Aleteia

Chile, el mejor lugar del mundo para observar el universo

Remco Timmermans-cc
Comparte
Comenta

La astronomía en el país sudamericano atraviesa una fuerte etapa de consolidación

El desierto de Atacama ubicado en Chile, considerado el más seco de la tierra, representa un punto clave en todo esto. Los propios científicos –entre ellos los de la NASA- lo reconocen como un lugar ideal para avanzar en investigaciones como las vinculadas a Marte, por ejemplo.

“Todo lo que se envía a Marte se prueba en el desierto de Atacama, porque es lo más parecido al planeta rojo. Es la mejor plataforma de testeo que puede haber”, destaca el astrobiólogo chileno Armando Azúa, reproduce La Hora.

Pero no solo este lugar ubicado mayoritariamente en suelo chileno hace las veces de excelente lugar para este tipo de pruebas científicas, que tienen que ver con el espacio.

El concepto de que Chile tiene uno de los mejores cielos del mundo (límpidos y oscuros) para la observación astronómica ha ido aumentando en los últimos 50 años y actualmente la disciplina atraviesa una etapa de consolidación, lo que muchos consideran un “boom”.

“Chile es hoy un actor importante en la astronomía internacional, pero con los pasos correctos tiene todo el potencial para ser un protagonista”, expresa a La Hora el presidente de la Sociedad Chilena de Astronomía (Sochias), Ezequiel Treister.

Gracias a esto muchos extranjeros han colaborado con el desarrollo a través de fuertes inversiones en instalaciones y telescopios. Por ejemplo, el reciente hallazgo anunciado por la NASA de siete planetas similares a la Tierra fue posible con la ayuda de un telescopio ubicado en Chile.

En ese sentido, prosigue La Hora, hoy en día el 40% de la observación del cosmos se hace desde Chile y se espera que con la construcción de tres nuevos telescopios gigantes en los próximos años se llegue al 70%.

Al mismo tiempo, para seguir por este camino también se hace prioritario el avance a nivel de inversiones locales, con apoyo gubernamental. Incluso, muchos consideran que pasar a ser socios constructores de telescopios es otro de los grandes pasos, pues la mayoría aún siguen siendo controlados por extranjeros.

Igualmente, los datos son auspiciosos. “En estos últimos años ha habido un crecimiento explosivo del interés de los jóvenes por dedicarse a esta ciencia y ese es un muy buen signo, porque el futuro se ve aún más promisorio”, destaca María Teresa Ruiz, astrónoma de la Universidad de Chile y directora del Centro de Astrofísica CATA, a este medio chileno.

Esto se ve reflejado a nivel educativo, donde hay siete universidades con programas de Astronomía que tienen la presencia de más de 600 alumnos, en un país con más de 200 astrónomos enseñando en ellas.

Durante el mes de marzo Chile celebra la Semana de la Astronomía (desde hace cuatro años cada 17 de marzo se conmemora el Día de la Astronomía) con un sinfín de actividades que buscan seguir visualizando la disciplina como una de las más importantes para el país, al tiempo que ayuda a estimular a las nuevas generaciones a seguir teniendo la mirada bien puesta en el cielo.

Video publicado por Explora Conicyt

Newsletter
Recibe Aleteia cada día