Aleteia

El día en que la Virgen fue “Trending Topic” en Uruguay

MONTEVIDEO-VIRGIN
Facebook Diác. Jorge Novoa/Eric Paradis-cc
MONTEVIDEO-VIRGIN
Comparte

El insólito debate que terminó con el rechazo de la colocación de una imagen de la Virgen en un espacio público

La Junta Departamental de Montevideo (una especie de legislativo departamental), en Uruguay, fue testigo este jueves de un arduo debate que tuvo como protagonista nada más ni nada menos que a la Virgen María.

Había que remontarse mucho tiempo atrás para encontrar alguna sesión de este organismo departamental que generara tanta expectativa. Cuando el reloj marcaba las 16.00 horas ya era posible percibir en las barras (zonas altas del hemiciclo desde donde los ciudadanos pueden presenciar el debate) la presencia de muchos fieles.

Desde allí decidieron seguir la sesión en oración y con balconeras que tenían pintada la imagen de María, aunque también estaban presentes quienes se oponían a la propuesta y que sostenían carteles que decían “NO”.

 

 

Así es, en el país más laico de América Latina la Virgen María ocupó todos los espacios de debate no solo políticos, sino también en los medios de comunicación y redes sociales.

 

 

Pero la polémica data de mucho tiempo atrás y su origen tuvo que ver con la propuesta presentada por un grupo de fieles, a través del cardenal Daniel Sturla, en febrero de 2016 para colocar una imagen de la Virgen María (Medalla Milagrosa) en una zona costera de Montevideo lindante con un predio conocido como Museo del Arma de Ingenieros “Aduana de Oribe”.

La imagen, de unos dos metros más un resto conformada por una base de piedra, había sido comprada en México con donaciones de fieles y el proyecto, así como la ambientación (base, entorno, luces) estaba a cargo de la artista uruguaya Alicia Bauer junto con el arquitecto Nicolás Guerra.

 

 

La mesa estaba servida. De parte de las autoridades de Montevideo no hubo inconveniente inicial y se presentó el proyecto para que la Junta Departamental lo considerada. Sin embargo, lo que parecía tan solo un trámite, se transformó en una verdadera odisea. Pues la colocación de un símbolo religioso en un espacio público en Uruguay rápidamente es vinculada a la violación de la tan mentada laicidad (y cuando se trata de la Iglesia católica quizás más). Un debate de antaño, pero con sueño liviano que suele despertarse cada vez que aparece alguna propuesta similar.

 

 

La votación de este jueves terminó con 14 votos a favor y 17 en contra gracias a que la bancada oficialista (Frente Amplio) decidió votar en bloque. Por ende, la instalación de la Virgen en esa zona costera fue rechazada. La respuesta de la iglesia no se hizo esperar.

“El hecho de esta votación significa un claro retroceso en la laicidad entendida como apertura, pluralidad, posibilidad de manifestar, también a través de un monumento, una de las expresiones religiosas más queridas para un importante núcleo de la ciudadanía”, dijo Sturla a través de un videomensaje difundido en redes sociales.

“Es un claro acto de discriminación hacia la comunidad católica que nos retrotrae a más de un siglo de distancia, a tiempos de duros enfrentamientos que parecían ya superados”, añadió.

 

¿Por qué era tan importante ahí la colocación de la Virgen?

Todo comenzó en el año 2012 a través de una iniciativa de laicos que empezaron a organizar en esa zona de Montevideo el denominado “Rosario de Bendiciones” con el propósito de rezar por las familias. La cita estaba marcada para su repetición cada cuarto sábado de enero. Año a año el número de personas que se hacían presentes iba en notorio ascenso.

En la última edición realizada este año –ya con la propuesta de la colocación de una estatua en ese lugar a consideración de las autoridades departamentales- más de 15.000 personas le dijeron “Sí a María”.

Justamente, ese se transformó en el gran eslogan de la iglesia de Montevideo para defender la presencia de la Virgen en ese lugar a través de una intensa campaña en redes sociales.

En un video difundido en los días previos, que contó con la colaboración de reconocidos comunicadores uruguayos, se apeló a la figura de María como modelo femenino de autoridad.

 

 

Pero la esperanza, para los cristianos, es lo último que se pierde. Eso mismo fue lo que expresó Sturla horas antes de una votación complicada. Quizás éste no sea el momento y haya que esperar una nueva oportunidad, al menos así pensaban muchos una vez conocida la noticia.

De momento el “Sí a María” seguirá sonando en los corazones de los fieles que la seguirán venerando en Uruguay con el mismo fervor. ¿Cuál será el destino de esta imagen? Aún la iglesia de Montevideo no lo tiene decidido.

Cuando terminó la votación de este jueves en la Junta Departamental quienes se oponían al proyecto terminaron aplaudiendo. Por su parte, aquellos que durante meses y horas han permanecido en oración con la “esperanza del milagro”, lejos de la desazón terminaron diciéndoles a los otros: “La Virgen los bendice”.

 

 

Y sí, todo esto fue lo que sucedió en el día en que la Virgen María fue «Trending Topic» en el país más laico de América Latina.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.