Aleteia

El Papa a los 14 nuevos cardenales: No miren a los demás por encima del hombro

CONSISTORY
Andreas SOLARO / AFP
Comparte

El Pontífice presidió el consistorio ordinario público en la Basílica Vaticana 

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

“Ninguno de nosotros debe sentirse “superior” a nadie. Ningunos de nosotros debe mirar a los demás por encima del hombro, desde arriba. Únicamente nos es lícito mirar a una persona desde arriba hacia abajo, cuando la ayudamos a levantarse”, dijo el papa Francisco en su homilía ante 14 nuevos cardenales que creó este 28 de junio 2018 en la Basílica Vaticana. 

En el día de pentecostés, cincuenta días después de Pascua, el Pontífice presidió un consistorio ordinario para incluir en el Colegio de Cardenales, a los nuevos cardenales quienes juraron amor a la Iglesia y fidelidad al Sucesor de Cristo, entre ellos figuran el arzobispo peruano Pedro Barreto, el mexicano Sergio Obeso y el boliviano Toribio Ticona, los dos últimos no electores en cónclave.

En el día de pentecostés, cincuenta días después de Pascua,  el Obispo de Roma llamó a los cardenales a ser misioneros y seguir la Misión de Cristo que es “servir” al pueblo fiel de Dios: «En el hambriento, en el olvidado, en el encarcelado, en el enfermo, en el tóxico-dependiente, en el abandonado, en personas concretas con sus historias y esperanzas, con sus ilusiones y desilusiones, sus dolores y heridas«.

Francisco evocó a los cardenales lo que pasó por el corazón de los discípulos y les advirtió sobre la “búsqueda de los primeros puestos, celos, envidias, intrigas, arreglos y acomodos; una lógica que no solo carcome y corroe desde dentro las relaciones entre ellos, sino que además los encierra y enreda en discusiones inútiles y poco relevantes”. 

El papa Francisco en la homilía durante el Consistorio Ordinario Público sostuvo: Pero Jesús no se detiene en ello, sino que se adelanta, los primerea y enfáticamente les dice: «No será así entre vosotros: el que quiera ser grande entre vosotros, que sea vuestro servidor»”, expresó Francisco al referirse refirió a la lectura de Marco (Mc 10,43). 

Estos son los rostros y algunas historias detrás de los nuevos Cardenales. (Ver galería).

 

Testamento espiritual de Juan XXIII

El Papa latinoamericano ha puesto como ejemplo al Papa Juan XXIII. Modelo de pobreza y búsqueda de una vida austera, sin buscar el poder. Lo hizo ante los nuevos cardenales, muchos de ellos, incluso pueden ser llamados a ser futuros pontífices. 

De esta manera, les leyó el estamento espiritual del “Papa bueno”: «Nacido pobre, pero de honrada y humilde familia, estoy particularmente contento de morir pobre, habiendo distribuido según las diversas exigencias de mi vida sencilla y modesta, al servicio de los pobres y de la santa Iglesia que me ha alimentado, cuanto he tenido entre las manos —poca cosa por otra parte— durante los años de mi sacerdocio y de mi episcopado. 

Aparentes opulencias ocultaron con frecuencia espinas escondidas de dolorosa pobreza y me impidieron dar siempre con largueza lo que hubiera deseado. Doy gracias a Dios por esta gracia de la pobreza de la que hice voto en mi juventud, como sacerdote del Sagrado Corazón, pobreza de espíritu y pobreza real; que me ayudó a no pedir nunca nada, ni puestos, ni dinero, ni favores, nunca, ni para mí ni para mis parientes o amigos» (29 junio 1954)».  

Nuevos cardenales 

En la lista de los nuevos purpurados se encuentran también :

Un religioso que se ha distinguido por su servicio a la Iglesia, el español, Aquilino Bocos Merino, Claretiano. 

Louis Raphaël I Sako, Patriarca de Babilonia de los Caldeos, realizó un discurso de fidelidad en nombre de los nuevos purpurados. “Creo firmemente en la fecundidad del amor, la sangre de los mártires no ha sido en vano. Le proponemos colaboración por la paz en Iraq, tierra de Abraham”, afirmó. 

Entretanto, en la lista de los nuevos cardenales: Luis Ladaria, Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe;  Angelo De Donatis, Vicario general de Roma; Giovanni A. Becciu, Congregación para la Causa de los Santos. 

Una sorpresa ha sido la creación del “cardenal de los pobres”,  Konrad Krajewski, Limosnero Apostólico. Le acompañan: Joseph Coutts, Arzobispo de Karachi; António dos Santos Marto, Obispo de Leiria-Fátima; Pedro Barreto,  Arzobispo de Huancayo; Desiré Tsarahazana, Arzobispo de Toamasina; Giuseppe Petrocchi, Arzobispo de L’Aquila; Thomas Aquinas Manyo, Arzobispo de Osaka.

El papa nombró a cada uno de los cardenales y les entregó el anillo cardenalicio, símbolo de su nuevo compromiso universal con la Iglesia, la birreta cardenalicia, roja en memoria de la sangre de los mártires que dieron su vida por defender su fe, y la asignación de su iglesia en Roma.

Los nuevos purpurados se convierten en miembros del Colegio Cardenalicio para un total de 226, que queda formado por 125 electores con derecho a votar a un pontífice en un futuro cónclave, y 101 no electores, por tener más de 80 años.

Gráfico sobre el estado actual del Colegio de Cardenales tras el consistorio:

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.