Recibe Aleteia gratis directamente por email

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

La detención de niños migrantes es inaceptable

©ICMC
Comparte

El Vaticano reúne en la ONU a países y organizaciones de ayuda para elevar un llamamiento común

Es inaceptable detener a niños por el único “delito” (falso) de ser migrantes, han asegurado países e instituciones internacionales convocados por el Vaticano en la ONU para elevar una voz común.

De hecho, las consecuencias físicas y psíquicas de la detención de menores  en esas circunstancias son enormes: de la ansiedad a las pesadillas, de la depresión a las dificultades en el desarrollo.

Y lo peor es que detener a menores no ayuda a gestionar la migración ni constituye una medida de protección para nadie.

Ante esta constatación, la Santa Sede alienta el Pacto Mundial sobre Migración en el que se presenta la exigencia de acabar con la detención de menores con uno de los puntos más urgentes (Holyseemission.org).

Para lograr ese objetivo, el representante del Papa ante las Naciones Unidas, el arzobispo Bernardito Auza, convocó el 21 de febrero, en la sede de las Naciones Unidas de Nueva York, una mesa redonda con entidades vinculadas a las migraciones internacionales, como la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), Caritas, las agencias de la ONU para la Infancia (UNICEF) o para los refugiados (ACNUR).

Importantes países se unieron al encuentro, al que también fue invitada la red católica global Aleteia.org, ofreciendo su apoyo y reflexión. Entre ellos, se encontraban los representantes de la Unión Europea, Alemania, Brasil, y Uganda.

No hay un documento conclusivo del evento, sino una constatación: no hay niños migrantes o niños no migrantes, los niños son niños y basta. Sus derechos deben ser respetados.

En el acto, diferentes expertos ofrecieron números elocuentes:

  • 50 millones de niños se han movido entre fronteras;
  • 28 millones de niños y niñas han sido desplazados por la fuerza, escapando de violencia e inseguridad;
  • En algunos países, un niño puede estar detenido hasta 190 días, la mitad de un año de su vida;
  • Aunque los menores vayan acompañados por sus familias, tienen el riesgo de ser abducidos por bandas de traficantes y ser explotados;
  • Cuando llegan a los países de destino, se enfrentan a la deportación y a detenciones forzadas
  • Más de 100 países siguen deteniendo a menores basados en su estatus familiar migratorio.

Preocupación del Papa Francisco

El Papa Francisco considera que estos niños son “invisibles y no tienen voz”, sin documentación, “están escondidos ante los ojos del mundo” (Cf. Mensaje para la Jornada Mundial del Migrante y Refugiado 2017).

Monseñor Bernardito Auza, observador permanente de la Santa Sede ante las Naciones Unidas, aseguró que la migración y la situación de los niños y niñas constituye una de las prioridades para la agenda vaticana.

El sacerdote jesuita Michael Czerny, subsecretario de la Sección para los Migrantes y Refugiados de la Santa Sede del Dicasterio para la Promoción Integral del Desarrollo Humano (Migrants-refugees.va)  propuso tres soluciones:

  • Estar atentos a las mejores prácticas para encontrar canales legales para la reunificación familiar.
  • Crear mecanismos de regularización que permitan a los niños vivir con sus padres
  • Ofrecer oportunidades educativas y de empleo a los más jóvenes.

El padre Czerny explicó que la preocupación del Papa por el problema de los migrantes es tan fuerte que la sección para los Migrantes del Vaticano es dirigida directamente por el mismo Francisco, un caso único en el Vaticano.

Más información en el artículo de Jaime Septién: 

Primer paso hacia el Pacto Mundial para una Migración segura, regular y ordenada

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.