Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
miércoles 02 diciembre |
San Habacuc
home iconEspiritualidad
line break icon

¿De dónde viene la Biblia?

Nikita TV | Shutterstock

Philip Kosloski - publicado el 19/07/17

Una cosa es segura: no cayó del cielo

El cristianismo sin la Biblia es difícil de imaginar. Pero en realidad, durante los primeros 300 años de la Iglesia, la Biblia (como compilación única que contiene todos los textos sagrados para el cristianismo) no existía.

La creación de la Biblia fue un largo proceso. Los líderes de la Iglesia primitiva cribaron numerosos manuscritos y discernieron, bajo la guía del Espíritu Santo, qué libros guardar y cuáles reservar.

El proceso de establecer un canon de la Escritura difería para el Antiguo y el Nuevo Testamento.




Te puede interesar:
¿Cómo se escribió la Biblia?

Formación del Antiguo Testamento

El Antiguo Testamento es básicamente una antigua compilación de las Sagradas Escrituras judías. Estos textos sagrados se desarrollaron con el tiempo y fueron transmitidos oralmente de generación en generación hasta que finalmente fueron escritos y conservados.

Alrededor de 200 años antes del nacimiento de Jesús surgió una traducción griega de los textos hebreos que fue ampliamente aceptada como una traducción legítima (incluso inspirada).

La tradición relata cómo el rey Ptolomeo II de Egipto ordenó una traducción e invitó a ancianos judíos de Jerusalén a preparar el texto griego. Setenta y dos ancianos, seis de cada una de las 12 tribus, llegaron a Egipto para cumplir la petición.


ANGEL WHISPERING INTO MAN EAR

Te puede interesar:
¿Quiénes son los autores del Antiguo Testamento?

Otra tradición relata cómo los traductores fueron puestos en habitaciones separadas y se les pidió que produjeran cada uno su propio texto. Cuando la tarea fue completada, los traductores los compararon todos y se descubrió que cada uno era milagrosamente idéntico a los demás.

El resultado se hizo conocido como la Septuaginta (de la palabra griega para 70) y fue especialmente popular entre los judíos de habla griega.

Esto llevó a la Septuaginta a convertirse en una fuente primaria para los escritores del Evangelio y muchos otros primeros cristianos.

Al formular el canon oficial de la Escritura, la Iglesia miró a los Setenta para discernir qué libros conservar.

El canon católico del Antiguo Testamento también incluye algunos textos y adiciones a libros (por ejemplo, los Libros de Judit y Tobit, Sabiduría y Sirach) originalmente escritos en griego, no en hebreo, y por lo tanto no se consideran parte de las Escrituras judías, aunque son respetadas y leídas por los judíos.




Te puede interesar:
¿Qué es la septuaginta y por qué es importante?

Formación del Nuevo Testamento

BIBLE
Adriana Bello-ALETEIA

Inspirados por el Espíritu Santo, varios escritores anotaron en los años siguientes a la muerte de Jesús las muchas historias que circulaban sobre el Mesías. Estos escritores eran apóstoles, o amigos de apóstoles que conocían muy bien a Jesús.

Ellos fueron testigos de los acontecimientos o entrevistaron a personas que lo fueron, y trataron de preservar la vida auténtica de Jesucristo y sus muchas enseñanzas.

A medida que avanzaba el tiempo se difundieron copias de estas obras y varias comunidades cristianas las reunieron para ser leídas durante la celebración dominical de la Misa. Copias de las cartas de san Pablo también fueron difundidas y consideradas por las comunidades como inspiradas por el Espíritu Santo.

Ya en el tiempo de san Ireneo (año 130 a 202) se menciona el Evangelio «cuadriforme», que se refiere a los cuatro Evangelios de Mateo, Marcos, Lucas y Juan.

Durante el siglo IV surgió la necesidad de codificar oficialmente la Biblia, que ya estaba empezando a unirse. Algunos historiadores creen que parte de la motivación para producir un canon oficial vino del emperador Constantino que comisionó 50 copias de las Sagradas Escrituras para el obispo de Constantinopla.

La aprobación de los libros a incluir comenzó con el Concilio de Laodicea en 363, se continuó cuando el papa Dámaso I encargó a san Jerónimo que tradujera las Escrituras al latín en 382, ​​y se estableció definitivamente durante los sínodos de Hipona (393) y Cartago (397).

El objetivo era desechar todas las obras erróneas que circulaban en ese momento e instruir a las Iglesias locales sobre qué libros se podían leer en la misa.

La Iglesia siempre ha creído que este largo proceso fue guiado por el Espíritu Santo. Como explica el Catecismo, «la santa madre Iglesia, según la fe de los Apóstoles, reconoce que todos los libros del Antiguo y del Nuevo Testamento, con todas sus partes, son sagrados y canónicos, en cuanto que, escritos por inspiración del Espíritu Santo, tienen a Dios como autor, y como tales han sido confiados a la Iglesia«.




Te puede interesar:
¿Qué son los evangelios apócrifos?

Tags:
bibliahistoria
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia hoy se publica diariamente en ocho idiomas: francés, inglés, árabe, italiano, español, portugués, polaco y esloveno.
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
COVID
Rodrigo Houdin
COVID-19: Murió aferrado a su rosario y con u...
WEB2-IRAN-CAPTURE
Zoe Romanovsky
Cineasta de 20 años gana premio por la podero...
Philip Kosloski
Cuando sientas que todos conspiran contra ti,...
HOMELESS
Javier González García
La historia de Marina: De vivir en la calle a...
EMANUELLE CUETO RAMOS
Jesús V. Picón
Sacerdote con cáncer terminal: Pierde los ojo...
HUG
Dolors Massot
El médico que abrazó al enfermo de coronaviru...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.