Aleteia

“María” dejó muchas más muertes que las que dio a conocer el gobierno de Puerto Rico

HURRICANE MARIA
Comparte

De 64 a 4.600 personas, muchas de las cuales murieron a causa del retraso en la atención médica

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

Con “Alberto”, a fines de mayo, se abrió la temporada de huracanes en El Caribe. Y justo cuando este meteoro dejaba lluvias en varios países de la región (sin mayor daño), se daba a conocer un nuevo dato del número de muertes que dejó en Puerto Rico el huracán “María”, que golpeó la isla en septiembre de 2017.

La información oficial, que se había manejado hasta la semana pasada, era que “María” había provocado la muerte a 64 personas. Pero la más reciente investigación, realizada por la Escuela de Salud Pública T. H. Chan de la Universidad de Harvard y otras instituciones, habla de aproximadamente 4,600 personas, muchas de las cuales murieron a causa del retraso en la atención médica.

Aun faltan estudios

Según informa The New York Times (NYT) en Español, los residentes de Puerto Rico fallecieron a una tasa considerablemente más elevada durante los tres meses que siguieron al huracán que un año antes. Los investigadores afirman que su cálculo, que se publicó el 29 de mayo en el New England Journal of Medicine, sigue siendo inexacto y aún falta hacer estudios más definitivos.

“Sin embargo, los hallazgos, para los que se utilizaron métodos que no se habían aplicado previamente a este desastre, son importantes debido a la preocupación generalizada de que el saldo de muertos oficial del gobierno, de 64 personas, se quedó muy corto”, añade el reporte.

Los investigadores de este estudio más reciente visitaron más de tres mil hogares en toda la isla y entrevistaron a sus residentes, quienes informaron que habían muerto 38 personas que vivían en sus hogares entre el 20 de septiembre —cuando el huracán “María” golpeó la isla—, y finales de 2017. Esa cuota, convertida en una tasa de mortalidad, se extrapoló a la población en general y se comparó con las estadísticas oficiales del mismo periodo en 2016.

Muchos murieron solos

Debido a que la cantidad de hogares encuestados fue relativamente pequeña en comparación con el tamaño de la población, la verdadera cantidad de muertes más allá de lo esperado podría estar dentro de un rango que va de alrededor de ochocientas a más de ocho mil personas, según demuestran los cálculos de los investigadores, quienes creen que el recuento excedió cálculos previos en parte debido a que analizaron un periodo más largo.

Alrededor del quince por ciento de las personas entrevistadas informaron que alguien en su hogar no pudo tener acceso a los medicamentos al menos un día después de la tormenta. Casi un diez por ciento mencionó que un miembro de su hogar tuvo problemas para usar equipos para respirar, que con frecuencia dependen de la electricidad.

Menos del diez por ciento informó que las instalaciones médicas estaban cerradas y un seis por ciento dijo que los médicos no estaban disponibles. El estudio calcula que alrededor de una tercera parte de las muertes fueron consecuencia de un retraso en la atención médica o de la incapacidad de obtenerla. Y otras, incontables aún, de la soledad, el aislamiento, la imposibilidad de llevar servicios médicos o de sanidad hasta lugares remotos.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.