Aleteia

Dos expertas de arte hacen tour al Papa Francisco en el Vaticano

Comparte

El gesto del Pontífice representa un espaldarazo a la exposición que tiende un puente diplomático con el mundo ortodoxo ruso, al mismo tiempo que escucha atentamente la explicación de dos mujeres expertas de arte

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

El papa Francisco visitó privadamente durante 40 minutos la exposición Peregrinación de Arte Ruso ubicada en el Brazo de Carlo Magno en la plaza de San Pedro este martes 27 de noviembre de 2018. Allí, el Sucesor de Pedro admiró el “Cristo en el desierto” del pintor Kramskói (1872), que hace parte de una selección de 54 cuadros.

El Papa estuvo muy atento a las explicaciones e ilustración de dos mujeres expertas de arte: la directora de los Museos Vaticanos, Barbara Jatta y Zelfira Tregulova, director de la Galería Tretiakov de Moscú.

Los Museos Vaticanos, la Galería Nacional Tretyakov y el Ministerio de Cultura de la Federación Rusa en común acuerdo han abierto la exposición que tiene obras de alto valor artístico: desde Dionisio a Malevich.

La exposición permanecerá abierta al público de forma gratuita hasta el 16 de febrero de 2019.  Además, tiene un objetivo ambicioso: presentar el mensaje cultural y espiritual del arte ruso en el corazón del mundo cristiano occidental. 

La elección de ubicar la exposición en el Brazo de Carlo Magno es importante, por ser un ambiente majestuoso que conecta a la Columnata de Bernini con la Basílica de San Pedro, el santuario emblema de la espiritualidad, el arte y la historia europea. 

Según explican los Museos Vaticanos a la prensa especializada: Las obras maestras se insertan en un camino de exhibición simple y elegante diseñado de forma que sigue la majestuosa arquitectura de Bernini que refleja su solemnidad, en el que los iconos antiguos y las pinturas realistas del siglo XIX interactúan entre sí sobre la base de analogías. 

La exposición, de hecho, no sigue un principio cronológico definido, sino que atraviesa el arte figurativo ruso desde el siglo XV hasta el XIX. Sólo aparentemente tan distantes y diferentes, las obras cuentan cómo la historia del arte ruso, en todas sus épocas, siempre ha estado marcada por los mismos códigos culturales y espirituales.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.