Recibe Aleteia gratis directamente por email

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Santa Sede confirma viaje ecuménico del Papa el 21 de junio a Ginebra 

© MASSIMILIANO MIGLIORATO/CPP
Comparte

El Pontífice visitará la capital suiza sede de la principal organización ecuménica cristiana internacional 

La noticia había sido anticipada por las autoridades helvéticas este lunes. Ahora llega la confirmación por parte del director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, Greg Burke:  “Su Santidad el Papa Francisco tiene la intención de visitar el Consejo Mundial de Iglesias (CMI) en Ginebra con motivo del 70 aniversario de su fundación. La visita tendrá lugar el jueves 21 de junio de 2018. El programa de viaje se publicará en breve”.

El CMI (en inglés World Council of Churches, WCC) fue fundada en 1948 en Ámsterdam. La sede actual está en Ginebra, Suiza. La visita ecuménica del Papa se enmarca en el diálogo emprendido desde el Concilio Vaticano II con las iglesias cristianas no en comunión con Roma. La CMI reúne 348 iglesias y denominaciones con cerca de 600 millones de cristianos en más de 120 países.

Justamente, este viernes 2 de marzo 2018, en la Sala de Prensa de la Santa Sede, se celebró la Conferencia de prensa para presentar las iniciativas para las celebraciones del 70º aniversario del Consejo Mundial de Iglesias.

Intervinieron el Cardenal Kurt Koch, Presidente del Consejo Pontificio para la Promoción de la Unidad de los Cristianos y el Rev. Olav Fykse Tveit, Secretario General del Consejo Ecuménico de Iglesias (CMI).

Olav Fykse Tveit aseguró que será una ocasión para rezar por la unidad de la Iglesia. Y también para encontrar formas de ofrecer un testimonio cristiano común de servicio por la justicia y por la paz mundial.

El programa se conocerá próximamente. No obstante, el Secretario General del Consejo Ecuménico de las Iglesias adelantó que el Papa pronunciará un discurso al Comité central de la CMI que se reúne en esos días en Ginebra, también con la expectativa de escuchar al obispo de Roma.

La Iglesia Católica no es miembro del CMI, pero participa en el grupo de trabajo común (joint working group) con una representación en algunas de las comisiones. “Debemos hacerlo precisamente porque creemos que el mundo tiene necesidad de este testimonio cristiano”. Olav Fykse Tveit sostuvo, ante la prensa, que el gesto del Papa indica que se puede colaborar (Vaticano – CMI) y remarcó la oportunidad de rezar por la unidad.

Por su parte, el cardenal Kurt subrayó otras citas del viaje papal: “El encuentro con las autoridades suizas y con el presidente de la Conferencia Episcopal, la visita al centro ecuménico y la misa celebrada con la comunidad católica local”.

Koch definió la visita de Francisco como una oportunidad para mantener las “buenas relaciones entre los miembros y los socios del CMI y responder a los desafíos de nuestro tiempo”. Al mismo tiempo que se cumple con las perspectivas de responder a la tarea asignada por el Papa Francisco por el ecumenismo: “Caminar juntos, trabajar juntos como testigos de la fe en los desafíos de la sociedad contemporánea”.

Según Koch, “es una tarea común para compartir, especialmente con respecto a los desafíos morales”, porque “el ecumenismo no es solo el diálogo teológico, sino que debe incluir la colaboración con todos los necesitados, con las víctimas de la guerra, injusticias y desastres naturales “.

“Debemos ayudarnos unos a otros: esto es ecumenismo”, explicó el cardenal, según el cual “el diálogo teológico y la colaboración práctica son necesarios para lograr la unidad, pero no son suficientes”.

Francisco será el tercer pontífice que visitará la CMI: Juan Pablo II visitó el Consejo ecuménico el 12 de junio de 1984 con motivo de su visita apostólica a la Conferencia helvética. El primer papa en realizar una visita al CMI fue Pablo VI, el 10 de junio de 1969, cuatro años después de la conclusión del Concilio Vaticano II.

El gesto del Papa se enmarca en una mayor colaboración entre el Vaticano y la CMI a favor del ‘ecumenismo de la sangre’ por los cristianos perseguidos, el ‘ecumenismo de la caridad’ por las personas marginadas y para proseguir el camino de la búsqueda de la ‘anhelada unidad’ aunque si antes hay que discernir y solucionar los aspectos teológicos que separan.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.