Aleteia

Las ciudades más pobladas de Paraguay y sus nombres religiosos

ASUNCION
Marko Vombergar - ALETEIA
Comparte

El paso de los conquistadores españoles y de las congregaciones religiosas por América ha dejado huellas en diversos aspectos, una de ellas es la denominación varias ciudades y la difusión de la fe católica.

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

En comparación otros países del continente americano, Paraguay no tiene un valor agregado en este aspecto. Sin embargo, varias de sus localidades más importantes tienen estrecha relación con la religiosidad.

Si hablamos de importantes ciudades de América cuyos nombres tienen origen religioso, no podemos dejar de nombrar a Ciudad de Buenos Aires (Argentina), San Pablo (Brasil), Santiago(Chile), Asunción (Paraguay), entre otras.

Los nombres religiosos en ciudades de toda América tienen estrecha relación con la conquista española. “Los conquistadores eran católicos, había un régimen de cristiandad”, explicó a Aleteia, el historiador e investigador Ignacio Telesca.

“Paraguay es un país que supo acoger misiones franciscanas y jesuitas, sin embargo, Asunción no fue fundada por religiosos, pero tiene un componente católico en la elección de su nombre”, ejemplifica el investigador.

Paraguay tiene 255 ciudades, distribuidas en 17 departamentos. De esta cifra, al menos 60 de ellas tienen nombres estrechamente ligados a la Iglesia Católica. Cinco de sus principales ciudades tienen nomenclaturas de origen religioso. A continuación te presentamos cuales son:

Hacer click en galería para descubrirlas: 

 

Paraguay es uno de los países más católicos de la región por lo que en cada una de sus ciudades se celebran multitudinarias fiestas patronales. Si bien, no figura entre las ciudades más pobladas del país, Caacupé es la “capital espiritual” ya que alberga el Santuario Menor de la Virgen de Caacupé, cuya fiesta es el 8 de diciembre. El sitio fue visitado por los papas: Juan Pablo II (1988) y Francisco (2015).

 

La conquista de Paraguay se inició con la llegada de los navegantes de la corona española Alejo García y Sebastián Gaboto, en 1524. El predominio de los españoles sobre este territorio duró hasta 1811, año en que este país se independizó. En 1580 se formaban las primeras reducciones franciscanas y en 1587 llegaron los jesuitas.

La influencia de la corona española católica, las reducciones franciscanas y jesuitas, dejaron profundas huellas históricas y culturales en el Paraguay, como sucede en toda América. Sin embargo, la labor evangelizadora de estas compañías religiosas sentó importantes precedentes para que este sea uno de los países más católicos de la región.

 

 

 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.