la ciudad, incluso de noche. El trabajo de varios artistas locales diferentes, está hecho de hormigón polímero.

La Virgen María es la patrona de la ciudad de Haskovo. De hecho, la fiesta de la Natividad de la Madre de Dios, celebrada el 8 de septiembre, se proclamó oficialmente como el Día de Haskovo en 1993.

Casi una década después, en 2002, el consejo municipal de la ciudad aprobó la construcción del monumento, que requirió 150,000 euros para construirlo. Las donaciones de los ciudadanos de Haskovo y la venta de postales con la imagen del futuro monumento (2,50 euros cada una) permitieron recaudar todos los fondos necesarios con bastante rapidez.

Hoy en día, el Monumento a la Santa Madre de Dios es el símbolo principal de Hoskovo, y uno de los 100 mejores sitios turísticos de Bulgaria.

 

Boletín de Noticias
Recibe gratis Aleteia.