¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Via San Gregorio Armeno, la calle de los pesebres

NAPLES
Shutterstock/poludziber
Comparte

Una de las calles más conocidas del centro de Nápoles

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

Una de las más populares calles en el centro de Nápoles es seguramente la Via San Gregorio Armeno, más conocida por la calle de los pesebres, por los innumerables talleres de artesanos “presepai” que se encuentran a lo largo de toda la calle.

Es posible visitarlo durante todo el año, pero sin dudas en Adviento asume un encanto muy particular, a pesar de la multitud, ya que tantos la visitan en ese período.

Quien busca armar un pesebre y genuino, componiendo con piezas únicas para darle el toque especial, en la Via Gregorio Armeno, encontrará de todo. Desde los personajes típicos de todo pesebre hasta los de estilo napolitanos y porque no si se lo desea, poner el jugador de futbol favorito, el actor, político o personaje de moda. La creatividad no tiene barreras.

El pesebre característico de Nápoles están representados en la misma ciudad y no en Palestina, en la Nápoles del siglo XVII y XVIII.

  • Los personajes que no deben faltar típicos de la cuna napolitana son:
  • Benino (o Benito) el pastor que sueña con el pesebre, representado acostado mientras duerme.
  • El pescador, simbólicamente representa el pescador de almas.
  • Los vendedores, uno para cada mes del año: el carnicero es para el mes de enero, el vendedor de queso es para febrero, el cazador es para marzo …
  • El viticultor que simboliza los dones (vino y pan) con el cual Jesús instituyó la Eucaristía.
  • Los dos compadres (zi ‘Vicienzo y zi’ Pascale) que simbolizan el Carnaval y la Muerte.
  • El gitano que predice el futuro.
  • La ramera, opuesta a la pureza de María, que está siempre colocada en la taberna, de espaldas a la natividad
  • Los Reyes Magos
  • Stefania, que engañando a los ángeles (solo las mujeres casadas podían visitar al Niño Jesús) logró llegar al niño y en su presencia se realizó un milagro. La piedra que llevaba oculta en su vestido se convirtió en un niño, San Esteban.

Muy cerca de los personajes principales María, José y el Niño Jesús, se colocan unas columna rotas, que representa la caída del imperio romano y el fin del paganismo pero también del orgullo de los hombres que querían ser como Dios.

Ese sería un pesebre de estilo clásico napolitano, pero muchos le agregan el famoso personaje de la comedia del arte, Pulcinella, el papa Francisco y a Maradona. Sí, a Diego Armando Maradona, los napolitanos lo han tenido siempre como el gran ídolo del futbol.

Entre tiendas que se suceden una tras otra, algunas incluso escondidas en los patios de los palacios antiguos, la amabilidad y simpatía de los vendedores, el amor que se refleja en las obras maestras de esta arte y la alegría napolitana, es algo único, para experimentar al menos una vez en tu vida. Y por supuesto llevarse una linda estatuilla de recuerdo.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.