Recibe Aleteia gratis directamente por email
Los mejores contenidos espirituales de la red, ¡recíbelos en tu email!
¡Inscrítebe a la newsletter gratuita!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Paraguay: Los jóvenes que promueven la plantación de 75.000 árboles

GESTO COMUN
Pastoral de Juventud del Paraguay
Comparte

Gesto Común “Un joven, un árbol, una vida”, la iniciativa para combatir la deforestación en el país sudamericano

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

“¡Quiero lío!” ¡Cuán mencionada y parafraseada ha sido esta expresión del papa Francisco desde que la pronunció durante la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Río de Janeiro en 2013, al inicio de su pontificado!

 

Rápidamente aquellas palabras dieron vuelta al mundo, pero más allá de la curiosidad de la expresión para quienes aún lo conocían poco –propia de un primer pontífice argentino y latinoamericano- caló hondo en los jóvenes de los diversos continentes a través de múltiples iniciativas e intervenciones.

En Paraguay, recientemente, se produjo un claro ejemplo de jóvenes decididos a “hacer lío” y esta vez de la mano de otra gran invitación del papa Francisco –que tocó el corazón tanto de creyentes como de no creyentes-: el cuidado de la “casa común” Laudato sí.

 

GESTO COMUN
Pastoral de Juventud del Paraguay

75.000 árboles contra la deforestación

La campaña se llama Gesto Común “Un joven, un árbol, una vida” y el objetivo es “la plantación de unos setenta y cinco mil árboles a causa de la actual situación de deforestación por la que el Paraguay atraviesa”, tal cual recuerda un reciente comunicado reproducido por la Conferencia Episcopal Paraguaya.

“La degradación ambiental es uno de los problemas que, conforme pasan los años, no muestra mejoría y, entre los daños causados al ambiente, la deforestación es quizás el problema más alarmante. Entre 1987 y 2012, los bosques en Paraguay perdieron casi 44.000 kilómetros cuadrados según el reporte de la NASA”, se afirma en la nota.

Y la revolución en las diócesis de Paraguay comenzó, pues está previsto que la campaña inicie el 21 de septiembre y también se busca visitar a las familias, colegios, instituciones y promover incluso “la adopción de un árbol para la plantación y cuidado del mismo”.

“El gesto común no solo tiene como objetivo plantar, sino también asegurarse de que estos plantines sean sustentables a largo plazo, y en un futuro sean la sombra y el oxígeno de plazas, escuelas, etc”, se recuerda.

Por otro lado, se indica, está en marcha una aplicación móvil que tendrá el desafío de “registrar los perfiles de cada uno de los ‘arbolitos’, este tendrá un perfil con foto, ubicación y nombre de los que lo adoptan como suyo”.

 

 

En tanto, mientras esto acontece, también seguirán funcionando “campañas de concienciación ambiental tendientes a lograr el mayor empoderamiento e involucramiento de los jóvenes y la ciudadanía de la actividad no solo para el día del evento sino también de los cuidados posteriores necesarios para la sostenibilidad de los efectos esperados a largo plazo de la campaña de arborización”.

Por ende, otro ejemplo de jóvenes comprometidos, uno más de una larga lista de proyectos y campañas que han asimilado aquel llamado del papa Francisco entendiendo perfectamente el sentido de urgencia.

 

 

Con información en base a Conferencia Episcopal Paraguaya

 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.