¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Las 6 etapas de una relación: ¿En cuál estás?

ZNAJDŹ CZAS DLA SIEBIE
Shutterstock
Comparte

Para que una relación sobreviva, es importante que la pareja profundice su conexión continuamente

La vida es un proceso dinámico y continuamente evolucionamos y encontramos nuevos desafíos, especialmente en nuestras relaciones. Aquí hay seis pasos que casi todas las relaciones atraviesan. Si se encuentra en una etapa difícil, tome valor: las cosas generalmente mejoran si ambos perseveran de buena fe.

Etapa 1: Comienzos románticos y gafas color rosa.

El comienzo es definitivamente la fase más intoxicante de una relación. Estar enamorado hace que las personas vean el mundo a través de lentes de color rosa. La otra persona parece impecable, y el mundo circundante parece hermoso y colorido. Los pequeños malentendidos se resuelven de inmediato. No hay grandes peleas. Ambas partes se aceptan completamente.

Etapa 2: Rasguños superficiales y pequeñas decepciones.

La primera crisis llega en la segunda etapa de la relación. Es cuando los ojos de la gente se abren y comienzan a notar que la otra persona no es perfecta. Algunos comportamientos comienzan a volverse irritantes, y otros simplemente no son aceptables. Las dos personas pueden comenzar a sentirse decepcionadas la una de la otra. Podrían comenzar a preguntarse si realmente quieren invertir en la relación.

COUPLE APOLOGIZING
Shutterstock

Etapa 3: Encontrar el espacio del otro

Por ahora, los dos se han llegado a conocer más a fondo. Saben qué esperar el uno del otro, para bien o para mal. Esto ocurre cuando las personas a menudo comienzan a proteger su propio espacio y realizan pruebas subconscientes para ver cuánto espacio de sus compañeros pueden asumir. Podría haber luchas de poder, que pueden causar una ruptura o el establecimiento de límites; al mismo tiempo, cuando hay generosidad en ambas partes, un dar y recibir resultados mutuos en un nuevo equilibrio, fortalece la relación.

Etapa 4: ¿Y ahora qué? ¿Vale la pena?

En esta etapa, los dos deciden si la relación sobrevivirá. Cuestionan el futuro: ¿qué sigue? ¿Vale la pena el esfuerzo? ¿Deben hacer un compromiso permanente?

Este es el momento culminante de la relación. Algunas parejas no pueden seguir invirtiendo en él, lo que provoca una ruptura. La pareja se enfrenta a una elección: si continuar y construir la relación aún más, y hacer un compromiso firme, o aceptar su final.

Photographee.eu/Shutterstock

Etapa 5: Tiempo para la comprensión y el acuerdo

Si la pareja sobrevive a la cuarta etapa de la relación, pueden respirar un suspiro de alivio. La etapa de crisis más difícil está detrás de ellos. Se volverán más cercanos nuevamente, esta vez construyendo un vínculo mucho más fuerte que en las etapas iniciales.

Conscientes de sus imperfecciones, están dispuestos a aceptar a la otra persona tal como es. El esfuerzo puesto en superar las dificultades iniciales da sus frutos al fortalecer la relación y hacer que los dos sean más fuertes como socios. El entendimiento que es satisfactorio para ambos hace que se sientan más seguros.

Etapa 6: Empatía y apoyo.

La confianza y la aceptación caracterizan la última fase del desarrollo de una relación. La empatía que emerge en una relación madura lo fortalece y lo desarrolla aún más. Ambas partes sienten que sus emociones y necesidades son importantes para su pareja, que él / ella las entiende y que pueden revelarlas.

La empatía acerca a dos personas porque les permite entenderse mejor. Cuando una persona se da cuenta de las necesidades de la otra, puede ofrecer apoyo, especialmente en situaciones difíciles. Esto profundiza la relación y construye un vínculo más fuerte.

DOJRZAŁE MAŁŻEŃSTWO
Johnny Greig/Getty Images

Para que la relación sobreviva, es importante profundizarla en todas las etapas. Aparte de la devoción y la fidelidad, las crisis son también una parte integral de una relación. Juegan un papel importante, lo que incita a las personas a trabajar en su relación y en sí mismas.

De esta manera, al cambiar en el camino, una pareja alcanza una relación madura y satisfactoria. Es muy importante que ambos tengan el mismo objetivo claramente definido: crear una relación a largo plazo basada en la confianza mutua y la cercanía.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.