Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
jueves 22 abril |
San Anselmo de Canterbury
home iconActualidad
line break icon

Jesuitas de América Latina y España condenan la violencia en Nicaragua

NICARAGUA

Julio Vannini-(CC BY-NC 2.0)

Carlos Zapata - Aleteia Venezuela - publicado el 07/06/18

Organizaciones de acción social de la Iglesia Católica de distintos países se unen para clamar que se impidan nuevos derramamientos de sangre. Abogan por la búsqueda de una solución que agote las instancias del diálogo y la concertación

Tras condenar la “fuerte represión militar y policial del Gobierno” que ha derivado en “más de 108 muertes”, representantes de distintas organizaciones de acción social de la Iglesia Católica visitaron sedes diplomáticas en varios países, donde entregaron un documento en el cual expresan preocupación por la “crisis sociopolítica” y los encarcelados en Nicaragua.

Pese a que en la embajada en Caracas la policía local impidió que se entregara la misiva, una acción similar se llevó a cabo de forma simultánea por medio de entes de la Compañía de Jesús en América Latina y España, junto con organizaciones sociales en Colombia, Perú, El Salvador, Ecuador y República Dominicana.

En el caso específico de Venezuela, el Centro Gumilla, de la Compañía de Jesús, se movilizó junto a personal de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB)Fe y Alegría y el Consejo Nacional de Laicos, cuyos representantes acudieron a la sede diplomática, a fin de entregar la carta dirigida al embajador.

En el documento, que ha circulado masivamente, se señala que las marchas “han sido claramente infiltradas y aprovechadas por paramilitares afectos al Gobierno, y violentamente reprimidas por destacamentos antimotines de la policía”.

Se cuestionan además las “repetidas amenazas de muerte”; así como las “campañas de intimidación y denigración” contra personas como monseñor Silvio Báez, el cardenal Brenes y el sacerdote José Idiáquez, SJ, rector de la UCA”.

Hacen un llamado al gobierno nicaragüense a que “dé apertura a las justas demandas de la población y participe de manera abierta y honesta en los diálogos”, lo que coincide con la posición de la Santa Sede ante la compleja crisis.

Vaticano clama solución pacífica

Y es que durante la víspera, el Nuncio Apostólico Waldemar Stanislaw Sommertag declaró a la Radio Vaticana que: “El Santo Padre está bien informado y reza mucho para que se llegue a una solución pacífica, por medio del diálogo nacional en el cual la Iglesia tiene el papel de mediadora y jamás se retira de sus propias responsabilidades».

El prelado polaco recordó además que “la Iglesia en Nicaragua nunca ha abandona a su pueblo”, y sostuvo que “en cualquier ámbito de la vida de estas personas, la Iglesia es una presencia cercana, misericordiosa, fraterna, espiritual; pero también es una presencia bien concreta, materialmente hablando”.

En este sentido, las organizaciones eclesiales sostienen que “es necesario tomar medidas para restaurar integralmente la democracia en Nicaragua en el respeto absoluto y completo de los derechos humanos de todos, buscando superar -mediante mecanismos de participación política- las causas que han producido esta crisis”.

En el caso venezolano, piden además “de la manera más urgente y vehemente posible”, que se encuentre una “solución pacífica, democrática y justa”; razón por la cual “exhortan a las autoridades nacionales de Nicaragua a que cesen de inmediato todos los mecanismos, oficiales y paraoficiales, de represión contra la población civil que manifiesta su inconformidad”. Y piden a las autoridades nacionales, así como a los grupos de oposición, “que se mantengan en la mesa de diálogo para encontrar salidas negociadas y concertadas.

También exigen la apertura de una “investigación cuidadosa” y el “castigo justo” para aquellos que han amenazado la vida del sacerdote José Alberto Idiáquez, S.J., Rector de la UCA, y de monseñor Silvio Báez”, al tiempo que responsabilizan “al actual Gobierno de Nicaragua por posibles daños contra su integridad física y moral”.

Condenan la muerte de jóvenes

Piden igualmente “protección para los miembros de los organismos de derechos humanos, nacionales y extranjeros, que acompañan la crisis nicaragüense; y respeto absoluto por las instituciones -nacionales o extranjeras- que defienden la verdad y la democracia”.

Instan, asimismo, a la comunidad internacional “a solidarizarse con el pueblo nicaragüense y a buscar mecanismos que ayuden a superar políticamente esta crisis, que ha llegado a niveles escandalosos de violencia y muerte de hermanos nicaragüenses, en especial de jóvenes”.

Por última, respaldan la “salida pacífica y negociada a la trágica situación que está viviendo Nicaragua”, y se solidarizan con los integrantes de la Conferencia Episcopal, “en particular, el cardenal Brenes y monseñor Báez”, los estudiantes, y demás miembros de la sociedad civil, que integran la Mesa de Diálogo y están trabajando por una paz perenne que sea fruto de la justicia”.

Finalmente, hacen suyo el llamado de los jesuitas de la Provincia Centroamericana y de la Conferencia de Provinciales Jesuitas de América Latina y El Caribe – CPAL al afirmar que “¡no hay que esperar a que más sangre sea derramada y no hay solución que no pase por el diálogo y la concertación!”.

A continuación, el texto de la carta:

Caracas, 05 de junio de 2018

Señor Embajador

Ramón Enrique Leets

Respetado Señor,

Tenemos el honor de dirigirnos a Ud. en nombre de un conjunto de organizaciones de la Iglesia y de la sociedad civil con la finalidad de manifestarle nuestra preocupación por la grave situación sociopolítica que vive actualmente Nicaragua, la cual se ha expresado en los siguientes términos:

  • Una fuerte represión militar y policial como respuesta del Gobierno ante las justas demandas de la población;
  • El número de muertos durante la crisis sociopolítica asciende, ya a fines de mayo, a 108 (informe del Cenidh);
  • Hay cientos de heridos y personas encarceladas por manifestar su inconformidad;
  • Las marchas, que han sido claramente infiltradas y aprovechadas por paramilitares afectos al Gobierno, y violentamente reprimidas por destacamentos antimotines de la policía;
  • Las repetidas amenazas de muerte, además de campañas de intimidación y denigración, de personas como Monseñor Silvio Báez, el Cardenal Brenes y el Padre José Idiáquez, SJ, rector de la UCA;

Con esta comunicación queremos hacer un llamado al gobierno nicaragüense para que dé apertura a las justas demandas de la población y participe de manera abierta y honesta en los diálogos. Es necesario tomar medidas para restaurar integralmente la democracia en Nicaragua en el respeto absoluto y completo de los derechos Humanos de todos, buscando superar – mediante mecanismos de participación política – las causas que han producido esta crisis.

Por eso queremos pedir, de la manera más urgente y vehemente posible, en nombre de organizaciones de la Iglesia en Venezuela, de la sociedad civil y de todas las personas de buena voluntad, que ven con preocupación y dolor lo que acontece en Nicaragua, que se encuentre una solución pacífica, democrática y justa. En este sentido:  

  1. Exhortamos a las autoridades nacionales de Nicaragua a que cesen de inmediato todos los mecanismos, oficiales y paraoficiales, de represión contra la población civil que manifiesta su inconformidad;
  2. Pedimos a las autoridades nacionales, así como a los grupos de oposición, que se mantengan en la mesa de diálogo para encontrar salidas negociadas y concertadas;
  3. Exigimos la apertura de una investigación cuidadosa y el castigo justo para aquellos que han amenazado la vida del P. José Alberto Idiáquez, S.J., Rector e la UCA, y de Monseñor Silvio Báez, y responsabilizamos desde ya al actual Gobierno de Nicaragua por posibles daños contra su integridad física y moral;
  4. Pedimos protección para los miembros de los organismos de derechos humanos, nacionales y extranjeros, que acompañan la crisis nicaragüense, y respeto absoluto por las Instituciones, nacionales o extranjeras, que defienden la verdad y la democracia;
  5. Instamos, además, a toda la comunidad internacional a solidarizarse con el pueblo nicaragüense y a buscar mecanismos que ayuden a superar políticamente esta crisis, que ha llegado a niveles escandalosos de violencia y muerte de hermanos nigaraguenses, en especial de jóvenes.

Respaldamos decididamente la salida pacífica y negociada a la trágica situación que está viviendo Nicaragua, y exigimos respeto a la integridad física de todos los nicaragüenses que, como el padre José Alberto Idiáquez SJ, los miembros de la Conferencia Episcopal, en particular, el cardenal Brenes y monseñor Báez, los estudiantes, y demás miembros de la sociedad civil, que integran la Mesa de Diálogo, están trabajando por una paz perenne que sea fruto de la justicia.

Hacemos nuestro el llamado de los jesuitas de la Provincia Centroamericana y de la Conferencia de Provinciales Jesuitas de América Latina y el Caribe – CPAL: ¡no hay que esperar a que más sangre sea derramada y no hay solución que no pase por el diálogo y la concertación!

Sin otro particular,

 (Se anexan listas de firmas)

Tags:
jesuitasnicaragua
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
DIOS ASI LO QUISO
Adriana Bello
Juan Luis Guerra y Ricardo Montaner le cantan al amor eterno
2
PADRE PIO
Philip Kosloski
Cuando Padre Pío rezaba por alguien, decía esta poderosa oración
3
Salvador Aragonés
La gran preocupación del Papa (y de la que no hablan los medios)
4
ROBERTA MASCENA
Redacción de Aleteia
Se gradúa con el uniforme de limpiadora de su madre
5
Amii Stewart
Silvia Lucchetti
Amii Stewart: Un día la estatua de la Virgen me habló
6
Juan Daniel Escobar Soriano
¿Por qué un católico no puede pertenecer a la masonería?
7
SAINT JOSEPH
Philip Kosloski
Esta antigua oración a san José es “conocida por no fallar nunca”
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.