Aleteia

La Universidad de María nombra a su facultad de Ciencias de la Salud, Santa Gianna Beretta Molla 

GIANNA MOLLA
Public domain
Comparte

“Nuestra tarea es hacer que la verdad sea visible y amable, ofreciéndonos como un ejemplo atractivo y, si es posible, heroico»

La historia de la italiana Santa Gianna Beretta Molla (1922-1962) es bien conocida: estudió medicina y se especializó en pediatría, profesión que compaginó con su tarea de madre de familia.

En septiembre de 1961, hacia el fin del segundo mes de un nuevo embarazo, Gianna enfrentó un voluminoso fibroma, tumor benigno en el útero. Estaba en gestación su cuarto hijo y decidió que tenía el mismo derecho de vivir que Pierluigi, Mariolina y Laura.

Antes de la cirugía, aunque sabía el riesgo que significaba seguir adelante el embarazo, le suplicó al cirujano que salvara la vida que llevaba en su seno, y se confió a las oraciones y a la Divina Providencia.

Según su marido, el Pietro Molla, «cuando Gianna se dio cuenta de la terrible consecuencia de su gestación y el crecimiento de un gran fibroma, su primera reacción, razonada, fue pedir que se salvara el niño que tenía en su seno».

El 21 de abril de 1962 en un Hospital San Gerardo de Monza dio a luz, por cesárea, a la pequeña Gianna Emmanuela. De inmediato le sobrevino una peritonitis séptica y pocos días más tarde más tarde, el 28 de abril, a los 39 años, moría en su casa de Ponte Nuovo.

Fue canonizada el 16 de mayo de 2004 por el Papa San Juan Pablo II. Es patrona de las mujeres embarazadas, las futuras madres y las enfermas de cáncer uterino y mamario.

Dos profesiones

Por su profesión de médico y su profesión de fe al darle vida a su hija y perder la suya, la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad de María – la única universidad católica de Dakota del Norte (Estados Unidos)—ha decidido honrarla tomando su nombre con el permiso expreso de su familia.

La Universidad de María es una de las universidades católicas más asequibles de Estados Unidos. Fundada en 1959 por el Monasterio Benedictino de las Hermanas de la Anunciación, la Universidad ofrece sesenta carreras y quince maestrías, así como cuatro programas de doctorado en Fisioterapia, Práctica de Enfermería, Educación y Terapia Ocupacional.

La hija que nació aquel 21 de abril de 1962, Gianna Emmanuela Molla (también médica de profesión), asistió a la cena de gala en la que la Universidad de María honró el recuerdo de su madre y, en nombre de la familia, concedió el permiso de imponerle su nombre a la Facultad de Ciencias de la Salud.

La doctora Glenda Reemts, quien preside el Departamento de Enfermería de la Universidad de María dijo en el evento: «El nombre de nuestra escuela (…) emula bellamente la santidad de la vida humana. La importancia de la dignidad de la persona humana es profunda en nuestra escuela y en los corazones de nuestros estudiantes».

«Este nuevo nombre nos llama a preparar a nuestros estudiantes para que sean sanadores compasivos, amorosos y moralmente valientes ya que llevarán a cabo el ministerio de curación en el futuro», afirmó la Dra. Janeene Sibla, presidenta del Programa de Terapia Ocupacional de la Universidad de María.

Con información de http://www.umary.edu

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.