¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete a nuestra newsletter

Aleteia

Así terminó Jennifer Garner tras pasar un día respondiendo “sí” a sus hijos

GARNER
Comparte

¿Te atreverías como ella a aplicar con tus hijos el método educativo del "Yes Day"?

Hace unos días Jennifer Garner publicó una foto en su cuenta de Instagram que impactó a muchos padres alrededor del mundo. La foto mostraba un Jennifer agotada después de haber celebrado con sus hijos un “Día de sí”, un día en que la única respuesta que le daría a sus hijos sería “sí”.

Su inspiración viene de un libro infantil de la autora Amy Krouse Rosenthal llamado “Yes day” (Día de Sí).

Su día al parecer incluyó dormir en una carpa en su jardín además de muchas otras cosas que sus hijos le pidieron, lo que dejó a la actriz completamente agotada. Muchas personas comentaron en su cuenta y compartieron sus experiencias, ya que ellos también tenían esa tradición después de haber leído el cuento con sus hijos

A primera vista este “día de sí” parece intimidante para muchos padres de familia, y podría ser una bonita experiencia si se colocan algunos límites, como por ejemplo no se puede hacer nada que sea peligroso para ellos o para los demás, o no se puede aprovechar para gastar dinero o pedir cosas materiales.

Sin embargo, romper las reglas por un día, desayunar pizza, dormir en carpas o cenar helado puede ser un ejercicio de flexibilidad para muchos padres y podría crear recuerdos imborrables en la memoria de nuestros pequeños.

Esta noticia nos ayuda a reflexionar sobre el poder del “sí” en la educación de nuestros hijos, pero nos ayuda a reconocer también la importancia del “no”.  Un día de “sí” nos ayuda a experimentar algo diferente y divertido en la vida de familia, sin embargo, el “no” también educa, y mucho.

Los límites y responsabilidades en la vida de familia son necesarios ya que los niños descansan en la autoridad de los padres, y muchas veces estos “no” enseñan a nuestros hijos a manejar las frustraciones que pueden presentarse en sus vidas.

Y tú, después de leer esta historia, ¿te atreverías a experimentar con un “día de sí” en tu familia?

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.