Recibe Aleteia gratis directamente por email
Cada día, noticias que dan esperanza: ¡recibe Aleteia por email!
¡Inscribete!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Quién es monseñor Zanchetta, investigado por abuso sexual de seminaristas en Argentina 

ZANCHETTA
Comparte

¿Cuál es la posición del papa Francisco sobre el caso Zanchetta?

El papa Francisco aplicó el principio de presunción de inocencia en el caso de monseñor Gustavo Óscar Zanchetta; sin embargo, las consecuencias del escándalo eclesial aún son impredecibles, igual que los daños a las posibles víctimas en Argentina.

Además toca directamente el liderazgo del Papa. La situación recuerda de alguna manera el espantapájaros de lo ocurrido con el obispo Juan Barros en Chile.

Un obispo ‘enfermo’ que nos ha hecho sufrir a todos y hasta el mismo Santo Padre ha sido víctima de esta persona”, dijo a la agencia AP Juan José Manzano, de la diócesis del Salto, Argentina, uno de los dos sacerdotes que primero acusaron públicamente a monseñor Zanchetta.

Recientemente, el juez argentino Claudio Alejandro Parisi autorizó la salida del ex obispo Zanchetta y podrá volver al Vaticano -según informó el diario local El Tribuno- el 21 de junio 2019.

El ex Obispo de Orán (Argentina) ha sido denunciado por dos seminaristas por abuso sexual y se enfrenta a un proceso en su país y a otro en la Santa Sede, abierto por el Papa.

Zanchetta pidió revocar el levantamiento de las medidas restrictivas de la libertad y la devolución de su documentación personal incautada para regresar al Vaticano. El permiso especial vence el 8 de agosto de 2019.

El obispo dimisionario, “enfermo”, aparece en el Vaticano 

La reconstrucción del caso lleva hasta Roma. El 23 de julio de 2013, el papa Francisco nombró a Zanchetta obispo de Orán (Argentina), que ya era sub-secretario ejecutivo de la Conferencia Episcopal Argentina.

Eso muestra que gozaba de referencias importantes entre los líderes de esa jerarquía eclesial, independientemente de la supuesta amistad con el entonces cardenal Jorge Mario Bergoglio.

Casi cuatro años después (01.08.2017), Francisco aceptó la renuncia de Zanchetta a la diócesis de Orán (Argentina) presentada por el mismo obispo el 29 de julio de 2017.

La salida fue justificada por problemas de salud y, sorprendentemente, la prensa local destacó la aparición de monseñor Zanchetta en España, aparentemente vital, y, compartiendo momentos sociales con algunos obispos españoles.

Esa situación contradecía evidentemente los argumentos oficiales de la renuncia. El Papa explicó los detalles de ese traslado en una entrevista en mayo 2019 (ver abajo).

El contraste de versiones 

El director interino de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, Alessandro Gisotti, informó el 4 de enero de 2019 que el obispo, de 54 años, estaba bajo investigación y que al final de ese procedimiento desde el Vaticano se informaría al mundo sobre los resultados. 

La respuesta de Gissoti llegó luego de que el diario El Tribuno revelara que el verdadero motivo de la renuncia de Zanchetta era que había sido denunciado por abusos sexuales, de poder y de conciencia por algunos sacerdotes.

Desde el Vaticano, se rechazó con vehemencia que la Santa Sede conociera el asunto de los abusos desde 2015. 

Gisotti sostuvo que el obispo se encuentra bajo investigación preliminar, pero algunos medios de comunicación argentinos destacaron que el sacerdote era cercano a Francisco, algo que hizo aumentar las expectativas respecto a este caso.

Fotos controvertidas

Luego, las aguas se hicieron más bravas, cuando la prensa en Roma difundió fotos que retrataban a monseñor Zanchetta subido en el bus que salía desde el Vaticano, junto a otros altos prelados y monseñores, acompañando al papa Francisco, mientras se trasladaba a Ariccia, a las afueras de Roma, para los acostumbrados retiros espirituales de la Curia Romana en semana santa de 2019.

Gisotti entonces afirmó que las acusaciones contra Zanchetta, que dejó su cargo, surgieron en esos últimos meses, casi un año después de que el Papa lo designara Asesor del APSA. 

La agencia norteamericana AP informó que el Vaticano había recibido informes sobre Zanchetta en 2015 y 2017. Pero esto no ha tenido una constatación. El resultado final llegará con los dos procesos en desarrollo.

El sacerdote Juan José Manzano, antes mencionado, dijo a AP que en un primer informe en 2015 se remitieron fotos que se sacó el mismo obispo en poses desnudo “en actitudes obscenas o fuera de lugar”. Argumentó que en 2017 la situación de la diócesis estaba al borde del abismo.  

Sucesivamente, el caso Zanchetta llegó hasta las instancias de la nunciatura en Buenos Aires, según Manzano, vicario general de la diócesis de Orán.  

El Papa habría hecho llamar a Zanchetta y este se habría justificado al decir que le habían entrado arbitrariamente en el móvil (hackeado) y que la intención era dañar al Pontífice, dijo Manzano a AP.

En una entrevista vídeo, Manzano calificó a Zanchetta como “un obispo ‘enfermo” que ha explotado la buena fe hasta del papa Francisco.

Gisotti ya había argumentado que en el momento de la renuncia de Zanchetta, este le había pedido al Papa que lo dejara salir de Orán porque tenía relaciones difíciles con sus sacerdotes y era “incapaz de gobernar el clero“.  

Gisotti sostuvo además que en “el tiempo de su renuncia había acusaciones en su contra de autoritarismo, pero no de abuso sexual”.

Francisco explica el caso Zanchetta

Por su parte, Valentina Alazraki, en la más larga entrevista concedida por el Papa a un corresponsal en Roma y publicada el 28 de mayo de 2019, le preguntó a Francisco sobre su decisión de traerse al Vaticano al obispo Zanchetta, posición muy criticada.  

El mismo pontífice reveló que el ex arzobispo de Orán enfrenta actualmente un juicio canónico por presuntos abusos contra seminaristas. 

Y que en un primer lugar se defendió bien de las acusaciones, incluso alegando que le habían hackeado el celular, como vimos antes. Por eso, el Papa ha hecho prevalecer el principio jurídico In dubio pro reo

Un experto de derecho canónico consultado argumentó que en un “regular proceso” al acusado se le debe garantizar “plenamente su derecho de defensa”. 

Por eso en el caso Zanchetta, el Papa decidió – como lo dice en la entrevista – “hacer la investigación previa de las acusaciones que había”. 

Francisco consideró necesario hacer un juicio, que ahora está a cargo del Tribunal Eclesial en el Vaticano y que por tratarse de un caso “argentino”, lo juzgara ese tribunal y no el Papa, que luego confirmará solo la decisión, sin dar alguna ‘gracia’ de ser hallado culpable.

Francisco reconstruye en la entrevista que Zanchetta fue acusado de mantener un “trato déspota” con sus subalternos, y no de su “manejo económico”. El clero de la diócesis “se sentía no bien tratado por él [Zanchetta]… y la denuncia luego llegó a la nunciatura”.

El sucesor de Pedro -cuenta- hizo venir al obispo al Vaticano y le pidió la renuncia. “Bien clarito. Lo mandé a España  a hacer un test psiquiátrico; algunos medios dijeron: “y el Papa le regaló un veraneo en España”. Explicó que ese test psiquiátrico era “dentro de lo normal”, los médicos aconsejaban “el tratamiento del viajero, una vez por mes”. Por eso, “viajar a Madrid a hacerse dos días de tratamiento, entonces no convenía que volviera a Argentina”.

¿Por qué el nombramiento en el APSA?

El Papa indicó a Televisa, México, que tuvo a Zanchetta en el Vaticano debido a que “el test psiquiátrico” reveló que tenía “capacidad de diagnóstico de gestión”. Y comentó: “Algunos lo interpretaron acá en Italia como un ‘parcheggio’ (‘estacionamiento’)”.

Después, preparó la sucesión del prelado y -expresó- una “vez que estuvo el obispo nuevo, en diciembre del año pasado decidí hacer la investigación previa de las acusaciones que había”.

La gestión se demoró debido a las vacaciones de navidad, las fiestas, el verano, y final de vacaciones en Argentina entre enero y febrero, “pero algo hicieron”, añadió.

Papa Francisco: no quedé quieto desde el primer momento

El Papa dijo esperar el juicio que ha puesto en manos de la Congregación de la Doctrina de la Fe. Además que contaba todo esto “para decirle a la gente impaciente que opina Francisco ‘no hizo nada’ que el Papa”, aunque no tiene “que andar publicando todos los días lo que está haciendo”, no está con los brazos cruzados.

Hay casos que son largos, que esperan más, como este y explico el porqué, porque no tenía los elementos o por ‘h’ o por ‘b’, pero hoy está ya en juicio en la Congregación para la Doctrina de la Fe. O sea no he parado“.


Monseñor Zanchetta

ZANCHETTA
Facebook Diócesis de la Nueva Orán

Zanchetta, de 55 años (28 02 1964 – Rosario, Santa Fe, Argentina), ha tenido varios encargos eclesiales relevantes, por ejemplo en 1993 fue nombrado secretario de la Comisión de Ministerios de la Conferencia Episcopal Argentina.

También ha sido director del Pre-Seminario (curso preparatorio), ecónomo del Seminario Mayor; secretario del obispo emérito de Quilmes; profesor en el Profesorado de Ciencias Sagradas y en el seminario de Quilmes; consejero del Movimiento Familiar Cristiano. En la página oficial del APSA aparece, hasta la fecha, como asesor de la administración del Patrimonio de la Sede Apostólica (APSA).

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.