Aleteia

Santino, con 13 años y síndrome de Asperger, sueña con acabar el hambre en la Argentina

ASPERGER
Facebook
Comparte

Fue recibido por el presidente Macri tras pedir una ley que obligue a los supermercados a donar alimentos no vendidos

Empezaron a ver que después de los dos años no adquiría algunas habilidades. A los 3 años llegaron a un diagnóstico certero: Trastorno del Espectro Autista, TEA, y en concreto Síndrome de Asperger. Desde entonces han acompañado y tratado a su hijo para que sueñe en grande. Hoy, Santino, a los 13, sueña con acabar el hambre en la Argentina, y tuvo la oportunidad de compartir sus ideas con las máximas autoridades políticas argentinas.

El presidente argentino Mauricio Macri y la vicepresidente Gabriela Michetti recibieron a Santino y a sus padres en la residencia presidencial de Olivos, tras una carta enviada por Santino en la que le pide a Macri que se replique una ley francesa que obliga a los supermercados a donar alimentos no vendidos.

¿No se supone que esto es un país civilizado? ¿En qué tipo de país civilizado hay gente con comida de sobra mientras otra gente se muere de hambre en las calles? ¿No se supone que el gobierno debe ayudar a los ciudadanos? ¿No son la gente pobre ciudadanos, aunque sean pobres. Al parecer seis millones de personas pasan hambre en este país, una ley así podría ayudarlas mucho”, le había escrito, valiente, Santino.

ASPERGER
Facebook

Santino siempre ha soñado, y en grande. Amante de la lectura y habitué de la biblioteca, Santino se ha destacado también en la narrativa. En dos ocasiones fue galardonado por el concurso literario de la Biblioteca Popular de Paraná, Entre Ríos, su ciudad, por sus cuentos.

El Síndrome de Asperger es una condición del neurodesarrollo, idea que se asume cada vez más en detrimento de trastorno del desarrollo. Se trata de una variación que influye en la forma en que las personas “dan sentido al mundo, procesan la información y se relacionan con los otros”, como explica la Asociación Asperger Argentina.

Aunque son personas con debilidades en las relaciones con su contorno y la comunicación no verbal, suelen destacarse por su prodigiosa memoria, la facilidad para el pensamiento lógico y la matemática, el apego al detalle, entre otras cualidades.

Como otros diagnósticos similares, la incertidumbre angustia mucho a las familias. Sin embargo, con el debido asesoramiento y acompañamiento, se trata de niños y jóvenes que van haciéndose su lugar en el mundo, como Santino, paladín contra el hambre, valiente caballero que hasta las puertas del presidente tocó para ayudar a los demás.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.