¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete a nuestra newsletter

Aleteia

Papa Francisco pide no olvidar la sanguinaria guerra en Sudán del Sur

SOUTH SUDAN;
Gregg Carlstrom -cc / © Mazur-catholicnews.org.uk-cc
Comparte este artículo para tener la oportunidad de ganar una peregrinación a Roma
Comparte
Has compartido
Total compartido

Ante la imposibilidad de viajar este año al país africano, el Pontífice ha querido enviar un apoyo concreto a la Iglesia local y la población que sufre

“El Papa por Sudán del Sur”, es la iniciativa lanzada desde el Vaticano este miércoles 21 de junio de 2017.

“Lejos de las luces de los reflectores hay una guerra que continua a cobrarse muchas víctimas. Muerte y desesperación flagelan la población”, dijo el cardenal Peter Turkson, Prefecto del Dicasterio para el Servicio Humano Integral, instituido recientemente por Francisco.

El conflicto armado que se ha intensificado desde 2013 ha provocado una grave crisis humanitaria que ha golpeado la mitad de la población, cerca 7,3 millones de personas que sufren hambre todos los días, lamentó Turkson.

Un millón y medio de personas han escapado de sus aldeas y ciudades debido a la guerra por motivos étnicos. El país vive un caos que paga la población civil entre masacres y atrocidades. Mujeres y niños son víctimas cotidianas de violencia y abusos. Además, miles de personas que sufren también una aguda epidemia de cólera sin precedentes.

En esto contexto, Francisco apoya el clamor de la Iglesia que dice: ¡Basta armas, basta violaciones, basta muertes!”.

El Obispo de Roma como pastor universal ha querido manifestar su cercanía para sensibilizar también a la comunidad internacional, además de enviar cerca de medio millón de dólares en ayudas que se suman a los 30 millones de dólares destinados a Sudán del Sur, confirmó John Coughlin, responsable de emergencias en el secretario de Caritas.

Francisco ha manifestado en más de una ocasión su deseo de visitar Sudán del Sur, pero ha tenido que aplazar la visita prevista para el final del 2017 debido a que “no existen las condiciones”, como informó al final de mayo, Greg Burke, el director de la Sala de Prensa de la Santa Sede.

Entretanto ha decidido de tener un gesto concreto bajo tres ámbitos: educación, salud e infraestructuras. Se trata de sostener las obras de la Iglesia y de las diversas congregaciones religiosas y organismos de ayuda internacional presentes en ese país.

Francisco promoverá proyectos, especialmente en el campo de la salud. Así en dos hospitales administrados por las hermanas Misioneras Combonianas que trabajan en Sudán del Sur: El hospital de Wau y el Hospital de Nzara.

El apoyo económico de Francisco llegará igualmente a la Asociación Solidarity with South Sudan que dará becas de estudio de dos años para los estudiantes.

La iniciativa humanitaria del Papa incluye un proyecto de sostenimiento de la agricultura, apoyando a más de 2.500 familias de campesinos.

“La Iglesia no se cierra jamás a la esperanza y trabaja en varias iniciativas a favor del diálogo en el país. El Pontífice visitará esa nación apenas le sea posible”, declaró Turkson.

En diciembre, el nuncio apostólico de Sudán de Sur realizó una misión de paz en Nairobi para obtener apoyo, asimismo la Santa Sede trabaja en sensibilizar a los países de la Unión Europea para sostener los salarios de los empleados del Estado y reconstruir sectores estratégicos: educación, sanidad y construcción.

La idea del Papa es sostener una red de solidaridad que sea constante en el tiempo. “Nosotros no vamos para hacer un proyecto e irnos. La gente nos dice: ‘todos nos han abandonado’. El gesto del Papa nos recuerda que somos una única familia y es el gesto de un padre que no abandona a sus hijos”, dijo Sor Laura Gemignani, del Hospital de Nzara de Sudán del Sur, Suore Comboniane.

“150 camas en el hospital, 7000 misiones en el año, 30.000 transfusiones de sangre y tratamiento para personas con HIV”, cuenta la hermana Gemignani que son las actividades que realizan las religiosas combonianas en el hospital y en las zonas que visitan.

“Trabajamos 24 horas y tengo problemas para pagar a los empleados, no me avergüenzo, pero hay voluntarios y personal médico que sabe que hay que llevar esperanza. Los médicos combonianos saben que no se abandona a quien está en dificultad”.

“Los misioneros trabajan en situaciones difíciles, queremos que el Papa Francisco venga a Sudán del Sur, lo necesitamos”, dijo hermana Gemignani.

“Cuatro años de precariedad, situaciones desesperadas en la sanidad en Sudán del Sur, equivalen a 28 años de crisis en Somalia”, anotó.

En la conferencia de presentación en la Oficina de Prensa de la Santa Sede también participó el doctor Michel Roy, Segretario Generale de Caritas Internationalis y Yudith Pereira-Rico, rjm, Associate Executive Director de Solidarity with South Sudan.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.

Selecciona cómo te gustaría compartir.

Comparte
* El reconocimiento de los artículos compartidos solo se efectuará cuando el receptor haga clic en la URL de referencia única.
Pulsa aquí para más información sobre el Sorteo de Peregrinación a Roma de Aleteia.

Para participar en el sorteo, debes aceptar las siguientes condiciones


Lee los términos y condiciones