Aleteia

Cardenal Urosa: “El Gobierno de Venezuela se convierte en una dictadura real”

Guardian Catolic
Comparte
Comenta

En un documento dirigido a algunos periodistas, el arzobispo de Caracas hizo varias propuestas “independientemente de si continúe o no el diálogo entre Gobierno y oposición”

El cardenal Jorge Urosa Savino dio a conocer algunas consideraciones sobre la situación social, política y económica de Venezuela, en un escrito denominado: “Más allá del estado actual del dialogo entre el Gobierno y la oposición”, en el que sugiere una serie de propuestas “independientemente de si continúa o no el diálogo” entre las partes.

“No soy analista político, por eso más allá del diálogo, me voy a limitar a algunas apreciaciones sobre la realidad actual desde el punto de vista personal, como venezolano y cardenal arzobispo de Caracas”, dijo en la misiva dirigida a unos pocos periodistas.

“Los obispos, entre ellos el cardenal Porras, monseñor Padrón y yo, hemos dicho que no estamos contentos con la marcha del diálogo por su lentitud y porque especialmente el Gobierno no da señales de credibilidad”, dijo.

Para el arzobispo de Caracas esto ocurre debido al incumplimiento “de algunas exigencias, no sólo de la oposición, sino de todo el pueblo venezolano, y que habían acordado sus representantes en la Mesa de Diálogo en la reunión del 30 de octubre”.

En ese orden, Urosa recordó los acuerdos entre las partes: “promover la resolución de la grave crisis de escasez de alimentos y medicamentos; revisar la situación de las personas privadas de libertad (presos políticos); permitir la actuación constitucional de la Asamblea Nacional, es decir, restituirle su rol constitucional; y concordar un calendario electoral”.

También dijo que un elemento muy importante para calibrar las debilidades de la marcha del diálogo es la carta del cardenal Parolin, secretario de Estado de Su Santidad.

“Después del Papa es la máxima autoridad de la Santa Sede”, y el Vaticano “es uno de los acompañantes del diálogo”. Añadió que Parolín en su carta, “seria, ponderada y respetuosa”, señala “precisamente la omisión en el cumplimiento de esos puntos”.

El arzobispo de Caracas, independientemente de si continúe o no el diálogo, propuso implementar seis iniciativas: 

Primero, “que el Gobierno Nacional comprenda la urgencia de cumplir ese acuerdo del 30 de octubre, y tome las medidas necesarias para resolver la grave crisis política de bloqueo de funcionamiento del Estado por el bloqueo a la Asamblea Nacional. De hecho, el bloqueo de la Asamblea convierte al Gobierno en una dictadura real”.

Segundo:Para ello se debe resolver el problema de los diputados de Amazonas”.

En tercer lugar, llamó a “resolver los gravísimos problemas económicos y sociales que agobian al pueblo venezolano”. Cuarto, “Atender el clamor del pueblo, que exige la liberación de los detenidos por razones políticas. Hay instrumentos legales para ello. Como quinta iniciativa alienta a “que se tomen las medidas económicas estructurales necesarias para detener la inflación y la devaluación de nuestra divisa”.

En sexto lugar exhortó a que “se eliminen las OLP” -Operativos de Liberación del Pueblo- “que han dado como resultado muchas muertes en varios de esas operaciones, en contra de los derechos humanos y de la vida de muchos inocentes”. En ese orden, propone buscar “otra forma de combatir la delincuencia y proteger al pueblo venezolano”.

Finalmente, el arzobispo de Caracas hizo votos “porque el Gobierno cumpla con los acuerdos del diálogo y con las exigencias del pueblo, para que se despeje la grave crisis actual, y se evite una probable tragedia nacional”.

 

Newsletter
Recibe Aleteia cada día