Recibe Aleteia gratis directamente por email

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Por qué una humilde monja italiana fue honrada por el Departamento de Estado de los EE.UU.

WOMEN OF COURAGE, SISTER MARIA ELENA BERINI
Comparte

Los premios International Women of Courage honran a las mujeres que están cambiando el mundo

Entre las muchas y nobles premiadas, la 12.ª ceremonia anual del premio Internacional Mujeres de Coraje homenajeó a Sor Maria Elena, una monja italiana que trabaja en África para recuperar zonas gravemente afectadas por la guerra y la violencia.

Heather Nauert, portavoz del Departamento de Estado de Estados Unidos, afirmó: “Ella ha ofrecido refugio a personas desplazadas internamente por el conflicto y su incansable trabajo para traer paz a la República Centroafricana. Gracias, Hermana”.

Nacida en 1944, Sor Maria Elena empezó a trabajar a los 15 años para ayudar a mantener a su familia y entró en el noviciado de las Hermanas de la Caridad de Santa Jeanne Anthide Thouret a los 19 años. Su fuerte deseo de servir y su ardiente compasión por los pueblos africanos motivaron a sus superioras para mandarla a trabajar como profesora en zonas devastadas por la guerra en Chad. Más tarde fue enviada a una misión en la República Centroafricana, donde da cobijo a personas desplazadas y, a sus 74 años, sigue entregada al trabajo por la paz.

Según el Departamento de Estado de EE.UU., el Premio Internacional Mujeres de Coraje homenajea a “mujeres de todo el mundo que han demostrado un valor y un liderazgo excepcionales en la defensa de la paz, la justicia, los derechos humanos, la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres, a menudo con un gran riesgo y sacrificio personales”.

Sor Maria Elena sin duda entra dentro de estas categorías y merece reconocimiento por su devoción y sacrificio, tanto en su vocación como en su servicio a las gentes de África.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.