¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Por qué tener hijos te eleva

FAMILY
Versta / Shutterstock
Comparte

Las 3 características de la paternidad responsable en inéditas palabras del obispo Bergoglio

En la introducción al libro Una decisión de los padres: ¿Tener más hijos?, del padre Pedro Carlos Velasco Suárez, editado en 1996 por Sabiduría Cristiana (Segunda edición 2015) el entonces obispo auxiliar de Buenos Aires Jorge Mario Bergoglio define en tres características lo que para él es paternidad responsable.

“La expresión ‘paternidad responsable’ -reseña el hoy Francisco– se ha convertido en clásica en nuestro lenguaje y apunta hacia una certera dirección: la vida es un don que hay que recibir, cuidar y entregar… todo con generosidad”. Ser responsable en la paternidad, y también en la maternidad, como aclara, supone tres cosas:

  • “Animarse a participar de ese derroche de gratuidad con que Dios quiso manifestarse Padre”.
  • “Supone también, junto al cansador trabajo cotidiano de cuidar el hogar, la capacidad de hacer sitio para la ternura, el ocio, y el diálogo paciente y comprensivo, aun en las necesarias situaciones de límites”.
  • “Supone mirar la historia: saber que el santo pueblo fiel de Dios camina hacia adelante y sabe mirar al Tiempo de Dios para anclar allí su esperanza, salvándose de las aprisionantes garras del momento. Supone esa sabiduría de atreverse a comenzar siempre de nuevo, teniendo confianza en la imagen divina que sella a toda alma: así lo hizo Dios, quien-además de habernos creado tan maravillosamente- se entregó de lleno (y se entrega a cada momento) para recrearnos más maravillosamente… Todo eso es paternidad responsable”.

En la presentación del libro, Bergoglio reflexiona además sobre el Evangelio de Jesús como el Evangelio de la Vida. “Él fue enviado al mundo para que tuviéramos vida, y vida abundante. San Pablo, anonadado ante este misterio de generosidad, no duda en proclamar que se trata de un derroche de gratuidad del Padre”, escribe.

“Únicamente quien tiene entrañas de padre o madre puede llegar a vislumbrar todo lo que implica de donación y oblación el hecho de dar vida a otra persona. Y dar la vida como la da Dios, cuidándola a cada instante, haciéndose cargo de ella hasta el punto de arriesgar y entregar la propia”, continúa.

Paternidad y maternidad, reflexiona, “no es solamente promesa de espera, alegría y sorpresa primeriza, sino también constancia cotidiana, gozo entre los propios hijos fraguado en el trabajo, cruz y muerte silenciosa, confianza y abandono en manos de Aquel que quiso mostrarse como Padre con entrañas de misericordia y –a la vez- como madre incapaz de olvidarse de su niño. Todo esto, y mucho más, está contenido en ese brevísimo apóstrofe: Evangelio de la Vida”.

Francisco deseaba en aquel entonces que el libro del Padre Velasco Suárez “ayude a todos aquellos que quieren seguir apostando a la vida y al tiempo, en un momento en que –desde tantos sitios distintos- están en oferta y al alcance de la mano los productos de la cultura del momento y de la muerte”.

La obra es una sintética reseña distribuida en ocho capítulos del magisterio de la Iglesia sobre la paternidad responsable. En la segunda edición, el autor explica que se podría haber dejado todo “tal cual, porque estos temas son para siempre, así como es perenne y no cambia la naturaleza humana”, aunque agregó palabras y enseñanzas de Juan Pablo II y del cardenal Joseph Ratzinger.

Si hubiese que hacer una tercera edición, poco cambiaría, puesto que como escribe el padre Velasco Suárez “el hombre sigue siendo hombre, y Dios sigue siendo nuestro Padre Dios”.

Aunque quizá haya que agregar algunas reflexiones propias de la presentación del libro al cuerpo central. Acaso lo que más ha cambiado en estos casi 25 años fue el posible eco de las palabras del entonces obispo auxiliar de Buenos Aires.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.