¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete a nuestra newsletter

Aleteia

10 sugerencias del papa Francisco para comunicar esperanza y confianza en tiempos difíciles

AFP PHOTO / Alberto PIZZOLI
Audiencia del Papa (23 diciembre 2016)
Comparte

Ante guerras, terrorismo, escándalos y frustraciones, su mensaje para la Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales 2017

“Quisiera exhortar a todos a una comunicación constructiva que, rechazando los prejuicios contra los demás, fomente una cultura del encuentro que ayude a mirar la realidad con auténtica confianza”, escribe el papa Francisco en el mensaje para la 51 Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales publicado este 24 de enero y que la Iglesia católica celebra el próximo 28 de mayo.

No temas, que yo estoy contigo (Is 43,5). Comunicar esperanza y confianza en nuestros tiempos es el tema del mensaje del Pontífice ante “guerras, terrorismo, escándalos y cualquier tipo de frustración en el acontecer humano”.

De frente a un río de información y de noticias “buenas o malas” que inundan la visión que tenemos del mundo, el Papa considera necesario “romper el círculo vicioso de la angustia y frenar la espiral del miedo, fruto de esa costumbre de centrarse en las malas noticias”.

De esta manera, usa la metáfora evangélica del molino donde se puede moler trigo o cizaña. Y el alimento de nuestra mente y de nuestra comunicación con nuestra esposa o esposo, hijos, vecinos, amigos, jefes y compañeros será pan que alimente las relaciones o basura que las envenene.

A continuación, 10 sugerencias del Papa para comunicar esperanza y confianza en nuestros días: 

  1. Comunicar sin ignorar el sufrimiento de los demás

El Papa no es ingenuo. “Ciertamente, no se trata de favorecer una desinformación en la que se ignore el drama del sufrimiento, ni de caer en un optimismo ingenuo que no se deja afectar por el escándalo del mal”, afirma.

La invitación es a superar “ese sentimiento de disgusto y de resignación que con frecuencia se apodera de nosotros, arrojándonos a la apatía, generando miedos o dándonos la impresión de que no se puede frenar el mal”.

  1. Comunicar sin dejarse adormecer por la desesperación

El obispo de Roma incita a salir de esa lógica del “espectáculo del dolor” y del mal para no “adormecer la propia conciencia” o “caer en la desesperación”.

  1. Comunicar con creatividad y buscar soluciones al mal

Hay que buscar “un estilo comunicativo abierto y creativo, que no dé todo el protagonismo al mal, sino que trate de mostrar las posibles soluciones, favoreciendo una actitud activa y responsable”.

  1. Comunicar con lentes nuevos: ver más allá del problema

Lentes nuevos para ver la realidad que tiene altos y bajos, invita Francisco. “Esta buena noticia, que es Jesús mismo, no es buena porque esté exenta de sufrimiento, sino porque contempla el sufrimiento desde una perspectiva más amplia”.

Por poner un ejemplo de personas que siguen la lógica comunicativa de la buena noticia: el esposo que en cambio de gritar y romper platos se sienta con su esposa y busca ver lo que los une en un momento de crisis y no lo que los divide.

  1. Comunicar dejando libertad a los demás

Una comunicación abierta, creativa, realista y humilde que tiene una “forma misericordiosa para dejar a quien escucha el “espacio” de libertad para acogerla y referirla incluso a sí mismo”.

  1. Comunicar sin miedo al fracaso

El fracaso “puede ser el preludio del cumplimiento más grande de todas las cosas en el amor”. “Precisamente aquí, en el lugar donde la vida experimenta la amargura del fracaso, nace una esperanza al alcance de todos”, abunda al recordar la cruz de Cristo.

  1. Comunicar confianza en las personas y en sus historias

Por ello, insta a trabajar y descubrir la buena noticia cada día en la historia y en el rostro de cada persona. “La confianza en la semilla del Reino de Dios y en la lógica de la Pascua configura también nuestra manera de comunicar”, insiste.

El Reino de Dios se construye con buena comunicación. “El hilo con el que se teje esta historia sacra es la esperanza y su tejedor no es otro que el Espíritu Consolador”.

  1. Comunicar a Jesús y su Buena Nueva para iluminar el camino

Entonces, la Buena Nueva, ante la oscuridad de este mundo, es faro que ilumina “el camino y abren nuevos senderos de confianza y esperanza”.

  1. Comunicar dejándose guiar con fe por el Espíritu Santo

Francisco dice que quien se “deja guiar con fe por el Espíritu Santo es capaz de discernir en cada acontecimiento lo que ocurre entre Dios y la humanidad”. Es esto ver la esperanza, el amor y la misericordia de Dios en el escenario dramático de nuestra vida o del mundo que nos rodea, pero donde hay salvación y esperanza.

  1. Comunicar esperanza porque se multiplica y contagia la realidad

Así, “la esperanza es la más humilde de las virtudes, porque permanece escondida en los pliegues de la vida, pero es similar a la levadura que hace fermentar toda la masa”, dice. Esperanza alimentada por el Evangelio, la vida de amor de los santos, y nosotros.

En la entrevista al diario español El País de este domingo 22 de enero, el Papa habla de una “clase media de la santidad”. Es decir, abuelos, trabajadores, estudiantes, madres que inspiran con sus actos de amor.

En el mensaje recuerda: “También hoy el Espíritu siembra en nosotros el deseo del Reino, a través de muchos “canales” vivientes, a través de las personas que se dejan conducir por la Buena Nueva en medio del drama de la historia, y son como faros en la oscuridad de este mundo que iluminan el camino y abren nuevos senderos de confianza y esperanza”.

Lee aquí el mensaje completo

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.