Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
domingo 01 agosto |
San Alfonso María de Ligorio
home iconEspiritualidad
line break icon

No podía quedar embarazada y María en el dolor me envió un regalo

FAMILY

Archivo familiar

Clara Gómez Centurión junto a su esposo Francisco y su hijo Federico.

Cecilia Zinicola - publicado el 12/10/17

Nunca me había gustado rezar el rosario y tampoco sabía cómo hacerlo, pero aprendí y comencé a rezarlo

A Clara y Francisco le habían diagnosticado poliquistosis ovárica y habían estado bajo tratamiento médico por dos años y medio escuchando que les decían que con estimulación, inyecciones de rutina y ecografías iban a lograr el embarazo. Sin embargo, el tratamiento no funcionaba y un día les dijeron: “Bueno, ya está. Ya no pueden hacer más estimulación. Lo que tienen que hacer es in vitro”.

Clara cuenta que cuando escuchó esas palabras, se le partió el alma en siete mil pedazos. No se trataba de una cuestión moral o ética o de estar o no de acuerdo con la Iglesia, sino de sentir un dolor muy profundo.

Siempre habían querido ser padres y formar una familia

Lo dialogaron mucho. Pensar en óvulos fecundados que estén congelados no causaba ninguna gracia. ¿Una vida congelada?. Esa idea no les terminaba de cerrar, aun sabiendo que la posibilidad de ser padres era tan importante para ellos.

Un día se enteraron de la NaproTecnología– una ciencia que trabaja en forma cooperativa con el ciclo de la mujer para lograr un embarazo de manera natural – y Clara se contactó con el equipo de profesionales en Argentina.

A partir de ese momento el camino fue totalmente diferente.

Lo primero que tuvieron fue esperanza. Un camino diferente a lo que habían hecho hasta ese momento.

Clara relata su experiencia de esta manera:

Primero me dijeron que mi diagnóstico no era correcto. No tenía poliquistosis. Tampoco me prometían que tendría un hijo, pero sí me aseguraban que encontraríamos la causa.

En otros lugares me habían dicho que solucionarían mi problema pero, al no encontrar resultados positivos una vez hecha la estimulación, en vez de indagar por la causa me dejaron ante la fría realidad de una in vitro. ¿Se aburrieron de mí, de verme la cara? Me sentí despachada.

Lo que me decían en Napro, en cambio, era que iríamos por la causa y después veríamos qué se podía hacer. Si en el camino quedaba embarazada, ¡fantástico!, pero iríamos por la causa. No me dijeron “yo te aseguro que vas a tener un hijo” como me habían dicho los otros médicos.

Abracé mi dolor

Napro me ayudó a estar en contacto con mi cuerpo que en el fondo, era lo que más me dolía porque no funcionaba. Napro me ayudó a transitar el dolor, con el cuerpo, la mente y el alma.

Cuando una tiene un problema en el cuerpo, la primera reacción es evitarlo porque una piensa ¿para qué le voy a prestar atención a esto que me está ocasionando un problema? Mejor miro para otro lado.

Abrazar ese dolor por el lugar que a una más le duele es el mejor camino que nos enseña. Es en esa situación crítica donde una si está atenta puede sacar lo bueno y lo positivo. Como pareja nosotros aprendimos muchísimo, aún en el dolor y con golpes. Al final, el balance termina siendo positivo.

La parte humana que aporta Napo a la pareja nos ayudó a pasar por todas las dimensiones de nuestra persona. No era algo sólo mío, era de los dos y eso te une a la persona que elegiste para compartir el resto de tu vida, con o sin hijos.

Empecé a rezar el rosario

Había comenzado Napro y un 27 de Octubre conocí a Immaculé Ilibagiza, una sobreviviente del genocidio de Ruanda del año 1994. Con gran fe, ella me comentó sobre el rosario de los 7 dolores de la Virgen María. Me dijo que rece todos los días y que María me enviaría un regalo.

Nunca me había gustado rezar el rosario y tampoco sabía cómo hacerlo. Entré en internet para buscar cómo se rezaba y me senté a rezar con esa convicción que me había transmitido Immaculé todos los días. No importaba si llegaba tarde o si estaba muy cansada. Lo rezaba.

Exactamente un mes siguiente, un 27 de Noviembre me enteré de que estaba embarazada y el 27 de Julio nació mi hijo Federico.

Estuve cuatro años casada, tres años buscando un bebé y embarazada a un mes de rezar el rosario habiendo optado por una opción médica natural.

Contar con una opción médica que preserva la humanidad y que no es invasiva donde una se siente contenida y acompañada por la calidad humana de los profesionales, junto a un camino de crecimiento atravesando el dolor con María y el aporte de la fe, fueron la combinación de nuestra experiencia como familia por la cual nos sentimos hoy profundamente agradecidos.

Tags:
embarazohijosmaternidadnaprotecnologíarosario
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
KEVIN CORDON
Pablo Cesio
Kevin Cordón, el deportista que entrenó en el salón de una iglesi...
2
Redacción de Aleteia
Un sacerdote católico acompañó a Lady Di la madrugada de su muert...
3
HIDILYN DIAZ
Cerith Gardiner
Atleta filipina comparte con todo el mundo su Medalla Milagrosa t...
4
PRINCESS DIANA AND MOTHER TERESA
Mathilde De Robien
¿Sabías que la princesa Diana fue enterrada con un rosario?
5
PRO LIFE FLAG PROJECT
Zelda Caldwell
Recién adoptada la bandera internacional pro-vida
6
Esteban Pittaro
La última canción de Jairo a su esposa, fallecida tras 50 años de...
7
NORWAY
Dolors Massot
La selección de balonmano playa de Noruega ya no quiere usar biki...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.