¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

¿Por qué la Iglesia se llama “católica”?

Comparte

Una de las explicaciones más bellas de todos los tiempos

La Iglesia es llamada católica o universal porque está esparcida por todo el mundo, de un extremo al otro de la tierra, y porque universalmente y sin fallo enseña toda la doctrina que los hombres deben conocer, sobre las cosas visibles o invisibles, celestiales o terrenales.

Es llamada católica también porque conduce al verdadero culto a toda clase de hombres, autoridades y súbditos, doctos e incultos. Es católica finalmente porque cura y sana todo tipo de pecados, los del alma y los del cuerpo, y posee todo género de virtudes, cualquiera que sea su nombre, en obras y palabras y los más diversos dones espirituales.

Con toda propiedad es llamada Iglesia, que quiere decir, asamblea convocada, porque convoca y reúne a todos en la unidad, tal como el Señor determina en el Levítico: “congrega a toda la comunidad a la entrada de la Tienda del Encuentro” (8,3) […]. Y, en el Deuteronomio, dice Dios a Moisés: “Reúneme al pueblo para que yo les haga oír mis palabras” (4,10). […] También el salmista proclama: “Te daré gracias en la gran asamblea, te alabaré entre un pueblo copioso” (35,18) […].

Pero fue a partir de las naciones gentiles que después el Salvador instituyó una segunda asamblea, nuestra santa Iglesia de los cristianos, sobre la que que dijo a Pedro: “y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia, y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella” (Mt 16,18). […] Y después que la primera asamblea fundada en Judea fuera destruida, se multiplicaron por toda la tierra las iglesias de Cristo. De ella hablan los Salmos, que dicen: “¡Aleluya! ¡Cantad a Yahveh un cantar nuevo: su alabanza en la asamblea de sus amigos!” (149,1). […] Y es al respecto de esta nueva Iglesia santa y católica que Pablo escribió a Timoteo: “para que sepas cómo hay que portarse en la casa de Dios, que es la Iglesia de Dios vivo, columna y fundamento de la verdad” (1Ti 3,159.

San Cirilo de Jerusalén (313-350), obispo de Jerusalén y Doctor de la Iglesia

18ª Catequesis a los Iluminados, 23-25

Por Fé explicada

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.