Recibe Aleteia gratis directamente por email
Cada día, noticias que dan esperanza: ¡recibe Aleteia por email!
¡Inscribete!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Se desvanece la iniciativa de ley que violaba el secreto de confesión en California (Estados Unidos)

Comparte

Cuando los católicos se unen para enfrentar una iniciativa de ley que vulnera un aspecto básico de la fe, como lo es el secreto de confesión, los resultados pueden ser muy positivos

Tal es el caso de la resistencia de obispos, sacerdotes y fieles laicos de California (Estados Unidos) en contra del Proyecto de Ley del Senado 360, conocida como SB 360, que ordenaba, en su forma original, a los sacerdotes divulgar cualquier información que pudieran escuchar en confesión sobre abuso sexual de menores.

Aunque tuvo varias enmiendas en el camino, la sombra del proyecto original –la amenaza de violar el sigilo confesional, cosa que ningún otro Estado de la Unión Americana ha propuesto– siguió flotando sobre la iniciativa.

Legislación peligrosa

El patrocinador de la SB 360, el senador demócrata por San Mateo Jerry Hill, en un giro de última hora, decidió retirar la iniciativa de ley el día antes de una audiencia programada para el 9 de julio en el Comité de Seguridad Pública de la Asamblea de California, eliminando, con ello, cualquier consideración adicional este año.

Hill respondió así a dos cuestiones: primero, la notable campaña de base organizada por católicos del Estado, miembros de otros grupos religiosos y defensores de la libertad religiosa de todo Estados Unidos y, segundo, porque se percató que no tenía los votos suficientes para que la iniciativa se convirtiera en Ley.

“La SB 360 era una legislación peligrosa”, dijo el arzobispo de Los Ángeles José H. Gómez y vicepresidente de la Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos (USCCB), quien encabezó la resistencia junto con todos los obispos de California para oponerse al intento de violar el sello sacramental.

“Si cualquier legislatura puede obligar a los creyentes a revelar sus pensamientos y sentimientos más íntimos compartidos con Dios en la confesión, entonces realmente no hay un área de la vida humana que sea libre o segura del Gobierno”, agregó el arzobispo Gómez quien desde varias tribunas llamó a esta iniciativa “una amenaza mortal para la libertad religiosa de todos los católicos”.

Conserva el sello

El arzobispo Gómez llamó a la movilización que pedía a los fieles que insistieran en desestimar la SB 360 con los representantes de sus localidades del Senado de California.

La campaña #KeepTheSeal (Conserva el Sello) lanzada en la arquidiócesis de Los Ángeles entregó 140,000 cartas en el Capitolio del Estado de California, en la ciudad de Sacramento el 8 de julio, un día antes de la votación del comité. Otros 16.700 correos electrónicos fueron enviados a representantes de católicos preocupados en Los Ángeles.

Previamente, y como parte de la campaña de resistencia, el arzobispo Gómez pidió que se leyera una carta en todas las parroquias de la arquidiócesis y en cada Misa durante el fin de semana del 15 al 16 de junio.

“No podemos permitir que el gobierno entre a nuestros confesionarios para dictar los términos de nuestra relación personal con Jesús”, dijo el arzobispo en su carta, llamando a los católicos a hablar en contra de la ley.

La unión hace la fuerza

La arquidiócesis también creó un sitio web, KeepTheSeal.com, como un centro para que los fieles escriban a sus representantes y aprendan más sobre el sacramento de la Reconciliación.

Esto último, y la reacción de líderes religiosos musulmanes, ortodoxos, luteranos, anglicanos y bautistas, así como representantes de los ritos católicos orientales e iglesias negras históricas fueron factores críticos para archivar un proyecto confuso, problemático y anticonstitucional.

La declaración de las iglesias y grupos religiosos dejó en claro que “todos somos uno con los católicos romanos estadounidenses condenando el ataque a la libertad religiosa que representa la versión actual del Proyecto de Ley del Senado de California 360”.

Y la unidad funcionó.

*Con información de Angelus*

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.