Recibe Aleteia gratis directamente por email
Los mejores contenidos espirituales de la red, ¡recíbelos en tu email!
¡Inscrítebe a la newsletter gratuita!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Montaner sobre migrantes venezolanos: Gracias Perú por tu “paciencia” y “amor”

RICARDO MONTANER
@ricardomontaner
Comparte

El famoso cantante latinoamericano y un emotivo mensaje durante un concierto en Lima, en el que hizo subir al escenario a sus nietos peruano-venezolanos

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

El concierto de Ricardo Montaner en Lima, Perú, durante el pasado fin de semana estuvo cargado de emoción, pues además de la música, que llena corazones de millones de fans a lo largo de América Latina y otros continentes, fue proyectado este video vinculado a la situación actual de Venezuela, su país de origen.

 

 

“Este video significa la posibilidad de que el amor suceda en cualquier lugar, en cualquier circunstancia. Esas imágenes que vieron pertenece a los días en que la juventud de Venezuela decidió ir a protestar a las calles tratando de conseguir el respeto a los Derechos Humanos”, expresó Montaner arriba del escenario luego de la proyección del video, momento reproducido por El Comercio de Perú.

“Al día de hoy países como Perú han cobijado a cientos de miles de venezolanos que han salido en una desesperada búsqueda de auxilio y aquí en Perú ha sido uno de esos puertos seguros a los que ellos han llegado. Hoy Venezuela se encuentra en llamas, el país está perdido en un laberinto sin salida”, continuó Montaner ante un silencio receptivo en el auditorio.

“Hoy se ve más lejos que nunca la luz al final del túnel, pero hoy la esperanza está más viva que nunca. Y esa esperanza nos la ha devuelto la gente que nos ha abierto los brazos en todos los países vecinos. En nombre de cada uno de los venezolanos que han venido a cada tierra, en nombre de cada niño que ha venido a esta tierra sin saber a dónde lo llevaban. En nombre de cada niño peruano que ha nacido en esta tierra hijo de parejas venezolanas yo les quiero dar las gracias. Y decirles gracias por la paciencia, gracias por el amor, gracias por tu solidaridad y gracias por tu inmenso amor al prójimo. ¡Qué viva Perú y qué viva Venezuela! ¡Muchas gracias! Gracias a Dios”, concluyó.

 

El cierre junto a sus nietos peruano-venezolanos

Montaner cerró su presentación en Lima con su famoso tema “La Cima del Cielo”, instancia, recuerda El Comercio, en que sus nietos Ale y Matías, peruano-venezolanos, subieron al escenario. La instancia sirvió para que recordara la historia de amor de su hijo Alejandro con la peruana Ximena Da Torre, quienes se casaron en 2010 y también demuestran de alguna manera el símbolo de la unidad entre ambas naciones.

 

“Aquí (en el Perú) comenzó todo. En aquella época (cuando llegó para participar de un concurso de canto) soñaba en blanco y negro. Y por esa sencilla razón ustedes merecen que este concierto trate de ser el mejor concierto de mi vida”, expresó Montaner, quien antes también interpretó, como no podía ser de otra manera, “La Gloria de Dios”.

 

 

 

 

 

Boletín de Noticias
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.