Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
domingo 09 mayo |
Santa Luisa de Marillac
home iconEstilo de vida
line break icon

Casados, ¿se reservan una noche de cita semanal?

Shutterstock

Sherry Antonetti - publicado el 14/08/17 - actualizado el 14/08/17

Buscar esos momentos exclusivos ayudan a renovar el amor. Háganlo si no quieren acabar comunicándose solo con recados en los post-it

Vaya por delante: una salida semanal por la noche ¡no tiene por qué ser algo caro ni complicado!

Una vez entran los niños en la ecuación, es fácil olvidar que es necesario pasar tiempo solo y exclusivamente con el cónyuge, tan necesario para el matrimonio como lo es la misa de domingo.

Subrayar el sabbat en nuestra agenda es una forma de refrescar y renovar nuestro compromiso con el amor hacia Dios y hacia el prójimo, para profundizar siempre en la fe. Si no logramos comprometernos con nuestra obligación semanal mínima hacia escuchar la Palabra de Dios y participar del Cuerpo de Cristo en la Eucaristía, fuente y cumbre de nuestra fe, se debilita nuestra capacidad para ser testimonios vivientes durante todas las horas del resto de la semana.

Cuando faltamos a misa erosionamos nuestra capacidad para escuchar la Palabra de Dios. Se ensombrece nuestra disposición a ver a Dios en los demás. Permite que el burdo ajetreo del mundo parezca más apremiante que la búsqueda del Reino de Dios. Todo lo que es malo en nosotros recibe prioridad cuando no conseguimos poner el sabbat en primer lugar.

Del mismo modo, establecer y respetar una cita con tu marido o esposa es un medio necesario para garantizar que no caemos en malos hábitos con respecto a nuestro cónyuge, que no nos tratamos como simples compañeros de piso o únicamente como Mamá y Papá o, lo que es peor, como adversarios luchando por controlar el terreno del hogar en cuestión de educación, de finanzas o en los detalles más nimios.

Tiempo para reconectar

Sabe Dios que necesitamos tiempo para reconectar con Él a pesar de todas las evidencias de Sus dones a nuestro alrededor, y ese tiempo no es menos necesario cuando hablamos de matrimonio y de todo el peso de la realidad que agobia a marido y esposa.

Más para leer:Por qué el sexo es el alimento nutritivo del matrimonio

La tendencia en esta cultura es la de poner primero la profesión, primero yo, primero los niños, primero la comunidad, pero no primero nosotros (marido y esposa). La unidad de la pareja está en el centro de las atenciones únicamente en la preparación para la boda.

Sin embargo, el matrimonio, como sabe cualquiera que viva este sacramento, requiere la determinación de anteponer primero la relación. Nos sacrificamos con y por el otro. Nos sublimamos mutuamente. De modo que, una cita nocturna es una forma de recordarnos el uno al otro la alegría del matrimonio y es algo especialmente necesario cuando todo lo demás no fluye tan bien como desearíamos.

¿También lo necesitamos cuando todo va bien?

Muchas parejas tienden a saltarse las noches de cita cuando las cosas van bien y, cuando las cosas empiezan a no ir tan bien, usan este mismo hecho como motivo para no planificar noches de cita… Y en este círculo vicioso, las citas casi nunca suceden, a no ser que sea un cumpleaños o un aniversario. Es como si fuéramos a misa solo en Pascua y en Navidad. Sí, está muy bien ir con motivo de la Pascua y la Navidad, pero todas las semanas entre tanto importan mucho también.

Internet está repleto de ‘Cinco pasos para un matrimonio más satisfactorio’, ‘Siete consejos para una mejor vida sexual’, ‘Tres formas rápidas de ser más feliz’… e incontables cuestionarios.

Pero si lo que quieres es profundizar en tu matrimonio, si quieres crecer en intimidad, entonces convierte a tu matrimonio en el punto focal de tu vida de oración y una parte constante y esmerada de tu vida diaria. Planificad, tu cónyuge y tú, una noche de cita semanal. Turnaos para organizarla. No os la saltéis nunca, aunque tengáis que adaptarla a un sencillo paseo por el barrio o a compartir un batido para llevar en McDonald’s.

Haced de esta cita una obligación mutua. Será un recordatorio de la alegría prometida como parte del matrimonio, os acercará más como esposos y, así, os acercará más a Dios.

Tags:
amor de parejamatrimonio
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Lucía Chamat
Una curiosa foto de «Jesús» que conmueve a Colombia
2
Ramón Antonio Pérez
María de San José y su ayuno total: “Durante diez años solo consu...
3
Ary Waldir Ramos Díaz
El Papa: El catequista será parte de los ministerios de la Iglesi...
4
MOTHER OF ALL ASIA
Redacción de Aleteia
Inaugurada en plena pandemia la estatua de María más grande del m...
5
Lorena Moscoso
El mundo se conecta a estos santuarios en mayo para el Rosario
6
MYANMAR
Ary Waldir Ramos Díaz
«Mátenme a mí, no a la gente»: El libro de la monja valiente en M...
7
Patricia Navas
Oración para que vuelva a la Iglesia alguien que quieres
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.