Recibe Aleteia gratis directamente por email
Estilo de vida, espiritualidad, noticias positivas... Recibe Aleteia por email
¡Suscríbete!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

¿En el nombre de Dios? El ataque a Jair Bolsonaro que conmueve a Brasil

BOLSONARO
Raysa LEITE /AFP
Comparte

Un candidato presidencial de ultraderecha que se define como católico, un ataque con cuchillo y el argumento de una “misión divina”. Cuando la religión se mezcla con la política y la necesidad de ponerle punto final a las campañas cargadas de violencia en América Latina.

“Quiero agradecer a Dios en este momento, somos mortales”, expresó con voz entrecortada el candidato presidencial brasileño Jair Bolsonaro, quien resultó apuñalado este jueves mientras marchaba en andas durante un acto político en el Estado de Minas Gerais.

Este mensaje, difundido recientemente, fue grabado a manos de un pastor evangélico –correligionario de Bolsonaro-  desde una cama del hospital Santa Casa de Misericordia en el que recibió una intervención quirúrgica, situación que lo lleva a permanecer en una situación de salud delicada y tener que haber sido trasladado a San Pablo.

“¿Será que el ser humano es tan malo? Nunca le hice mal a nadie”, expresó también este candidato presidencial, un hombre de ultraderecha –que venía liderando las encuestas con una intención de voto de más de 20% en primera vuelta-  criticado por muchos por sus mensajes cargados de discriminación hacia ciertos sectores de la sociedad y con una postura a favor de la liberalización del porte de armas, entre otras.

 

 

Es que el ataque a Bolsonaro más allá de presentarse como un candidato “polémico” con chances intactas de convertirse en el próximo presidente del país sudamericano, conmocionó a Brasil, y generó el amplio repudio general tanto de quienes comulgan con sus ideas, como de sus más duros adversarios.

 

BOLSONARO
@FlavioBolsonaro - Twitter

¿Pero qué tiene que ver Dios en todo esto?

Precisamente, desde que sucedió el ataque nombrar a Dios se ha posicionado como tema de fuerza. Desde su hijo pidiendo oraciones para la pronta recuperación de su padre, hasta el rezo del pastor evangélico desde la cama del hospital. Hasta aquí un hecho quizás para nada fuera de lo común, pues Brasil es uno de los países con mayor número de católicos y evangélicos del continente.

 

 

Sin embargo, cuando el nombre de Dios comienza a ser utilizado como motivador de un ataque como el perpetrado recientemente se transforma en un hecho de cuidado y en una clara advertencia.  Eso fue precisamente lo que sucedió cuando la Policía Militar de Minas Gerais detuvo a Adelio Bispo de Oliveira, el hombre que se declaró culpable del ataque contra Bolsonaro.

 

BOLSONARO
Adelio Bispo de Oliveira - Facebook

 

A la hora de ser interrogado sobre los motivos de su ataque, su respuesta fue más que contundente: “Quien me lo ordenó fue Dios en el Cielo”, según reproducen diversos medios de comunicación por estas horas a través de una filmación difundida en redes dejando entrever que se trató de una “misión divina”, tal cual cuentan testigos de los hechos.

 

 

En ese sentido, según confirmaron a la agencia EFE fuentes de la Policía Militarizada, De Oliveira parecía  “mentalmente pleno y totalmente consciente de aquel acto, que parece que fue premeditado”, versión que contradice una difundida por  el presidente de la Federación Nacional de los Policías Federales de Brasil, Luis Boudens, quien sostuvo a EFE que “presentó un aspecto de un problema psicológico” al momento del arresto.

De momento, la investigación sobre este ataque continúa y solo resta definir si verdaderamente este hombre actuó por motivos personales y de forma solitaria.

 

Fernando Frazão/Agência Brasil

 

Bolsonaro y sus creencias

Bolsonaro, exoficial del ejército y diputado federal, es miembro del Partido Social Liberal (PSL). Señalado por ser defensor acérrimo del régimen militar que hubo en Brasil entre 1964 y 1985, su discurso genera también un amplio índice de rechazo.

“Es conocido por sus posiciones en defensa de la familia, de la soberanía nacional, del derecho a la propiedad y de los valores sociales del trabajo y de la libre iniciativa. Sus banderas políticas son fuertemente combatidas por los partidos de ideología izquierdista”, enfatiza una nota biográfica difundida en su sitio web.

“En sus mandatos parlamentarios, se destacó en la lucha contra la erotización infantil en las escuelas y por un mayor rigor disciplinario en esos establecimientos, por la reducción de la mayoría de edad penal, por el armamento del ciudadano de bien y derecho a la legítima defensa, por la seguridad jurídica en la actuación policial y por los valores cristianos”, prosigue.

En ese sentido, en cuanto a sus creencias, el propio Bolsonaro se ha definido como católico, aspecto que también ha generado críticas.

Casado con una integrante de la Iglesia Bautista Actitud ha cosechado un sinfín de simpatizantes evangélicos dispuestos a votarlo en las próximas elecciones.

 

 

Debido a todo esto es que través de la plataforma Change.org hay un movimiento, por ejemplo, que pide su excomunión.

“Jair Bolsonaro no es católico, y debe ser excomulgado porque usa el nombre de la religión, de forma contradictoria, por ámbitos personales, para asegurarle los votos del electorado cristiano, peor, inducir cristiano a un pensamiento de violencia”, dice la petición.

BOLSONARO
Wilson Dias / Agência Brasil

 

¿La Iglesia de Brasil dijo algo sobre el ataque?

De momento no hubo un pronunciamiento oficial sobre el ataque a Bolsonaro, pero de forma paralela, en el día del ataque, lanzó un comunicado titulado “La fuerza transformadora de un pueblo” con motivo del Día de la Patria que se celebra curiosamente este 7 de septiembre. A través del mismo se brinda un mensaje de ánimo y esperanza por un “Brasil justo, solidario, ético y fraterno”.  Ver mensaje completo aquí.

En el mismo sentido se expresó el obispo auxiliar de Brasilia y secretario general de la Conferencia Nacional de Obispos de Brasil (CNBB), Leonardo Ulrich Steiner.

“Superar la casi imposibilidad de convivencia, de diálogo. Como cristianos somos personas de esperanza y creemos siempre la conversión de la persona humana”, indica.

“Votar hombres y mujeres que piensan en los brasileños y brasileñas, que ayuden a superar la violencia, que estén dispuestos a ejercer el mandato por los principios de la ética, y no se dejen pautar por el mercado”, pide.

Este 7 de septiembre es conmemora el Día de la Independencia en Brasil falta tan solo un mes para los comicios. Ojalá el mensaje de los obispos cale hondo y que el nombre de Dios no sea utilizado en vano para justificar acciones violentas y discursos cargados de odio. Y todo esto sucede en Brasil, país ávido de paz en medio de una campaña electoral tensa, escenario cargado de incertidumbre gracias a una prolongada crisis donde los innumerables casos de corrupción han llevado a políticos de la envergadura de Lula Da Silva a permanecer tras las rejas. Es en medio de todo esto donde la religión se mezcla con la política y aparece la necesidad de ponerle punto final a las campañas cargadas de violencia en América Latina.

 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.