¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Visita a las siete iglesias: Cuarta visita, iglesia de la Flagelación

Comparte

Visita el lugar donde Jesús fue azotado sin piedad por orden de Pilato

Nueva etapa de nuestro recorrido por siete iglesias de Jerusalén. En esta cuarta visita, en que Jesús es llevado ante Pilato, y allí sufriría todo tipo de ultrajes, entre ellos la flagelación. ¿Qué mejor lugar para visitar que éste, donde el Señor fue sometido a un castigo digno de un esclavo?

Para visitar la iglesia de la Flagelación, haz click aquí: 

Iglesia de la Flagelación

The Church of Condemnation Jerusalem

Cuarta Visita

Se conmemora el recorrido que hizo Jesús de la casa de Caifás al pretorio de Pilato.

Mis pecados fueron la causa de tu Pasión :
¡Ayúdame Señor, a nunca más ofenderte!

Por la señal de la Santa Cruz…

Pasaje Evangélico

Llevaron después a Jesús desde la casa de Caifás al pretorio. Era temprano, y ellos no entraron en el pretorio, por no contaminarse, a fin de poder comer las víctimas de la pascua.
Por eso Pilatos salió y les dijo: “¿Qué acusación traes contra este hombre?”. Respondieron y le dijeron: “Si éste no fuera malhechor, no le hubiéramos puesto en tus manos”.
Les replicó Pilato:”Pues tómenlo ustedes y juzgándolo según su ley”. Los judíos le dijeron: “A nosotros no nos es permitido matar a nadie”.
Con lo que vino a cumplirse lo que Jesús dijo, indicando el género de muerte de que había de morir(Jn.18,28-32).

Reflexión

La Pasión de mi Corazón no ha terminado: Aquí no han concluido ni los clavos, ni las espinas, ni la Cruz… y no revienta de amor este Corazón, porque las ingratitudes de los hombres lo detienes… Sufría durante mi vida porque veía a través de los siglos pisotear la gracia que tanto me costaba comprar… y hoy sufro igualmente, y lloro sobre muchas almas muertas que están para perderse (Concepción Cabrera).

Oración

Jesús, te adoro y doy mil gracias por el penoso viaje que hiciste de la casa de Caifás a la de Pilatos por mi salvación, y por la Preciosa Sangre que derramaste en la coronación de espinas. Te pido para todos los que sufren, el consuelo y que me concedas la virtud de la generosidad y del don de ser acertado en mi vida. Amén.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.